Indicadores económicos
2018-02-24

Dólar (TRM)
$2.862,01
Dólar, Venta
$2.735,00
Dólar, Compra
$2.755,00
Café (Libra)
US$1,38
Euro
$3.531,72
UVR, Ayer
$253,84
UVR, Hoy
$253,89
Petróleo
US$61,90

Estado del tiempo
2018-02-24

marea

Marea min.: -21 cms.

Hora: 23:55

Marea max.: 17 cms.

Hora: 06:43

Dirección viento: Noreste

Intensidad viento: 9 a 28 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.5 a 2.5 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2018-02-24

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

No aplica

N/A - N/A
Taxis
N/A - -
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

La complicidad de las autoridades

En Colombia, las autoridades tienen una labor dura para mantener el orden público. En Cartagena asesinan a varias personas en cualquier noche, hay raponazos, atracos, venta callejera de drogas, fleteo, prostitución y otras conductas delictivas. La subversión sigue intentando hacer daño por cualquier resquicio dejado sin taponar.

El Estado aumentó dramáticamente sus fuerzas, recuperando el monopolio de la autoridad en buena parte del país, aunque tenemos vecinos que apoyan abiertamente a unas guerrillas que iban en vía de extinción, prolongando el desangre de la nación.
Desde adentro y desde afuera atacaron y debilitaron al DAS, en ocasiones con razones válidas, y ahora los agentes extranjeros, muchísimos adscritos a embajadas y consulados, agitan a las barriadas de las grandes ciudades. Los petrodólares asoman su cara intervencionista aquí y allá en protestas urbanas y rurales, en bloqueos de calles y carreteras.
Las prioridades represivas de las autoridades tienen en último lugar a ciertas conductas aparentemente “inofensivas”, pero perjudiciales para la salud social, entre estas, la epidemia de consumo de alcohol entre la juventud y la consecuente producción de ruido que se tomó a Cartagena, sin que se controle esta enfermedad que galopa muy por delante del desgano de las autoridades.
La perturbación de la tranquilidad ciudadana mediante el alcohol es evidente, especialmente a través de los picós de las barriadas y los equipos móviles que suenan desde los autos de los jóvenes acomodados. Y ahora se les sumaron algunos barcos de turismo.
El Distrito y la Policía tienen muchas de las herramientas para reprimir esta ilegalidad de manera severa, pero no lo hacen. Los vecinos de los picós viven apabullados por los malandros, y se sienten abandonados por el Estado. El EPA hace lo que puede, pero le falta más acompañamiento. Mientras tanto, la represión a los hijos de papi trae presiones temidas por los comandantes.
La Policía termina cohonestando así el delito y envía el mensaje errado a la sociedad y a la juventud: la ley es letra muerta. Lo reafirman a diario los agentes al acudir donde los jóvenes que toman trago en sus carros y ponen música escandalosa, sin hacerles la prueba de alcoholemia de ley. No les confiscan los vehículos ni procesan a sus conductores. A lo sumo, moverán sus bares rodantes a donde los vecinos no llamen a la Policía.
La campaña piloto exitosa y valiente del Coronel Mena en los barrios fue atacada desde adentro en Bocagrande, y los jovencitos intocables volvieron a las andanzas.
La negligencia oficial –repetimos- es una aprobación implícita de una conducta delincuencial pública y visible, que corrompe a la juventud y enseña a la sociedad que las leyes valen nada, porque las incumplen por omisión quienes deberían hacerlas respetar: las propias autoridades distritales, y muy especialmente la Policía.
El Distrito tiene que reconocer la magnitud del daño y liderar una campaña que reverse esta conducta contradictoria e inaceptable, que corrompe los valores que predica como propios.

TEMAS



DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Pero vale, si los mismos que

Pero vale, si los mismos que presionan a mena para que dejen tranquilo a sus hijos, son sus socios de cruces de narcotrafico, asi que.......? No gastes tinta y papel....

Los equipos móviles cuestan

Los equipos móviles cuestan millones y millones de pesos.
No es cualquier joven que está en capacidad de comprar un equipo y no todo padre pudiente alcahuetea a sus hijos para comprarles estos equipos.
Ciertamente, debe haber algún negocio torcido detrás para hacerse a tan costosos equipos y maquinas e invalidar la acción de la Policía y de la Justicia

Se debe modificar la

Se debe modificar la legislacion sobre este asunto . En algunos paises , el carro con altoparlantes ruidosos recibe un comparendo , si persiste en esa conducta los equipos de sonido son confiscados y destruidos . En cuanto a las personas que tienen apartamentos con picos que no dejan dormir a los vecinos , reciben una primera advertencia , si persisten en esa conducta , la policia en una segunda ronda , les quita el suministro de energia, decomisa los equipos y los responsables del exceso de ruido son detenidos por 24 horas y multados

DE ACUERDO SR DIRECTOR AQUI

DE ACUERDO SR DIRECTOR AQUI LO QUE FALTA ES AUTORIDAD MANO DURA Y YA QUE SE ACACBE TANTA ALCAHUETERIA,IGUALMENTE HAY ESTAN LAS GRUAS DEL TRANSITO QUE DEJAN MUCHO QUE DECIR,EXISTEN SEÑALES DE PROHIBIDO PARQUEAR HAGANLES COMPARENDOS Y POR EL ESTADO DE EMBRIAGUEZ LLEVENSE LOS VEHICULOS A LOS PATIOS Y ASI APRENDERAN A COMPORTARSE ESTOS NIÑITOS DE PAPI Y MAMI .AUTORIDAD SRES.

Celebro el editorial asi sea

Celebro el editorial asi sea insuficiente en requerimientos a las “autoridades” que pisotean corruptamente el deber jurídico de impedir la exitosa empresa de sicariato y demás delitos perpetrados a bordo de la industria del mototaxismo. No se ajustan las excelentes voces de la columna a presionar a los bandidos de cuello blanco y escolta, para que adecuen su labor institucional para hacer eficaces las garantías fundamentales que le pertenecen a la sociedad que roban y no regentan acorde a los fines esenciales del estado.

A las catervas ronelegidas, estando en posibilidad de gobernar y no de saquear el erario, impunes por supuesto, dentro de un estado social de derecho y de justicia, se les impone el deber constitucional y legal de evitar conductas delictuales que atentan contra la vida e integridad personal y patrimonial, les cabe perfectamente responsabilidad penal por omisión y quedan sujetas a la pena contemplada en la respectiva norma penal.

hay que poner orden para que

hay que poner orden para que la casa este limpia, tu barres y si no hay orden el tiempo es perdido. lo mismo ocurre con la ciudad, pero el orden se imparte cuando hay amor liderazgo y sentido de pertenencia, pero da la impresión que en cartagena eso no se conoce, entonces a conformarnos a vivir en desorden.

Las autoridades de Cartagena,

Las autoridades de Cartagena, especialmente las ambientales y contra el ruido son ciegas y sordas, tanto es así que a pocos metros del CAI del laguito existe un burdel disfrazado de Pizzeria el cual pone a todo volumen todas las noches hasta pasadas las 3 de la mañana afectando la tranquilidad y el buen dormir de los vecinos de los alrededores … y no pasa nada ni quien haga nada