Indicadores económicos
2017-08-22

Dólar (TRM)
$2.994,39
Dólar, Venta
$2.898,00
Dólar, Compra
$2.740,00
Café (Libra)
US$1,50
Euro
$3.515,41
UVR, Ayer
$251,75
UVR, Hoy
$251,74
Petróleo
US$48,51

Estado del tiempo
2017-08-22

marea

Marea min.: -7 cms.

Hora: 06:24

Marea max.: 18 cms.

Hora: 23:52

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 16 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-08-22

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

9 - 0
Taxis
7 - 8
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Reapertura del Museo Napoleónico de Cuba

Napoleón renace en Cuba con la reapertura el viernes, después de tres años de remodelación, del Museo Napoleónico de La Habana, la mayor colección imperial expuesta fuera de Europa en un país donde nunca estuvo el Emperador pero en el que desata pasiones. 

En los cuatro pisos de uno de los más prestigiosos palacios florentinos de la capital cubana, en la colina de la Universidad de La Habana, el museo Napoleónico muestra unas 8.000 piezas relacionadas con la Revolución francesa, el Consulado y el Imperio. 

La pieza principal, dentro de la colección de cuadros, estatuas, trajes y armamentos, porcelanas y bronces, es la máscara mortuoria de Napoleón que fue traida desde Santa Elena por el último médico del Emperador, Francesco Antommarchi, que murió en Santiago de Cuba de fiebre amarilla. 

“No se trata de un monumento a la conquista o de un culto al militarismo”, alertó sin embargo Eusebio Leal, historiador de La Habana, encargado desde 1967 de renovar y realzar el inmenso patrimonio cultural y artístico de la capital cubana. 

Este museo excepcional es más bien “una contribución al estudio de un hecho de relevancia universal que concierne a múltiples pueblos, incluida América Latina”, subrayó Leal en la inauguración, al evocar los destinos cruzados de Napoleón, general de la Revolución francesa, del “Libertador” Simón Bolivar y de Francisco de Miranda, héroes de la independencia en países sudamericanos. 

Se trata también de un “extraordinario realce de un patrimonio común”, añadió por su parte el embajador de Francia en La Habana Jean Mendelson, que invitó a la princesa Napoleón, viuda de un descendiente de Jerónimo Bonaparte, hermano menor de Napoleón, a la reapertura de esta “etapa importante” del turismo napoleónico. 

Minuciosos trabajos de renovación tuvieron lugar durante tres años tanto en el edificio como en las colecciones. 

Los mejores restauradores cubanos participaron en la renovación de la Dolce Dimora, la Dulce Morada, construida entre 1926 y 1929 para el político cubano italiano Orestes Ferrara Marín por los arquitectos Evelio Govantes y Félix Cabarrocas, que ya habían trabajado también en el imponente Capitolio de La Habana. 

Esta prestigiosa joya de estilo renacimiento florentino acogió a principios de los años 60 la extraordinaria colección reunida por el hombre de negocios Julio Lobo, admirador ferviente del Emperador. 

Los trabajos de acondicionamiento permitieron especialmente la exposición de trajes y piezas de orfebrería que estaban en peligro por las condiciones climáticas tropicales de La Habana. 

La biblioteca, de 100 metros cuadrados de superficie y madera preciosa en el cuarto piso del inmueble, ofrece un conjunto único de unos 5.000 volúmenes en francés, español e inglés, relacionados con la epopeya revolucionaria e imperial francesa. 

La colección sigue enriqueciéndose pues hasta el presidente cubano Raúl Castro donó al museo un reloj de oro que le ofrecieron en los años 60 como un legado particular de los descendientes de Antommarchi. 

La princesa Napoleón de regreso en Cuba “con cierta emoción y mucha alegría”, donde había pasado algunos días en 1951 con su esposo, contribuyó igualmente al enriquecimiento del museo al donar una parte de una vajilla de porcelana que será expuesta ahora en La Habana, a más de 8.000 km de la Córcega natal del Emperador.

Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese