Tortugas de vuelta a casa

27/11/2010 - 20:46

La Tortuga Carey, especie en peligro crítico de extinción, es la única depredadora de la Fragata Portuguesa, especie de medusa gigante que producen grandes quemaduras en la piel.

En un intento por salvar a las tortugas marinas de la extinción y para crear conciencia de su importancia en el mundo marino, el Parque Nacional Natural Corales del Rosario y de San Bernardo y el Centro de Investigación Educación y Recreación (Ceiner), realizaron, este 27 de noviembre, la jornada anual número 12, de liberación tortugas marinas.

Se liberaron 120 tortugas -en edad juvenil y adulta. El lugar escogido fue Isla Tesoro, un área protegida del Parque Corales, considerada también zona intangible por su importancia y belleza biodiversa, pues allí llegan unas mil especies de aves migratorias, cada año y es de las pocas zonas de anidación de las tortugas.

Con la presencia de unas 150 personas, entre ellos niños especiales y de algunas instituciones educativas, de la zona Insular de Cartagena las tortugas regresaron al mar tras varios meses en recuperación y observación. Meses atrás las mimas habían sido capturadas por pescadores y decomisadas por las autoridades ambientales.

Antes de ser liberadas estos reptiles son marcadas en una de sus aletas con placas codoficadas. Además son registradas en una base de datos junto con sus características (peso corporal y talla). De esta manera se le podrá hacer seguimiento de su crecimiento y distribución.

La Tortuga Carey (Eretmochelys imbricata) es considerada por el Libro Rojo de Reptiles de Colombia, en peligro crítico de extinción, lo que significa que enfrentan un alto riesgo de extinción en su estado silvestre y en un futuro inmediato, según la Unión Mundial para la Conservación de la Naturaleza (UICEN). Además es la más capturada por su carne y su caparazón, este último utilizado para la elaboración de accesorios; anillos, pulseras y cucharas que luego son vendidos en el sector turístico de la ciudad.

SU IMPORTANCIA

La importancia de estos reptiles radica en que son las encargadas de controlar la reproducción de las medusas y esponjas, sus alimentos preferidos.
Los arrecifes coralinos son su zona de desarrollo y de alimentación, y en las playas cercanas pueden anidar y construir poblaciones residentes.
Si las tortugas desaparecieran habría una sobrepoblación de esponjas, medusas y algas en los meres lo que causaría problemas paras las otras especies marinas, e incluso para el hombre quien ya no podría bañarse en el mar porque las medusas (aguas malas) no lo dejarían.

Aunque la tortugas marinas tienen muchos enemigos naturales el más peligroso es el hombre, por eso es importante tener en cuenta las siguientes recomendaciones y de esta manera minimizar el impacto que les causa.
1. No arrojar basura, ni bolsas al mar, pues casi siempre las confunden con medusas.
2.Evitar la compra de su carne, caparazón u objetos fabricados con ello.
3.Apoyar las campañas de conservación.
4.Denunciar ante las autoridades su comercialización y consumo.
5. Preservar y cuidar su hábitat natural, las zonas de anidación, los mares y océanos.


TAMBIEN TE PUEDE GUSTAR