Cartagena de indias - Colombia
Viernes 02 Diciembre de 2016

Ediciones anteriores


Iniciar sesión

El Sabor Dulce Amargo del Paro de Maestros.

EL SABOR DULCE AMARGO DEL PARO DE MAESTROS.

Difícil es describir  ese sabor dulce amargo que queda en el espíritu y la mente, después que los resultados de las  metas trazadas no resultan de acuerdo con  estas.

Sin embargo, es este el sabor que quedó, tal vez en la  inmensa mayoría  de quienes hacemos parte del magisterio nacional, ante el intempestivo y desconcertante levantamiento del paro de educadores que se inició el pasado 22 de abril y culminó el pasado 7 de mayo del año presente.

Una lenta y delicada forma de paladear este significativo evento permite identificar este contradictorio y controvertido sabor del “dulce amargo”:

Dulce, tal como lo afirma el presidente de Fecode porque 12 % de nivelación salarial en cuatro años es mucho menos mal que cero.

 No obstante, el alcance de este logro  equivale a saborear y contentarse, a manera de ejemplo con  un confite, lejos   de deleitarse con un delicioso postre de una libra, como era la justa  propuesta de los educadores.

Dulce, sin amargo, el cambio de modalidad de la evaluación de los docentes del decreto 1278, la cual pasa de   castigadora a formadora, con tal que los pares evaluadores no le pongan el amargo que muchos de estos acostumbran en diferentes actividades académicas del país.

Dulce amargo el porcentaje de aumento para los docentes escalafonados en el grado 14, al retirarse de la profesión…todo ello a partir del próximo año. Pero amargo es el saborear el pírrico porcentaje de reconocimiento… Después de trabajar toda una vida.

Amargo, por la desigualdad del beneficio que no cobija a quienes se retiran en el presente año, y muy amargo para los docentes del decreto 1278 del 2002, el engendro creado por el presidente  Andrés Pastrana y su ministra de educación para dividir el movimiento magisterial, con el banal pretexto de mejorar la calidad de la docencia, pero estableciendo de salida salarios de  indignidad de vida.

Amargos  son los sabores que deja también la omisión de los tres años de prescolar, por los cuales tanto se luchó, al igual que  la de la omisión del PIB  para financiar con decencia el sistema educativo público.

A estos amargos sabores  hay que sumar “las declaraciones poéticas” del acuerdo de mejorar el sistema de salud de nosotros los maestros, víctimas históricas de los atropellos de los mercaderes del ramo, al igual que el de las reclamaciones en torno al reconocimiento de varios de los derechos laborales de la docencia, los cuales casi nunca son reconocidos sin recurrir a los tribunales, lo cual equivale a perder un mínimo del 30% , en calidad de honorarios al abogado quien hace la reclamación.

Dulces, pero  también con tamaño de confite son los compromisos adquiridos por el gobierno,  a través del Plan Nacional de Desarrollo  de invertir en infraestructura escolar y aumentar el número de plazas docentes en el país; es un confite, que de un momento a otro, o en un descuido,  bien puede convertirse en “una amarga golosina”   si los ministros y el presidente continúan con su prepotencia y abusos de poder.

Pero, de otra manera, tan amarga como la hiel es la actitud de los ministros, en forma especial la del ministro de hacienda, quien al igual que  la ministra de educación pretendió de manera inútil  y  en vano echar la opinión pública contra los maestros, recurriendo el primero al más vil de los chantajes:

“SI  se atiende   la solicitud de los maestros, hay que rebajar el presupuesto asignado al sector salud y al de agua potable”. ¡Semejante desfachatez jamás se había ha visto! ¡Era más fácil  tocar el presupuesto asignado a la guerra fratricida, a la diplomacia estéril y a la  corrupción que se traga el 50% de los impuestos que pagamos los colombianos!

A ello hay que abonar la pusilánime actitud del ministro de trabajo, quien, de acuerdo con su militancia política, de manera teórica debía respaldar la propuesta de los docentes.

Sin embargo, no fue así, pues la reunión del consejo  de ministros, fue  el cerrojo que  selló la posición gubernamental, avalando la  propuesta de los gobernantes, y fortaleciendo la actitud del presidente, quien dejó de “lavarse las manos” en el conflicto y mostrar su verdadero carácter de representante  de los poderosos del país.

Más estas actitudes no deben extrañar a nadie, pues sus acciones son las que corresponden a los representantes del neoliberalismo y del capitalismo salvaje, expresión contemporánea de las sociedades injustas en las cuales los asalariados, los trabajadores de la cultura y en general las personas humildes  somos una mercancía más en el mercado inhumano en  el cual transcurren nuestras existencias

Son estas las condiciones en las que  se desarrolló el famoso “preacuerdo” y en las cuales Fecode firma  el lastimoso acuerdo que todos conocemos,  precisamente cuando el magisterio estaba en  el momento más  alto de la justa protesta! Cuando el triunfo estaba más cerca que nunca, ante la radicalidad del movimiento magisterial, cuando los rectores jamás habíamos apoyado un paro nacional con tanta fuerza, como la que se demostró en esta ocasión!

¿Qué sucedió en esas horas álgidas de las negociaciones? Eso es algo que tal vez  nunca sabremos las bases magisteriales y por lo pronto hay que atenerse a las explicaciones que da la cúpula de Fecode, pues a pesar de  que   importantes sectores de las bases magisteriales, a través de las redes sociales, los medios de comunicación y de manera individual y colectiva, consideran que el paro se le vendió al gobierno no hay pruebas reales que corroboren la verdad de esta afirmación.

Finalmente, dado que el objetivo de este escrito, es  describir el sabor que en nuestros seres dejó el paro hay que escribir  que el dulce, con sabor a azúcar, caña  y “melao”  lo puso  la aguerrida voluntad de l@s maestr@s quienes demostraron su inquebrantable decisión de  conseguir sus más  caras y necesarias reivindicaciones sociales y laborales, lucha que le valió la dulce compañía y el apoyo del pueblo trabajador de Colombia, de los más importantes medios de comunicación, de los padres y madres de nuestras escuelas.

Así, una vez más, el Movimiento Magisterial de Colombia  escribió una de las más bellas  lecciones de lucha por la justicia social en este país plagado de injusticias, lucha que demostró las delicadas situaciones sociales y laborales de nuestro gremio  y mostró  la cara más mezquina  y   mentirosa de un Estado y  de un gobierno que quiere hacer de “Colombia la más educada” sólo con avisos televisivos y declaraciones por los otros  medios.

 Empero la política siempre ha sido la de pisotear y negar la dignidad de los maestros, lo único que jamás podrá arrebatarnos, pues las modestas conquistas conseguidas por el gremio, mediante   más de 60 años de lucha, la política del neoliberalismo se las llevó en un solo soplo de injusticias y atropellos

Sin embargo, ante las injusticias, el atropello, el abandono y los errores en la lucha no hay que desmayar. Adelante maestros! No hay camino… se hace camino al andar.   

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.
Este es un espacio de participación de los usuarios Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Blogger

Imagen de uellesq

Ubaldo José Elles Quintana es una persona estudiosa amante del periodismo; es ambientalista también y por ello considera que el mejor amigo de los ambientalistas es el periodista , por cuanto por misión y proyecto de vida luchan juntos por conservar el patrimonio natural y cultural de la humanidad. Es doc ente con maestría en educación e historiador por haber estudiado Ciencias Sociales y tener a su haber la autoría de 15 libros sobre el patrimonio natural y Cultural de Cartagena Es colaborador de El UNIVERSAL, hace más de 20 años y ha incursionado también en el periodismo ecológico con el programa LA TERTULIA ECOLOGICA ganador de un premio distrital.

Últimos comentarios

uellesq

Apreciado señor Guillermo Lozano, cordial saludo. Gracias por sus palabras de apoyo.
considero que el sector turístico, del cual ud . es un importante agente, no debe perder esta oportunidad...

Fiestas de Independencia 2: El Carnaval del Gran Caribe.
uellesq

Gracias Guillermo por tus valiosas informaciones sobre la vida de nuestros artistas.
Abrazos :UBALDO.

Ochenta Salseros Inmortales ( 7 ): Salsas Románticas Inolvidables. .
uellesq

Hola, Adolfo, cordial saludo.
Las cuatro notas anteriores de Ochenta salseros y 160 Salsas Inolvidables, al igual que todos mis escritos, están disponibles en este medio.
Haz clic, en...

Ochenta Salseros Inmortales ( 5): 160 Salsas Inolvidables.
uellesq

Miles de excusas presento a mis lectores con el salsero 61 Papaíto pues anuncié: Mujer de Cabaret y reseñé otro gran "petardo" : Bruca Maniguá, clásico de clásicos

Ochenta Salseros Inmortales ( 4 ) :160 Salsas Inolvidables .
uellesq

Hola Gonzalo, cordial saludo.
En la segunda página de los blogs está la crónica anterior.
Todos mis trabajos sobre música y otros temas están disponibles en el blog PATRIMONIO SGLO...

Ochenta Salseros Inmortales ( 2 ): 160 Salsas Inolvidables .