Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2017-01-23

Dólar (TRM)
$2.927,91
Dólar, Venta
$2.870,00
Dólar, Compra
$2.730,00
Café (Libra)
US$1,67
Euro
$3.112,95
UVR, Ayer
$242,71
UVR, Hoy
$242,74
Petróleo
US$52,42

Estado del tiempo
2017-01-23

marea

Marea min.: -20 cms.

Hora: 00:57

Marea max.: 13 cms.

Hora: 08:38

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 1.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 23 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2017-01-23

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

3 - 4
Taxis
9 - 0
Motos
0 - 2 - 4 - 7 - 8

Dadis interviene en dos casos de insalubridad

-A A +A
 

Un compás de espera y un proceso sancionatorio en contra de dos personas en igual nú-mero de barrios de esta ciudad, fueron impuestos en las últimas horas por el Departamento Administrativo de Salud Distrital (Dadis) después de atender sendas situaciones de insalubri-dad denunciadas por ciudadanos.
Uno de los casos se presentó en el barrio Nuevo Chile, en donde la entidad de salud dio un plazo de 24 horas a la señora Carmenza Fernández Puche para que erradique las condi-ciones de insalubridad con que mantiene parte de los predios de ese sector.
Fernández Puche, residente en el lote 1 de la manzana 2, en varias ocasiones ha sido de-nunciada por tener cerca de su casa una cría de cerdos y gallinas que afectan con sus hedores a los demás residentes.
Al momento de la visita del Dadis, Bernardo Garrido, delegado del ente distrital, encon-tró que, en efecto, cerca de la vivienda había únicamente un cerdo, ya que, de acuerdo con los moradores afectados, en días pasados la mujer se deshizo de los demás animales, al pare-cer, vendiéndolos.
El funcionario constató que la señora Fernández es reincidente desde hace dos años y, por lo tanto, le dio el plazo de 24 horas para que erradicara del lugar al animal que le queda.
Días atrás, los vecinos de las manzanas 1 y 2 enviaron a este diario una misiva mediante la cual solicitaban la intervención del Dadis, expresando su inconformidad con el hecho.

Sobre un canal

La carta afirma que, además de estar atentando contra la salud de los demás residentes, Carmenza Fernández está ocupando ilegalmente el espacio público, dado que entre las dos manzanas está trazado un canal de desagüe de la empresa Aguas de Cartagena, lugar que la moradora tomó para criar “y mantener en pésimas condiciones a sus animales”.
El canal en cuestión, dicen los moradores, viene siendo tomado como basurero por algu-nos vecinos inconscientes, y éste produce roedores, plagas y aguas estancadas, que afectan sobre todo a la población infantil.
“Además —agrega la carta—, se sabe que están totalmente prohibidos en áreas urbanas los criaderos de cerdos y, en general, todo tipo de animales; y, peor aun, en condiciones no aptas, ya que afectan tanto a la comunidad vecina, como a los posibles compradores de dicha carnes, poniendo así en riesgo la salud de seres humanos”.
Los quejosos aprovecharon para solicitar una fumigación en el canal con la participación de las empresas Urbaser, Aguas de Cartagena y la comunidad.
Así mismo, pidieron se gestione con Aguas de Cartagena la construcción de una pare-dilla para cerrar el acceso al canal, como también la instalación de tapas de concreto sobre el mismo, con el fin de evitar el arrojo de basuras, criaderos de animales y estancamiento de aguas.
Los denunciantes aseguraron haber tratado de dialogar en anteriores oportunidades con Carmenza Fernández, pero “(...) se opone a sacarlos (los animales) y muestra una actitud violenta. La razón de su negativa es que esos animales son para el sacrificio y la venta de la carne, poniendo en riesgo la salud de muchas personas, ya que esta práctica la realiza sin nin-guna medida ni control de salubridad”.

En Alameda la Victoria

En el mismo sentido, el Dadis recibió quejas de los moradores del barrio Alameda La Victoria en contra de la señora Amparo Durán por la tenencia, en condiciones de insalubri-dad, de un número indeterminado de animales, entre perros y gatos.
Jorge Morelos Muñoz, director de Salud Pública del ente, dijo que el despacho a su cargo hizo la verificación de la denuncia, encontrando condiciones de insalubridad, olores ofensi-vos características de materia fecal de animales y orina de los mismos, pero que no fue posible ingresar a la vivienda, debido a que lo impidió la residente.
Sin embargo, los funcionarios le dejaron algunas recomendaciones para mejorar el estado de la casa.
La segunda visita se llevó a cabo el 17 de abril del año pasado, pero la mujer impidió nue-vamente el ingreso de los funcionarios, manifestando haber trasladado los animales a una guardería, y que sólo le quedaba un ejemplar.
Por su parte, algunos vecinos comunicaron que la situación sanitaria había mejorado.
En el presente año, ante nuevas quejas de los vecinos y con el acompañamiento de la Junta de Acción Comunal, el pasado 29 de abril el Dadis emprendió una tercera visita, me-diante la cual se encontró la misma situación de insalubridad de la primera vez.
“En vista —dijo Jorge Morelos— de la poca colaboración por parte de la señora Amparo Durán para la solución definitiva del problema, hemos iniciado un proceso sancionatorio en su contra, respetando el debido proceso y acorde a la norma sanitaria existente”.

Publicidad
Publicidad
2379 fotos
65935 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese