Indicadores económicos
2017-06-28

Dólar (TRM)
$3.025,28
Dólar, Venta
$2.905,00
Dólar, Compra
$2.715,00
Café (Libra)
US$1,44
Euro
$3.411,91
UVR, Ayer
$251,08
UVR, Hoy
$251,16
Petróleo
US$44,24

Estado del tiempo
2017-06-28

marea

Marea min.: -17 cms.

Hora: 10:15

Marea max.: 16 cms.

Hora: 02:44

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-06-28

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

El Milagro, otro que nació a la brava

Se ha dicho siempre que en Cartagena, por lo menos el 70% de los barrios nacen a la bra-va. Es decir, mediante el sistema de invasión de terrenos, que después de muchas idas y veni-das terminan legalizándose e integrándose a la ciudad.

El Milagro no es la excepción. A mediados de los años setenta, cuando ya barrios cons-truidos por el Instituto de Crédito Territorial (ICT), como Blas de Lezo, El Socorro y Los Caracoles llevaban varios años andando, detrás de este último se fueron alzando los primeros cambuches de madera que años después constituirían el barrio que nos ocupa.
Moradores hay quienes todavía recuerdan los fangales que tenían por calles, en donde el barro daba por las rodillas y en donde había que caminar de un lado a otro, porque ninguna ruta de buses se internaba en esos andurriales.
Como toda invasión que se respete, los moradores de El Milagro cumplieron el proceso de ser perseguidos por la fuerza pública, arreglárselas como podían para solventar la falta de servicios públicos, demarcar sus territorios y después legalizar los predios, para entonces co-menzar a darle cara de barrio al asentamiento.
Dice Felix Carmona, uno de los moradores más antiguos y miembro de la Junta de Ac-ción Comunal, que una de las cosas que jalonaron el progreso fue la actitud que los habi-tantes tomaron respecto a la consecución de beneficios.
“Desde muy temprano —explica— nos propusimos que cuando llegaran los políticos buscando votos, no íbamos a pedir beneficios personales, sino comunitarios. Así empezamos a pavimentar las calles, a instalar los servicios públicos, a implementar el transporte urbano y todo lo demás”.
Es así como El Milagro ha logrado ser uno de los barrios mejor pavimentados de Cartage-na, faltándole sólo cuatro calles para que quede totalmente rodeado de concreto.
Al mismo tiempo, sus moradores lo proclaman como uno de los barrios más cívicos, puesto que las labores comunitarias no se las dejan únicamente a la JAC sino que todos parti-cipan, y así las cosas surgen con más eficacia y celeridad.

Preocupa la bulla

Los miembros de la JAC consideran que el principal problema que actualmente sufre el barrio es la contaminación auditiva.
Argumentan que tal fenómeno se presenta, especialmente, los fines de semana cuando se programan cinco equipos de sonido que hay en sendas calles, y en cuyas sedes se expenden li-cores.
La programación de estos aparatos atrae clientela joven de los barrios circunvecinos; y ya vienen siendo frecuentes los enfrentamientos entre bandos del mismo barrio con los visitan-tes, lo que ha terminado por perjudicar a los habitantes que nada tienen que ver con esas ce-lebraciones.
“Ya no sabemos qué hacer —dicen los de la JAC—. Hemos elevado la queja ante el alcal-de local y ante el EPA Cartagena, y éstos no han movido un dedo por solucionar. Cuando llamamos a la Policía, los picós se apagan por un rato. Apenas desaparecen los agentes, se prenden nuevamente hasta altas horas de la madrugada”.
Los trabajadores cívicos dicen haber conversado también con los dueños de los aparatos y con sus familiares, pero éstos alegan que es esa su única forma de ganarse la vida, porque no tienen en qué otra cosa trabajar.
Esto último es también señalado por los de la JAC como otra de sus preocupaciones. El índice de desempleados es cada vez más creciente, como el número de profesionales que egre-san anualmente de universidades y de instituciones técnicas.

Otros problemas
—La calle principal (o Transversal 57) ya necesita reparación, porque el paso continuo de las busetas la está deteriorando.
—Esta calle, junto con la Transversal 56 (o “Calle Larga”), se inunda durante las lluvias, ya que un canal que atraviesa el barrio y desemboca en El Campestre necesita ampliación, pues no soporta el volumen de aguas que recibe.
—Las rutas de buses de Cootransurb, Caracoles-Bosque-Ternera y Blas de Lezo-Avenida trafican por la Calle Principal como alma que lleva el diablo. Los moradores temen un acci-dente de grandes proporciones, debido a que las viviendas están a orillas de la vía.
—El cruce de “Abastos El Milagro”, por no tener señalizaciones ni un semáforo, se ha convertido en el punto trágico: los accidentes entre motos, busetas y carros son el pan nues-tro de cada día.
—En diferentes puntos, el espacio público viene siendo ocupado por comerciantes que le restan movilidad a los lugareños.
—En algunas calles, los postes de la energía eléctrica ya están pidiendo renovación, al igual que las luminarias que tienen en penumbras a ciertos sectores.

Campaña de salud

Los pobladores solicitaron al Dadis una jornada completa de salud mediante un oficio. Sin embargo, ésta no se ha realizado.
De acuerdo con la presidenta de la JAC, Arelis Ortega, en el DADIS les indicaron que pa-ra desarrollar esa jornada, debían primero pedirle a la empresa de servicios de aseo Urbaser que recoja el contenido de dos basureros satélites.
“Acá tenemos un problema con la proliferación de plagas, sobre todo de las ratas que re-posan en la terraza de una casa abandonada que la gente ha adoptado como basurero”, expli-ca Ortega.
Para la presidenta, también son necesarias varias charlas sobre sexualidad y maltrato in-fantil dirigidas a los padres de familia. “Estas capacitaciones son urgentes, porque hay muchas adolescentes embarazadas”.

Muros resquebrajados

Una de las circunstancias que más preocupan a la comunidad es el aspecto resquebrajado de las paredes externas de la Institución Educativa Distrital San Lucas, especialmente del mu-ro contiguo a la Calle El Danubio.
La JAC señala que “esa pared parece que se fuera a desplomar en cualquier momento; y todo, por la filtración de las aguas lluvias”.
Los residentes valoran positivamente las instalaciones en general del plantel San Lucas, así como su calidad educativa. No obstante, quisieran que el comedor comunitario que allí fun-ciona extendiera su servicio a los niños pobres y no sólo a los del colegio.
“Ocurre que hay muchos niños que no tienen la oportunidad de entrar en la institución. Quisiéramos que ellos también fueran atendidos por el comedor. Pero todo ello depende del Distrito”, señala la JAC.
De acuerdo con Carlos Fuentes, funcionario administrativo del plantel, “la fuga de agua por parte del colegio ya se corrigió. Ahora el Distrito tendría que invertir en la reparación de algunos muros, porque el colegio como tal no tiene con qué”.
En el interior del San Lucas, tanto docentes como padres de familia critican el mal estado del teatro, en el sentido de que no funciona el acondicionador de aire; y el techo tiene varias fisuras.

Deporte, en el abandono

En medio de la adversidad, los moradores tratan de hacer deporte y recreación.
El sector sólo cuenta con un escenario deportivo. Se trata de una cancha de microfútbol y baloncesto que está en la falda de una calle en subida en los límites con el barrio La Central.
Pese a que el escenario está totalmente destruido, allí se juegan partidos de golito en horas de la noche, que congregan gran cantidad de público.
Al lado de la cancha hay un parquecito, el cual está convertido en una “selva”, por la altu-ra del monte. Requiere una importante inversión para recuperar esa zona verde.
Germán Herrera, tesorero de la JAC, indicó que le enviaron cartas al EPA y al Ider solici-tando una inspección para la refacción del parquecito y la cancha, respectivamente, sin que hasta el momento hayan tenido respuesta.
El barrio cuenta con un equipo de bolita de caucho que juega en campeonatos que se ha-cen en los barrios Ceballos y Blas de Lezo. También hay una sede del adulto mayor, a la cual ya le fue aprobada una ampliación del local.

José “Panamericano” Vásquez
Forjador de campeones

En su época de boxeador, José “Panamericano” Vásquez representó a Bolívar en muchos campeonatos nacionales; y a Colombia, en Juegos Bolivarianos (Venezuela), Centroamerica-nos (Puerto Rico) y Panamericanos (Cali), donde obtuvo medallas y gran reconocimiento como deportista.
Después pasó de boxeador amateur a profesional. Allí realizó 47 combates, de los cuales perdió siete y empató uno.
En su división welter junior le tocó enfrentar a boxeadores de la talla de los panameños Roberto “Mano de Piedra” Durán e Ismael Laguna.
Una vez retirado como boxeador, José Vásquez emprendió una brillante carrera como entrenador.
Por sus manos pasaron innumerables boxeadores, siendo los ex campeones Kermin Guar-dia y Alejandro “Ñaco” Berrío sus pupilos más importantes.
“El profesor Vásquez ha sido uno de mis mejores entrenadores. Es uno de los mejores de Colombia y tiene un estilo muy natural de enseñar el boxeo”, dijo con emoción Kermin Guardia al ser entrevistado por El Universal.
Desafortudamente, Vásquez, de 61 años de edad, hace 10 meses fue víctima de una trom-bosis, la cual le ha limitado la movilidad en sus extremidades superiores e inferiores.
Su esposa, María Ivón Quintero, con quien vive hace 33 años; su familia, moradores del barrio El Milagro, y los directivos de la JAC, piden una ayuda al Gobierno Distrital y a los entes deportivos para solventar el tratamiento de esta gloria del deporte.

TEMAS

Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

ESE JOSE VASQUE BUENO EN SU

ESE JOSE VASQUE BUENO EN SU PROFESION , PERO MALISIMO CON ESA POBRE MUJER
QUE BASTANTE NECESIDAD QUE PASO HAMBRE, AGRESIONES VERBALES Y FISICAS POR ESO ES QUE ESTA ASI EN ESAS CONDICIONES A TODO EL MUNDO LE LLEGA SU HORA Y HAY ESTA LA DE EL PAR QUE SUFRA ASI COMO SUFRIO ESA POBRE FAMILIA.
HA Y POR LO DEL BARRIO SI MI ELLOS AN LUCHADO MUCHO POR SU BARRIO , PERO LO MALO ES QUE HAY MUCHA DESCONSIDERACION DE LOS UNOS CON LOS OTROS EN CUANTO ALA TRANQUILIDAD AUDITIVA

El Milagro un barrio echa'o

El Milagro un barrio echa'o pa'lante, ha surgido de muchos inconvenientes, aún quedan lagunos más, que como todo barrio en cartagena no recibe apoyo de la poli y hay dos inspecciones a pocos metros, ellos están de adornos, pero pa´lante sigamos asi!

Esos de falta de cultura

Esos de falta de cultura ciudadana que solo ven los intereses propios poniendo sus pick-ups a todo timbal, que se sensibilicen un poco, por encima de sus intereses están los intereses de muchos vecinos más.

VISITE:

VISITE: http://puertodecartagena.wordpress.com/sociedad-golpeada/