Amores de cuatro patas

18/08/2013 - 22:24

[inline:1_31.jpg]

La historia de Meghan y LilyBelle supera cualquier guión cinematográfico. Esta niña comparte todos los momentos de su día a día con su perra, y no sólo eso, si no que el can se ha convertido en sus ojos, en sus manos y en definitiva en su seguro de vida.

[inline:2_45_1.jpg]

Meghan Weingarth tiene una alergia muy severa a algunos frutos secos, se trata de una grave afección que podría llegar incluso a causarle la muerte. Además padece un trastorno genético que le provoca crecimiento de tumores en el cerebro y otro órganos vitales. Ante estos problemas la perrita LilyBelle es el mejor médico para la pequeña.

[inline:3_45_2.jpg]

Este cachorro se ha entrenado hasta especializarse en detectar por el olfato los alimentos que contienen los frutos secos que no tolera Meghan. No solo eso, también está adiestrándose para detectar con anterioridad las crisis que sufre y así poder consolarla de una mejor manera. Lily, mete su pata en el bote de comida que va a comer Meghan y así comprueba si la puede consumir o no.

[inline:4_5_3.jpg]

LilyBelle acompaña a Meghan las 24 horas, asiste a sus clases de ballet, permanece en el borde de la piscina mientras la niña se da un baño, es una más en las vacaciones y duerme con ella cuando tiene que ingresar en el hospital.

[inline:5.jpg]

[inline:6_1.jpg]

[inline:7_46_2.jpg]

[inline:8_46.jpg]

_____________________________________________________________________________________
PARA REFLEXIONAR

[inline:11_1003844_358967647562113_1109343473_n.jpg]
Oso polar pretende empujar el barco que ha invadido su hogar

[inline:12_amor_verdadero.jpg]
Amor verdadero

[inline:13_069317_177601275749231_1825524827_n.jpg]

[inline:14.jpg]

[inline:15.jpg]

[inline:16.jpg]

[inline:17.jpg]

[inline:18.jpg]

[inline:19.jpg]

[inline:20.jpg]

[inline:21.jpg]

[inline:22.jpg]

[inline:23.jpg]


TAMBIEN TE PUEDE GUSTAR