Indicadores económicos
2017-04-24

Dólar (TRM)
$2.868,89
Dólar, Venta
$2.835,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,52
Euro
$3.069,13
UVR, Ayer
$248,80
UVR, Hoy
$248,84
Petróleo
US$49,62

Pico y placa
2017-04-24

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

5 - 6
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Aumenta clonación de tarjetas en Colombia

Según la Dijín (Dirección judicial de la Policía), esta cifra es levemente superior a la del año pasado, cuando se registraban 98 reclamos mensuales por este hecho.

Sin embargo, éste se ha convertido en un tema vedado por los establecimientos bancarios, y pese a ser un delito tan frecuente, que de acuerdo con datos de la Dijín, llevó a que el sector financiero perdiera más de $20.000 millones en los últimos cuatro años, ni la Asobancaria ni la Superintendencia Financiera cuentan con estadísticas sobre este flagelo, incluso fuentes internas dicen que son tan pocas las reclamaciones que se reciben por este concepto, que debido a ello no son contabilizadas.

No obstante, las consecuencias de los delitos informáticos, donde además de clonaciones se incluyen robos de identidad, tráfico de bases de datos, entre otros, son mucho mayores, pues el Grupo de Investigaciones Tecnológicas de la Dijín tan solo logra recopilar 60% de las denuncias por este flagelo, mientras que el 40% restante lo recibe la Fiscalía General de la Nación, sin contar a las personas que nunca realizan una denuncia formal.

Pero lo cierto es que cada vez es más común escuchar, entre la gente, quejas e historias sobre personas que han sido víctimas de clonaciones de tarjetas.

De acuerdo con el defensor del Consumidor Financiero de entidades como Av Villas, Hsbc y Davivienda, Carlos Mario Serna, entre los fraudes informáticos, el mayor número de quejas se reciben por clonaciones de tarjetas, mientras que los delitos, en los que los usuarios reciben correos que los llevan a digitar sus datos en páginas web falsas, bajo una modalidad conocida como “fishing”, han presentado una reducción significativa este año.

“En mi percepción, las clonaciones han aumentado sobre todo en lo relacionado con tarjetas débito, cuando los usuarios hacen compras y pagan en los establecimientos comerciales, mientras que los fraudes en los cajeros sí han disminuido”, asegura Serna.

Y es que aunque existe conocimiento entre las entidades bancarias sobre los establecimientos comerciales y restaurantes del país donde es común la clonación de tarjetas, los bancos suelen guardar esta información en una especie de `libro negro` del comercio, y no la revelan para evitar pánico entre los usuarios.

El vicepresidente Económico de Asobancaria, Daniel Castellanos, asegura que en algunas oportunidades, luego de realizar el análisis de cada caso fraudulento, se logran identificar los lugares donde repetidamente se están realizando clonaciones y las entidades bancarias suelen contactar a la Policía, con el fin de que sea ésta la que tome las medidas pertinentes.

Castellanos asegura que cuando se repite esta práctica en un mismo comercio suele suspenderse el servicio de datáfonos en el lugar.

De acuerdo con información de la Dijín, en lo corrido del año, 112 personas han sido vinculadas a hechos relacionados con clonación de tarjetas, lo que representa un incremento de 30% frente a la misma fecha del año pasado, cuando se realizaron 87 capturas por este delito.

Sin embargo, el Grupo de Investigaciones Tecnológicas lidera hoy 70 investigaciones por este tipo de fraudes, es decir, un incremento de 600% frente a las cifras de hace cinco años.

El panorama en cuanto al fin de la clonación para los próximos años no es muy prometedor, pues mientras se espera que en 3 años todas las tarjetas migren al sistema de chips, los delincuentes seguirán haciendo de las suyas y el sector bancario seguirá viéndose afectado.

-¿Qué hacer si le clonan la tarjeta?

Muchas veces los usuarios no se percatan de que su tarjeta ha sido clonada hasta cuando reciben el extracto del mes en el que se percatan de la irregularidad en los pagos.

Sin embargo, para evitar esto, los bancos han puesto en marcha un sistema mediante el cual el cliente recibe en su celular un mensaje de texto segundos después de haber realizado una operación en su cuenta, con lo que se puede percibir rápidamente si está siendo víctima de este delito.

En la mayoría de los casos, estos mensajes se reciben de manera gratuita.

Según Asobancaria cuando se identifique un movimiento extraño en la cuenta del usuario, los primero y más urgente es informar al banco y cancelar la tarjeta, con el fin de evitar que se sigan realizando operaciones fraudulentas.

Por lo general, las investigaciones por este delito toman entre 8 y 15 días en ser realizadas, lapso en el que el cliente recibirá de vuelta su dinero, en caso de comprobarse que efectivamente se trato de una clonación.

Hay casos en los que el banco no acepta las reclamaciones de los usuarios, pues considera que se trató de un descuido por parte de éste.

El caso más común de este tipo es cuando el cliente accede a los servicios por Internet desde un computador considerado como “no seguro”, pues comúnmente este tipo de servidor cuentan con programas espías que permiten robar las contraseñas de los usuarios.

Daniel Castellanos, de Asobancaria, dice que, en cajeros automáticos, los delincuentes además del copiado de la banda, deben capturar la clave del cliente, para lo cuál instalan pequeñas cámaras de vídeo, por lo que es muy importante que el usuario tape la clave cuando la digite, así, aún cuando el delincuente cuente con la información de la banda magnética, no podrá realizar retiros o transacciones si no conoce la contraseña.

Los chips

Las herramientas para evitar las clonaciones de tarjetas han sido dadas poco a poco en el mercado.

Inicialmente, a 2008 se obligó a todos los establecimientos comerciales a renovar sus datáfonos, mientras que en un lapso de tres años se espera que todas los bancos incorporen el chip en sus plásticos.

Marina Acosta, director Chip Product Management de MasterCard para Colombia, dice que las tarjetas con chip ofrecen el más alto grado de protección contra fraude o falsificación, por cada transacción que se realice con ella, se realiza una verificación de uso y validez de la misma.

La tecnología chip es altamente sofisticada, lo cual hace que la falsificación de un chip o una tarjeta sea costosa y difícil”.

Sin embargo, actualmente las tarjetas que tienen chip también vienen con banda magnética, por lo que aún se mantiene el peligro de clonación.

 

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese