Indicadores económicos
2017-07-26

Dólar (TRM)
$3.016,55
Dólar, Venta
$2.850,00
Dólar, Compra
$2.645,00
Café (Libra)
US$1,55
Euro
$3.539,24
UVR, Ayer
$251,57
UVR, Hoy
$251,58
Petróleo
US$47,89

Estado del tiempo
2017-07-26

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 08:48

Marea max.: 17 cms.

Hora: 01:12

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 9 a 23 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-07-26

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2 -
Taxis
1 - 2
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Transparencia vs corrupción

A lo largo de este año, los colombianos vimos con sorpresa e indignación el espectáculo de los escándalos más grandes de corrupción, cada uno tanto o más aterrador que el anterior. Así, cualquiera creería que este es un país con un porcentaje grande de malandrines.

No es una situación novedosa, porque de la corrupción se habla hace décadas y muchas de las denuncias se olvidaron en los anaqueles de los organismos de control y los despachos judiciales.

La oleada de escándalos nuevos se debe no solo al descaro de los pícaros de hoy, sino también a los instrumentos tecnológicos, que permiten detectar las anomalías entre el mar de documentos inherente a los contratos del sector público, cosa que antes era una proeza.

También se debe a que hay cada vez más ciudadanos y organizaciones civiles de control a la gestión pública, que verifican si los recursos estatales se usan con eficacia y honestidad.

A pesar de todo, la lucha contra la corrupción apenas comienza y debe fortalecerse mucho más, sobre todo con la participación de más y más ciudadanos. Muchos parecen indiferentes a los malos manejos y a los arreglos ilegales, como si fueran normales.

La mejor barrera contra los corruptos es una ciudadanía informada y atenta, complementada por una justicia seria, valiente e imparcial.

Si entre los ciudadanos prevalece la certeza de que el Estado no es capaz de asegurar la claridad y eficacia de sus inversiones, la desconfianza seguirá aumentando a la par que los comportamientos transgresores, como la evasión de impuestos, la trampa y el engaño, justificados con la tesis de que no vale la pena tributar ni apegarse a las normas en un país donde no se cuidan los recursos públicos.

Hay que reconocer el avance enorme en la publicidad de los contratos del sector público, como garantía de transparencia, pero todavía hay que perfeccionar las herramientas informáticas para que todo el mundo tenga acceso fácil a los documentos sin restricciones diferentes a las que impone la seguridad nacional.

Fortaleciendo el acceso del público a los documentos del Estado, se contribuye además a que las veedurías ciudadanas trabajen con mayor eficacia y sin obstáculos.

Si la documentación completa de cada contrato, licitación, concurso o decisión gubernamental se pone a disposición de todos oportunamente, a los corruptos les quedará muy difícil introducir la trampa en los procesos.

Cuando todos puedan examinar los documentos públicos oportunamente, resultará casi imposible acomodar adjudicaciones hechas a la medida, privilegiar a un solo sector y disfrazar irregularidades, delitos que sólo prosperan en los procesos silenciosos y recónditos, fraguados en la clandestinidad donde también se mueven a sus anchas los delincuentes.

Cuando más veedurías y más ciudadanos puedan intervenir en todas las etapas de los procesos licitatorios y de contratación, las maniobras corruptas serán descubiertas y contrarrestadas rápidamente, antes de causar perjuicios.

Esto, además, obligaría a organismos como la Procuraduría, contralorías, personerías, y de investigación judicial como la Fiscalía, a proceder con igual efectividad y transparencia.

¡Aún les falta mucho!

 

Síganos en Twitter: @ElUniversalCtg

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Señor director,pero resulta

Señor director,pero resulta que de los entes de los que esperamos manejos transparentes para llegar a la comisión del delito,es de donde más corrupción se desprende.
En cuanto a las veedurias,estan siendo utilizadas como mecanismos de chantaje.Averiguan con toda la documentación a su servicio las presuntas irregularidades y cuando tienen detectado el delito,envian emisarios a los comprometidos para negociar las denuncias o no.

A la escritora inglesa Evelyn

A la escritora inglesa Evelyn Beatrice Hall se le atribuye una frase, que ella a su vez le atribuyó a Voltaire: “No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a decirlo”.
Sin importar quién la dijo, la frase resume la esencia de la libertad de expresión, uno de los derechos fundamentales del hombre, cuya preservación debe asumirse sin condiciones.

Es realmente lamentable que

Es realmente lamentable que El Universal se niegue a destapar ESCANDALOS DE CORRUPCIÒN que se dan en Turbaco como por ejemplo:
EL CARRUSEL DE LAS CONCESIONES.
PARQUEADERO LOS CEDROS Y SECRETARÌA DE TRANSITO.
HOSPITALLOCAL TURBACO.
CONCESIÒN DE LAS BASURAS BIOGER S.A.
TRANSHUMANCIA ELECTORAL.

Sr. DIRECTOR los medios

Sr. DIRECTOR los medios también juegan un papel de suma importancia en la LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÒN, lastimosamente tenemos el caso de que su periódico está al servicio de Administraciones CORRUPTAS como la de Turbaco, se prestan para engañar la ciudanía publicando notas sesgadas. (PERIODISMO DE SUBASTA)

Sr. DIRECTOR, por el amor de

Sr. DIRECTOR, por el amor de DIOS en vez de estasr COHONESTANDO a los CORRUPTOS por què mejos no los combate, ayudenos a destapar las ollas podridas que tenemos en Turbaco.
¿dònde està la funciòn social del periodismo????????
SILVIO los tiene comprados.

Quien es el tal Silvio? Debo

Quien es el tal Silvio? Debo hacerle una observación: Parece ser que usted tiene los medios e incluso las pruebas de los malos manejos en Turbaco. El columnista ha expresado su opinión, recuerde la libertad de prensa, pero siendo algo tan puntual como parece tenerlo usted, porqué no denuncia en la Fiscalia y Procuraduría? Porque de ser un simple comentario sin tener pruebas podría tener problemas. Recuerde que el escritor no es ente de control.

Muy buen enfoque, pero

Muy buen enfoque, pero recuerde que uno de los modus operandi que utilizan es la "prescripción", para que salga airoso el delincuente. Nunca van a dejar ver un documento, porque incluso toman la precaución de robarse los discos duros. Las denuncias son para hacer negocios, de otra forma que cantidad de gente que ha causado detrimento estaría pagando aún por sus delitos. Esto no es más que un sofisma de distracción. Pero bueno uno a veces tienen que desahogarse aunque no logre nada.