El reto del 21 de Septiembre: Magisterio Humano.

02/09/2018 - 22:01

El 21 de Septiembre todos los docentes del sector público sindicalizados por un lado, y por el otro los trabajadores(as) también afiliados a sindicatos que se agrupan en la CUT, vamos a elegir y somos elegibles para  cargos directivos y de representación  en FECODE,CUT  hasta la organización sindical de base que nos representa en el Departamento de Bolívar: SUDEB (Sindicato Único de Educadores de Bolívar).

Estas elecciones prometen ser históricas porque quizás sea la primera vez que están en el ruedo electoral  varios colectivos que para el caso del SUDEB plantean como punta de lanza en su campaña: Democratización de nuestra organización sindical. Y Porque esa propuesta? Es que un Sindicato no es la micro representación de la Democracia Participativa y Representativa de un país? Pues no siempre es así. No siempre.

En el SUDEB  al mejor estilo de lo que tanto cuestionamos en la política tradicional, una organización política con representación en el magisterio  logra la mayoría para la asamblea estatutaria legislando en causa propia  y con esto servido en bandeja  no  fue difícil  establecer la hegemonía política sin mayores posibilidades para el relevo generacional y/o espacios de participación para minorías expresadas en los organismos de dirección.

Han sido más de 25 años en estas prácticas a todas luces incoherentes e inconsecuentes con la misión y la visión que toda organización gremial debe tener  de cara a que desde los movimientos políticos alternativos son y representan, pero hoy tenemos una oportunidad para ponerle un límite a esa práctica lesiva para la política sindical de un gremio que ya de por si es de los más golpeados por los gobiernos de  turno.

Para estas elecciones  está caminando dentro del gremio el colectivo  MAGISTERIO HUMANO como una alternativa para llegar a los diferentes estamentos de la CUT-FECODE-SUDEB a nivel nacional , regional y  con la firme decisión de representar una forma diferente de  trabajar que nos lleve hacia  un sindicalismo sociopolítico  y por eso abanderamos propuestas tales como:

  • Tener las mayorías calificadas en el Plenum Departamental para que desde allí se revisen los estatutos y quede expresa la NO reelección indefinida. Dos períodos es suficiente antes de adquirir vicios de poder.
  • Lograr que se institucionalice una REVISORIA FISCAL  que nos permita a los maestros(as) conocer  en qué y cómo se han invertido nuestros aportes. Esto se acompaña con la buena práctica de hacer rendición de cuentas anual de manera pública.
  • El Centro de Estudios e Investigación Docente  (CEID) está llamado a ser un escenario  para generar formación política  desde una óptica pluralista, lejana a sectarismos y hegemonías ideológicas políticas. Es imperativo que haya más maestros(as) formados para actuar en la política de manera  coherente y  sin  el sesgo partidista de las mayorías.
  • El tristemente  célebre servicio de salud de los maestros(as) requiere ser revisado al tenor de la concepción la salud como derecho y no  mercancía. Un centro ´médico que atienda de manera integral la prevención e intervención oportuna de enfermedades de alto riesgo y las del orden profesional.
  • La salud emocional y buenas prácticas de vida sana deben ser objeto del SUDEB para ello se requiere adquirir una sede recreativa propia donde podamos practicar deportes, recreación dirigida, juegos de salón, gimnasio, eventos pedagógicos, celebraciones, restaurante, cafetería, cabañas para vacaciones y todo aquello que ahí nos permita encontrarnos como colegas junto con la familia si así lo deseamos.
  • Nuestros colegas del Decreto 1278 hoy requieren no solo toda nuestra solidaridad porque el gobierno está decidido a convertirlos en profesionales con serias limitantes para avanzar en su escalafón , sino que también están expuestos a  toda suerte de presiones laborales y económicas  para poder tener la calificación necesaria en la famosa evaluación de desempeño, por eso creemos que urge generar espacios de actualización, acompañamiento y  asesoría pedagógica que les permita tener más empoderamiento de su quehacer pedagógico.
  • Estamos dentro de la implementación del Proceso de Paz y es en  la escuela donde debe gestarse una cultura para la Reconciliación y la sana convivencia en medio de la diferencia, con la diferencia y por la diferencia. Es incoherente y atentatorio de nuestra misión replicar en nuestro trabajo el conflicto sin oportunidad para aprender del mismo. Vamos por una corriente pedagógica que trabaje la escuela como territorio de Paz.

MAGISTERIO HUMANO  asume estas banderas más allá de las circunstancias, se nos quedan  otras en el tintero y confiamos  que hacia adelante sean muchos los colectivos que quieran compartir esfuerzos y acciones políticas en favor de lo que somos en clave de calidad: MAESTROS(AS)…que no es lo mismo.


TAMBIEN TE PUEDE GUSTAR