Cartagena de indias - Colombia
Lunes 18 Diciembre de 2017

Ediciones anteriores


Iniciar sesión

Ciudadania y Transformacion Social

Un titulo que suena a cátedra política ,pero que para lo que nos ocupa hoy, simplemente es la pretensión de provocar una reflexión acerca de la critica situación política por la que atraviesa nuestra nuestra ciudad.
Dadas las actuales circunstancias que nos van a llevar a elecciones atípicas,nos debemos preguntar seriamente si en verdad hay una ciudadanía cualificada políticamente para asumir las transformaciones que nuestro corralito de piedra clama a grito herido.
Lo que uno alcanza a ver es una fiesta por llegar al Palacio de la Aduana para asumir según la radio,redes y los corrillos así lo dicen, la bandera de salvación que nos llevará a vivir en tan poco tiempo, las mieles del bienestar social con el que tanto hemos soñado. Nada mas lejos de la realidad.
Cartagena tiene un sino histórico asociado a esclavitud perpetua y saqueo de sus arcas por parte de quienes dicen ser sus dolientes mas comprometidos.
Cartagena, políticamente vive para la coyuntura que le permite a unos llegar a gobernar con el populismo mas rancio y a otros usando las charreteras de apellidos y poder económico.
No se ha visto ni se ve en el horizonte un proceso de ciudadanía transformadora que le ponga limite a tanta aberración política. Solo se oyen y se leen posturas ambiguas, ambivalentes y hasta cínicas frente a lo que nuestra ciudad necesita.
Quienes hoy están en la palestra como eventuales candidatos-as a regir los destinos de la ciudad,si en verdad aman profundamente y les duele la historia que nos agobia, en vez de estar prometiendo puentes donde no hay río; podrían ser si así lo quisieran los adalides de un proceso político social que convoque a la ciudadanía a plantearse una ruta de transformación de las practicas políticas que finalmente nos coloque en una situación libertaria y autónoma sobre nuestra realidad y el futuro por construir.
Nada mas lejos de la Democracia real que ir pregonando desde ya que en un año y un poco mas será posible echar para atrás o desarrollar cambios sustanciales en la politica publica que compromete las arcas del erario distrital.
Nada mas demagogo que hablar de un nuevo programa de gobierno cuando el que está ya tiene comprometido la mayor parte de la contratación o no tiene los recursos necesarios para echar andar en tan poco tiempo.

Flaco favor a esta ciudad y su ciudadanía aletargada cuando salen a prometer que un nuevo amanecer
social habrá en la ciudad cuando sean elegidos alcaldes a sabiendas que solo van a llegar allí para revisar, dar vb, asistir a eventos, reuniones, otorgar ops y otras cositas mas propias del cargo. Lo demas..ya está cocinado porque existe una guardia pretoriana que va a cuidar y defender lo que tanto costó económicamente y como porqué se lo vamos a ceder a un recién llegado así porque así.

Sería mas responsable, honesto y sensato decir abiertamente cual es la realidad administrativa y financiera de la ciudad, que es posible hacer y donde no hay la mas mínima oportunidad de intervenir y con eso ganarían algo clave en política: CREDIBILIDAD.

Estas elecciones atipicas son, si asi lo asumen quienes se lanzan al ruedo, la mejor oportunidad para desatar un proceso de mediano y largo aliento que saque a esta ciudadanía de su ignorancia histórico política para dar el salto a ser una dispuesta a transformar sus practicas en la búsqueda por demás tortuosa, de una Democracia real.

Este es el momento que la historia coloca como una oportunidad mas para corregir el sin rumbo que llevamos y quienes fungen como postulados para este mini periodo de gobierno, generar procesos de empoderamiento social en la ciudadanía para que en el 2019 empecemos a transitar con pasos firmes hacia una ciudad gobernada con justicia social.

Por ahora el panorama es confuso porque solo se ve el ansia de llegar y darse el cache de ser Alcalde de la ciudad que es Patrimonio Histórico y Cultural de la Humanidad. Poco o nada en pensar la ciudad a largo plazo desde la realidad que se tiene para irla transformando con decisiones certeras en materia de seguridad alimentaria, seguridad ciudadana, movilidad, educación publica, salud,recreación y con quien es posible eso? Con una ciudadanía que asume su rol protagonico en los destinos de su terruno para transformarla desde adentro hacia afuera. No con discursos oportunistas. Si con propuestas concretas y sustentadas en la realidad que surge con el trabajo de barrio adentro.
Conclusión: El día que hablemos de lo que es y no de lo que parece, de asumir nuestra realidad sin miedo ese día empezaremos a transformar nuestra realidad.

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.
Este es un espacio de participación de los usuarios Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Blogger

Imagen de canachury

Soy Docente del Distrito de Cartagena, en la IE Juan Jose Nieto-Sede El Educador, hace 20 años.
Egresada de la Universidad del Norte. Con estudios en Democracia, Cultura Ciudadana y Derechos Humanos con el Instituto Luis Carlos Galán para el Desarrollo de la Democracia.
Tuve el grato honor de ser escogida en el año 2004  para participar en un curso de formación académica sobre Cultura de La Legalidad en la Universidad de Georgetown.-U.S.A. También me forme en Victimologia y Atención a Víctimas con la Universidad Javeriana.
Fui Asesora para la Reconciliación en la Comisión Nacional de Reparación durante el proceso de Paz con paramilitares.
He trabajado con Ongs y organismos de cooperación internacional como asesora, tallerista, para temas de Derechos Humanos.