Indicadores económicos
2017-07-22

Dólar (TRM)
$3.010,77
Dólar, Venta
$2.868,00
Dólar, Compra
$2.680,00
Café (Libra)
US$1,56
Euro
$3.505,13
UVR, Ayer
$251,53
UVR, Hoy
$251,55
Petróleo
US$45,77

Estado del tiempo
2017-07-21

marea

Marea min.: -15 cms.

Hora: 05:41

Marea max.: 29 cms.

Hora: 22:51

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 33 ºC

Pico y placa
2017-07-22

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

Sábados de 7 a.m a 3 p.m

1 - 2
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

La enseñanza de La Niña

Las temporadas climáticas solían ser predecibles. En la Costa Caribe –como hemos anotado otras veces- la “primavera” comenzaba con las lluvias de mayo y abril. Luego había un veranillo entre junio y julio, y comenzaban las aguas copiosas en agosto, que se extendían hasta mediados de noviembre, sin que fuera raro un último aguacero –el “barremonte”- en diciembre, cuando comenzaba el verano.

En ese entonces no tan lejano no habíamos oído hablar de “El Niño” ni de su contraparte, “La Niña”, ni se predecía el estado del clima, ni las mareas preocupaban a nadie, más allá de los capitanes de barco en aguas llanas.
No se derretían los hielos de los polos ni de los picos de las montañas más altas, porque, como todo el mundo sabía, eran perpetuos. El mundo se percibía con parámetros absolutos, inmodificables, y las excepciones climáticas sólo servían para confirmar las reglas.
Las siembras de pancoger se hacían en fechas predeterminadas, con exactitud casi matemática. En la Costa Caribe los campesinos quemaban el 20 de marzo los montes tumbados desde diciembre, y sembraban el maíz en los primeros días de abril, con la certeza de que si no había llovido aún, llovería sin que se perdiera la semilla.
Cada año los cambios climáticos son más drásticos, y las lluvias excesivas de 2010 en la Costa Caribe, que ya han hecho más daño que en cualquier otra época anterior, están pronosticadas hasta enero, cosa imposible hace pocos años, cuando el clima seguía un orden conocido.
Así como nos azota una temporada de lluvias que destruye casas, cosechas, ocasiona derrumbes y presagia escasez y carestía de algunos víveres, podríamos tener veranos –es decir, sequías- igual de violentas.
No olvidemos que antes de que La Niña nos inundara, el Río Magdalena y el Canal del Dique estaban casi secos y peligraba el agua para potabilizar en Cartagena. El Universal publicó varias fotos mostrando lugares donde el Río Magdalena se podía atravesar a pie.
La lección que nos dejan el verano extremo y las lluvias excesivas –coincidentes en 2010- aparte de que la certeza climática se acabó, es que tenemos que prepararnos para el agua en exceso y las sequías prolongadas. ¡Cualquier cosa podría ocurrir!
Los programas de vivienda de interés social y relocalización de barrios en riesgo tendrán que apurarse en el campo y en las ciudades para estar a salvo de crecientes y de mareas altas; la infraestructura rural y urbana tendrá que ser reforzada con esmero y con calidad; y en el campo se debería poder almacenar agua para regar.
Estos riesgos climáticos tremendos demandan líderes responsables y visionarios, al igual que funcionarios probos, pero de ambos hay pocos, por lo que la ciudadanía tendrá que votar con mucho más cuidado y exigirles mucho más a los ganadores. La corrupción es un tsunami más dañino que El Niño y La Niña.
En el caso de Cartagena, los electores deberían volver a elegir una administración seria y comprometida, que construya sobre los logros de ésta y corrija sus yerros.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

“Esto es Crónica de una

“Esto es Crónica de una muerte anunciada”, si bien es cierto que a los fenómenos naturales nadie los puede controlar , en gran parte se pueden predecir y aun mejor tomar los correctivos y prepararse buscando minimizar los daños y consecuencias, siempre se esta acostumbrado salir corriendo como los Sparring con la cartulina en la mano (Popular Chancleteo), espero que esto deje una gran lección y se estudie y tome los correctivos para futuras ocasiones y no terminar simplemente con un mercadito y una colchoneta debajo del brazo, la lección debe ser bien aprendida por todos, Alcaldía y sus organismos de control no permitir construcciones ilegales, tener planes reales de contingencias, no permitir construcción de edificios en lugares sin medir el impacto, ciudadanos no arrojando basuras en caños ni cunetas, no construyendo en lugares de alto riesgo, no permitir el robo de las tapas de alcantarillas.

Es el momento de aprovechar

Es el momento de aprovechar las obras que se están realizando en la ciudad y hacer drenajes y desagüe suficientes para ayudar a la ciudad a evacuar correctamente las lluvias y no crear pozos de aguas que al final destruyen el pavimento y son causales de accidentes, trancones, imprudencias de todo tipo

ME SUMO A ESTE ESPACIO DE

ME SUMO A ESTE ESPACIO DE REFLXION, CON UNA ENSEÑANZA MAS QUE NOS DEJA LA NIÑA, LA VIGENCIA DE LA "LEY DE LA CAUSALIDAD".
PUES SI, ES QUE MUCHOS DE LOS FENOMENOS NATURALES QUE HOY NOS AZOTAN , SON CONSECUENCIA DE LOS DESMANES DEL HOMBRE CON EL MEDIO AMBIENTE, OBTENIENDO COMO RESPUESTA EL CAOS EN EL QUE ESTAMOS. Y ES QUE PARA SEMBRAR UN ARBOL, TENER UN MANEJO ADECUADO DE LOS DESECHOS, Y RACIONALIZAR EL AGUA , NO NECESITAMOS DE LA PARTICIPACION DEL GOBIERNO, ES UN DEBER DE CADA INDIVIDUO CON SU HABITAT.
ASI QUE QUERIDOS CONCIUDADANOS A CUIDAR DE LA NATURALEZA, PARA QUE ESTA NO TERMINE DESTRUYENDONOS MAS TARDE.

Totalmente de acuerdo los

Totalmente de acuerdo los Humanos necesitamos del planeta y la naturaleza, mientras que ella no necesita de nosotros, se auto regula…. Seria buenos ver como en las obras actuales se le pusiera mucha seriedad a la arborización y con el mismo fervor que se va a unas fiestas Novembrinas acudiéramos a la convocatoria de días como el del Agua, de la tierra y sin fin de eventos ecológicos, a la alcaldía también le cabe su grado de responsabilidad en campañas de adopte un árbol o algo por el estilo buscando sensibilizar a la ciudad.

Y NO ME CANSO DE INSITIR, LA

Y NO ME CANSO DE INSITIR, LA HERRAMIENTA FUNDAMENTAL ES EL ORDENAMIENTO TERRITORIAL Y LA INCLUSION DE LAS AMENAZAS COMO DETERMINANTES PARA LA OCUPACION DEL TERRITORIO. Y LO UNICO QUE TIENE QUE HACER LA ALCALDIA ES CUMPLIR LA LEY QUE YA EXISTE DESDE HACE 20 AÑOS PERO QUE A NADIE LE INTERESA CUMPLIR Y TRANQUILIZAN SU CONCIENCIA CON LA ENTREGA DE UNOS MERCADITOS Y UNOS SUBSIDIOS DE ARRIENDO

Sobre todo señor director,una

Sobre todo señor director,una administraciòn que corrija sus yerros sin empecinarse con soberbia de que lo que està haciendo es lo correcto.Votamos por la actual mandataria y lo volveriamos a hacer antes que ver as lo9s filibusteros disparandole a las arcas.
Pero serìa bueno que el gobierno entendiera que las recomendaciones que le hacemos son sanas,en procura de una gestiòn mejor para una mejor ciudad.
En la oficina de atenciòn de desastres hace falta un equipo capaz y realmente comprometido con el tema que les ocupa.Hay ademàs de falta de conocimiento,incapacidad,indolencia,indiferencia ,ineficiencia e ineficacia,comenzando por la cabeza visible,quien no fue capaz de resolver a los damnificxados de santa monica y sectores circunvencinos unas solicitudes de certificaciòn de perdidas para acceder a unos subsidios empresariales.Despuès de bailar elñ indio ahora paso la pelota a la secretaria del interior.

Embuste. El cambio climático

Embuste. El cambio climático está anunciado desde hace unas dos décadas y ni gobiernos locales, regionales, nacionales o globales han hecho algo para minimizar sus consecuencias. Al contrario, la explotación del medio ambiente sigue sin medida ni control, para bien de los dueños de la economía y para mal del resto de la humanidad. Cuando llegan los diluvios, ellos tienen aseguradas sus arcas. Ahora planean dejar a medio país sin agua para saciar su sed de oro.