Indicadores económicos
2017-02-26

Dólar (TRM)
$2.886,52
Dólar, Venta
$2.848,00
Dólar, Compra
$2.680,00
Café (Libra)
US$1,66
Euro
$3.062,30
UVR, Ayer
$244,39
UVR, Hoy
$244,48
Petróleo
US$53,99

Estado del tiempo
2017-02-26

marea

Marea min.: -14 cms.

Hora: 03:53

Marea max.: 13 cms.

Hora: 10:54

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 29 a 33 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1,3 a 2,5 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 24 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-02-26

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

-
Taxis
-
Motos
- - - -

Héroes, virtudes y defectos

Hace 190 años, una batalla librada en el puente sobre el río Teatinos, cerca de Tunja, fue el comienzo de la independencia de las colonias españolas del norte de Suramérica.

Allí se batieron dos ejércitos, uno dirigido por el libertador Simón Bolívar y el otro al mando del realista José María Barreiro. El primero, compuesto por criollos, mulatos, mestizos, zambos, indígenas y negros que aprendieron de la guerra en las propias batallas. El segundo, un segmento disciplinado de la tercera división del Ejército Expedicionario de la Reconquista, lo formaban soldados experimentados de infantería, caballería y artillería.
El enfrentamiento comenzó a las 2 de la tarde y acabó a las 4, dejando más de 100 realistas y 13 soldados patriotas muertos, y a 1.600 soldados realistas prisioneros.
Además de marcar la libertad de Colombia, Venezuela, Ecuador, Perú y Bolivia, la Batalla de Boyacá dejó una enseñanza escrita con sangre y valentía: el poder de la unidad y la fuerza que proporciona la lucha por una causa legítima.
Los historiadores de nuestra independencia optaron en su mayoría por narrar en términos épicos este período glorioso, pero prefirieron limitarse a reseñar muy tímidamente lo ocurrido en los años que siguieron, cuando comenzaron las pugnas internas y el enfrentamiento agrio entre quienes habían compartido el esfuerzo y el heroísmo en el puente de Boyacá: Bolívar, comandante general de las tropas, y Santander, conductor de la vanguardia.
El contraste entre la época final de la Campaña Libertadora de 1819 –setenta y siete días de trayecto militar cruzando los Llanos de Casanare, la cordillera de los Andes y las tierras de Tunja, luchando contra el clima, las enfermedades y el ejército realista– y el siguiente período de intrigas por el poder, debería servir no sólo para entender a cabalidad las bases que formaron estas repúblicas, sino también para explicar la historia contemporánea.
La propia Campaña Libertadora es una muestra de liderazgos mesiánicos, encarnados, además de Bolívar, en los cacicazgos políticos de Páez, Arismendi y Meriño, que seguramente se necesitaban en esos momentos coyunturales para asegurar la independencia, pero que luego impidieron la consolidación de repúblicas pluralistas y plenamente democráticas.
Tras la derrota en Boyacá, y la estampida de las autoridades en Bogotá, el Virrey Sámano intenta restablecer el gobierno español en Cartagena, apoyándose en el clero, y fueron las ambiciones personales, intrigas, pactos y convenios, las que retrasaron la consolidación de la libertad y marcaron demasiado la esencia nacional hasta nuestros días.
Es justo, entonces, reconocer el heroísmo de quienes nos libertaron batiéndose con brío en el puente de Boyacá, pero también es imprescindible conocer los errores de nuestros héroes, imperfectos como todos los humanos, porque podrían orientarnos para no repetir momentos tristes de nuestra historia.
Enarbolemos hoy la bandera colombiana con orgullo, como tributo agradecido a quienes se jugaron la vida para que hoy disfrutáramos de la libertad, y dejemos de lado la parte oscura de su misión, sus tentaciones caudillistas, para construir esa patria soñada, donde todos tengamos las mismas oportunidades de vivir felices.

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Gracias por la informacion

Gracias por la informacion tan bien presentada, pero no estoy de acuerdo. A lo mejor hemos bebido de fuentes diferentes. Yo entieno que la batalla del puente de Boyaca no fue una batalla sangrienta. En realidad solo hubo DOS muertos (al parecer por accidente o por un infarto uno de ellos). La verdadera matanza ocurrio dias antes en el Pantano de Vargas cuando los once lanceros que resguardaban a Bolivar acabaron con el ejercito realista. Vamos a ver si un erudito viene a ayudarnos antes que yo encuentre mis libros.

Muy interesante el articulo,

Muy interesante el articulo, la historia registra que hubo, 18 muertos y 50 heridos por parte del ejercito patriota, y no encuentro un dato exacto de los muertos realistas, solo la captura de 1.500 realistas, lo cierto es que hubo más de 150 muertos de los realistas, para esos tiempos era mucha sangre, el ejercito estaba formado en su mayoría por mestizos, criollos, no habían negros porque no se había proclamado la libertad de estos. Solo en la guerra de seseción en los Estados Unidos fueron utilizados los negros en las batallas.

La batalla del pantano de

La batalla del pantano de vargas, muy importante dejó 500 muertos de los realistas y 350 de los patriotas, realzamos el valor de los 14 lanceros del Coronel Rondon, los únicos que no murieron de frío cuando pasaron el páramo de pisba y paya, la mayoría del ejercito eran nativos de Paya, Pisba, Sogamoso, Duitama, Belen, Santa Rosa, Corrales, Gámeza, Tibasosa, Tunja, además de la legión Britanica al mando del Coronel Rook que murío 3 días despues del combate; Pero hay un mito y es creer que 14 soldados mataron a 500 realistas, la historia está mal contada.

Con estos comentarios,me

Con estos comentarios,me quedo mudo por el momento,porque encierran muchas verdades. buli.

Hay un dato que se me pasó

Hay un dato que se me pasó por alto y es que, el 7 de agosto fué un día muy lluvioso, los arcabuces se cargaban por la boca ( abancarga) no se podía cargar lloviendo se mogaba la polvora así que la mayoría de muertos y heridos fué con las bayonetas y sables, muy pocos por disparos, por eso se les capturó gran cantidad de arcabuses, para que sirven si no se puede cargar con tanta lluvia y frío.

Otro dato importante los

Otro dato importante los realistas se hicieron fuertes en Santa Marta y Pasto, ellos quería seguir bajo el yugo de los Españoles, el pobre General Nariño estuvo a punto de ser fusilado, lo salvo su corage arengandolos desde un balcon. Cordoba se opuso a traer un Rey para que gobernara, y los mismos soldados lo mataron por sublevado, después de este vil asesinato nadie volvio hablar de traer reyes.

Claro que Rondon era un

Claro que Rondon era un sargento al mando e la escolta, los lanceros eran los mejores soldados y eran usados para proteger al general. Cuando Bolivar vio la cosa fea le dijo a Rondon, ordene la retirada que nos vamos, esto ya se perdio. El sargento respondio, pero mi general ni mis lanceros ni yo hemos peleado aun. A lo que Bolivar respondio (con ascenso y todo): Coronel, salve usted la patria. Y asi lo hizo. Amarro las colas de los caballos con lianas o cabullas y formo una barredora humana. Los caballos pasaron entre los enemigos tumbandolos, mientras que los soldados patriotas los remataban.

Debo insistir en que los

Debo insistir en que los muertos de la batalla de Boyaca fueron minimum. Los historiadores han tratado de agregar mas muertos de los habidos para incrementar el valor historico, lo cual es incorrecto. Yo escribi in papel cuando estaba activo como militar sobre la batalla de Boyaca e hize una invesigacion exhaustiva que lamentablemente no se puede publicar en 500 caracteres.

Rondon uso el rejo que se

Rondon uso el rejo que se hace con el cuero de la res, entre más arisco mejor el rejo; Las armas eran, arcabuzes, picas, lanzas, bayonetas y los cañones que se carcaban por la boca. Logico que cada uno de los historiadores tiene una versión, lo cierto es que Barreiro huía para encontrarse con el Virrey Juan Sámano pero no logró pasar el rio teatinos que estaba crecido y el único vado era por ese sitio, se apilaron y los coronaron, estoy de acuerdo con el excoronel Negrete no hubo muchos muertos porque fué imposible usar las armas de fuego, con tanta lluvia,no se puede cargar porque se moja la pólvora negra y corra.

Bravo por el editorial y los

Bravo por el editorial y los comentaristas historiadores,nada mas hermoso que nuestra historia patria,
"Enarbolemos hoy la bandera colombiana con orgullo, como tributo agradecido a quienes se jugaron la vida para que hoy disfrutáramos de la libertad" palabras hermosas pletoricas de amor patrio,pero no quiero ser aguafiestas,si vienen los soldados yankis en la cantidad que anuncian,sera este el ultimo año de nuestra libertad, je je se acordaran de mi .