Indicadores económicos
2017-11-18

Dólar (TRM)
$3.003,19
Dólar, Venta
$2.838,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,44
Euro
$3.542,26
UVR, Ayer
$252,09
UVR, Hoy
$252,09
Petróleo
US$56,55

Estado del tiempo
2017-11-18

marea

Marea min.: -5 cms.

Hora: 02:19

Marea max.: 21 cms.

Hora: 11:09

Dirección viento: Suroeste

Intensidad viento: 06 a 12 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 2.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-11-18

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

Sábados de 7 a.m a 3 p.m

N/A - N/A
Taxis
N/A - 0
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

Mujer vive calvario por un accidente

Un dilema judicial afronta Judith Del Carmen Montes Carbonell. Ella depositaba sus esperanzas en que la Fiscalía de Cartagena le dirimiría un proceso penal por lesiones personales que le causara un conductor con la buseta que manejaba.

El accidente dejó a Montes con serios problemas de salud, y ahora parece afrontar más dificultades todavía.
Montes Carbonell, de 43 años de edad, sufrió tal accidente en el barrio El Socorro en mayo de 2004, cuando la moto en que ella se transportaba fue arrollada por la buseta identificada con placa UAG-963 de la ruta Socorro-Jardines.
Desde ese momento la víctima ha sido intervenida por sicólogos, neurólogos, entre otros profesionales de la Medicina, por los problemas de salud que el suceso le generó.

Fraude en documento
Su caso era llevado por la Fiscalía Local 17 de Cartagena y mantenía la esperanza de que esta oficina conminara al conductor y propietario de la buseta, Jesús López, a responder por los daños.
Su sorpresa fue grande, cuando el expediente estuvo a punto de cerrarse, toda vez que aparecía una certificación en la que supuestamente ella accedió a conciliar, y había recibido una suma grande de dinero por eso.
Por fortuna, Montes Carbonell llegó justo el día en que la fiscal del caso estaba presta a archivar el proceso.
Fue la misma funcionaria la que, según la denunciante, se extrañó cuando ella le confirmó que nunca había conciliado con el conductor de la buseta.
Luego de indagar, la Fiscalía determinó que al expediente se le había adjuntado un documento falso de conciliación y un falso poder entregado a un abogado.
Esto motivó la apertura de otro proceso penal, esta vez contra dos abogados: el defensor del conductor y el supuesto apoderado de la víctima.
Y lo que es peor: el poder aparece autenticado ante el entonces Notario Tercero de Cartagena, Ricardo Vélez, quien posteriormente certificó que la firma estampada no era la suya.

Sigue el pleito
Tras la presunta conciliación, la Fiscalía 17 expidió la orden de liberación del vehículo, el cual permanecía retenido por el DATT. El carro fue vendido de inmediato.
Ahora mientras, el Juzgado Séptimo Penal Municipal de Cartagena espera dictar sentencia contra el conductor, Judith Montes Carbonell sigue costeando su tratamiento médico. Ella dice que ni siquiera la aseguradora de la buseta responde por los daños causados.
También brega porque el Consejo Seccional de la Judicatura procese a los dos abogados denunciados por falsedad, que según la denunciante se nombran Édgar Bula y Wilson Cogollo, también investigados por la Fiscalía.

En espera
Ahora la demandante sufre de ansiedad, perdida de sueño, dolores en los brazos y debe tomar medicina por el resto de su vida por los males ocasionados a su salud.
Señala que teme porque su situación quede en la impunidad, pues arguye que logró descubrir que el mismo conductor ha sido protagonista de muchos otros accidentes, en cuyos procesos ha resultado beneficiado por la presunta amistad con funcionarios judiciales de la ciudad.

TEMAS



Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese