Indicadores económicos
2017-11-19

Dólar (TRM)
$3.003,19
Dólar, Venta
$2.838,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,44
Euro
$3.542,26
UVR, Ayer
$252,09
UVR, Hoy
$252,09
Petróleo
US$56,55

Estado del tiempo
2017-11-19

marea

Marea min.: 20 cms.

Hora: 11:42

Marea max.: -11 cms.

Hora: 21:56

Dirección viento: Sur suroeste

Intensidad viento: 8 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 1.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2017-11-19

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

-
Taxis
-
Motos
- - - -

Ebrios al volante, ¿hasta cuándo?

Controles de la Policía en las vías durante los fines de semana y en lugares cercanos a los sitios de rumba de las diferentes ciudades; campañas por parte de las administraciones locales para evitar que personas que hayan consumido alcohol se pongan detrás de un volante; casos como el del joven Daniel Klug quien duró cerca de cuatro meses en estado de coma por cuenta de un conductor con tragos que lo embistió.

Además se suman escándalos de personalidades y funcionarios públicos que hacen de las suyas con unas cuantas copas en la cabeza, son algunas de las situaciones que aparecen por temporadas en las prioridades del país, pero que, infortunadamente, es una constante en las calles.

El episodio más reciente fue el del senador Eduardo Merlano que pretendiendo hacer valer su condición de Congresista se rehusó a que le practicaran la prueba de alcoholemia cuando conducía en presunto estado de embriaguez por una calle de Barranquilla. Este hecho generó, además de la renuncia del comandante de la Policía de la capital de Atlántico, una protesta sin precedentes en la red social Twitter.

A través de @renunciesenador los creadores de esta cuenta promovieron el reproche en contra del accionar de Merlano frente a los patrulleros que lo detuvieron. Aunque algo utópico, también se busca su dimisión a la Corporación por lo que en principio se buscaban 50 mil seguidores en la iniciativa. Sin embargo, el éxito (convertido en una manera de repudio) desbordó todo pronóstico y poco después de la semana de haberse creado ya había alcanzado los 65 mil adeptos.

La meta de los 50 mil obedece a que durante la intervención policial el congresista perteneciente al partido de la U, dijo que “50 mil personas habían votado por él” y agregó la ya famosa frase de las personalidades cuando se ven en aprietos: “¿usted no sabe quién soy yo?”.

El contraataque por la red trajo mensajes de toda naturaleza. “50 mil personas votaron por Merlano, ahora seamos 50 mil para sacarlo”. “51.055 personas le piden que renuncie ya que para usted las cifras son tan importantes! ¡Esta es real!” (Sic). A propósito, este último trino es porque, de acuerdo con las actas de la Registraduría, Eduardo Carlos Merlano obtuvo 37.195 votos, es decir, la mitad de las personas que ahora piden su renuncia por Twitter.



La voz de la tragedia

Los accidentes de tránsito durante los dos primeros meses de este año da cuenta de que en Colombia se presentaron 167 eventos en los que la embriaguez estuvo de por medio. En esos hechos, 40 personas perdieron la vida y 206 resultaron heridas.

Para 2011, los lesionados fueron 2.423 personas mientras que las víctimas mortales alcanzaron las 447. Ese año hubo un aumento con respecto a 2010 cuando los heridos fueron 2.154 y los fallecidos 426. Uno de los heridos de ese año fue Daniel Klug, quien se convirtió en el símbolo de la tragedia no solo en Bogotá, donde fue arrollado, sino a nivel nacional.

“Actualmente estamos mirando a ver cómo reactivamos las campañas que se iniciaron con la alcaldía pasada que habían empezado a tener frutos, pero con el cambio de administración, infortunadamente, se acabó eso”, dijo Rafael Klug, padre de Daniel.

Según Klug, con esa iniciativa se hicieron volantes, cartillas e, incluso, se grabó un comercial para que fuera emitido por televisión en el que Daniel era el protagonista. No obstante, tanto padre e hijo adelantan una iniciativa en colegios y empresas a los que son invitados para que cuenten su amarga experiencia que tuvo final feliz.



“Mensaje equivocado”

Pese a estos trágicos sucesos, que cobran vidas y ocupan titulares de prensa, en especial después de un puente festivo, en la Cámara de Representantes se hundió el proyecto que buscaba aumentar penas para conductores borrachos.

Algunos de los que se opusieron a votar el proyecto argumentaron durante la discusión que la medida es muy drástica y que una de las formas de evitar estos comportamientos es fortalecer la cultura ciudadana. Otra de las razones que expusieron obedecía a que en las cárceles el hacinamiento es tal que no habría espacio en los reclusorios para quienes sean cobijados con la medida.

“Es un mensaje equivocado decir que porque no existe la infraestructura carcelaria entonces no se van a castigar estos hechos, pero además propusimos que no necesariamente una penitenciaria sino que podrían ser las casa cárceles que fueron avaladas por el Centro Nacional de Tránsito”, explicó la representante Gloria Stella Díaz, autora de la iniciativa.

A juicio de la Congresista otro de los mensajes equivocados que surgieron de la caída del proyecto está relacionado con el hecho de que una vez una persona fuera detenida por una situación de esa naturaleza, automáticamente se genera un antecedente judicial lo que a su vez desencadena genera una inhabilidad para acceder a cargos de elección popular. 

En igual sentido habla Rafael Klug quien sostiene que ese hundimiento lo recibió con sorpresa. “Entonces que porque se judicializa se le daña su hoja de vida, pero eso es un delito como robar. Es una conveniencia netamente política sin pensar en la gente y en quienes sufrimos con una experiencia dolorosa como la que vivimos”, concluyó.



Grados de alcohol

Cada vez que se presentan hechos trágicos las autoridades refieren que la persona involucrada tenía tantos grados de alcoholemia.

Esta es una medición que se hace para determinar un aproximado de cuánto alcohol hay en la sangre. Esta prueba se hace, además, con un fin preventivo. Sin embargo, la medición no indica que, por ejemplo, un grado de alcoholemia represente determinada cantidad de trago. 

“La afectación de alcohol en una persona depende de factores como el estado de ánimo, la edad, el estado físico o la cantidad de alcohol en la bebida, entre otros”, sostuvo un especialista.

Así las cosas, no es lo mismo tomarse tres cervezas con grado tres de alcohol en su contenido que beber la misma cantidad de una cerveza con siete grados. “Este ejemplo también es válido para el ron, el aguardiente o el whiskey que tienen diferente graduación”, añadió.





La frase

“Esa teoría de que la prevención, la conciencia, la pedagogía y la cultura ciudadana de las campañas para prevenir que las personas conduzcan en estado de embriaguez no está dando resultados en Colombia. Las cifras hablan por sí solas”: Gloria Stella Díaz, representante a la Cámara.




Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese