Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-09

Dólar (TRM)
$2.989,71
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.850,00
Café (Libra)
US$1,58
Euro
$3.207,95
UVR, Ayer
$242,35
UVR, Hoy
$242,34
Petróleo
US$49,77

Estado del tiempo
2016-12-09

marea

Marea min.: -14 cms.

Hora: 00:21

Marea max.: 20 cms.

Hora: 07:38

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 14 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.4 a 0.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2016-12-09

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
9 - 0
Motos
S/M

Peligro crece cada vez más en Japón

-A A +A
 

“Como las cndiciones de trabajo son cada vez más peligro-sas, no pienso poder encontrar otros trabajadores que acepten ir” a reemplazarlos, confió un sub-contratista de la operadora de la central al diario Asahi. 
Desde que la central de Fukushima Daiichi (Fukushima 1) sufrió el terremoto de magni-tud 9 y un tsunami con olas hasta de 14 metros de alto, numerosos técnicos, “super bomberos” y sol-dados llevan a cabo su extenuante trabajo en un entorno radiactivo.
Extienden cables para resta-blecer la electricidad, despejan los escombros, riegan los reactores carentes de sistemas de enfria-miento e intentan hacer funcio-nar los equipos. 
Los equipos, provistos de una combinación, guantes dobles, máscaras de protección y equipa-dos con lámparas para iluminarse en lugares muchas veces sumidos en la penumbra, trabajan día y noche.  
Estos trabajadores que corren muchos riesgos duermen en un edificio situado dentro de la pro-pia central, previsto para resistir en parte a las radiaciones, que al-canzan no obstante un índice su-perior a lo normal en este espacio cerrado. 
Duermen en condiciones pre-carias, en una colchoneta de plomo que supuestamente debe bloquear las irradiaciones y redu-cir el peligro. 
“Los empleados duermen en grupo en las salas de reunión, los pasillos o cerca de los cuartos de baño. Todo el mundo duerme en el suelo”, explica Kazuma Yoko-ta, un vigilante de la central.
En los primeros días de la cri-sis, cada trabajador solo recibía un litro y medio de agua en bo-tella, lamentó, precisando que al-gunos se habían quejado de no poder cambiarse de ropa interior durante dos semanas. 
“Queremos evitar al máximo permanecer demasiado tiempo (en el sitio de la central) ya que estamos expuestos en permanen-cia a las radiaciones”, dijo Yoko-ta. 
Las dificultades encontradas por las 500 personas, empleadas de la compañía de electricidad que administra el sitio, Tokyo Electric Power (Tepco), o los subcontratistas, para estabilizar la situación, corren no obstante el riesgo de prolongar la duración de los trabajos. 
El portavoz del gobierno reconoció por su parte que la rota-ción de los trabajadores no era “suficiente”. 
“Es difícil encontrar reempla-zos que tengan las capacidades requeridas” para ayudar a reacti-var el crucial sistema de enfria-miento de los reactores, recalcó un responsable de la empresa Hitachi, que envió 170 personas a Fukushima Daiichi. 
Dos obreros fueron irradiados la semana pasada, después de ha-ber caminado, provistos de sim-ples botines, en un charco de agua que se había escapado de una sala de máquinas. 
El límite legal de las irradia-ciones autorizadas por el personal de las empresas nucleares ha sido aumentado a 250 millisieverts por año desde el accidente de Fukushima, contra 100 antes. 
Una exposición anual a más de 100 milisieverts aumenta los riesgos ulteriores de cáncer, sobre todo porque la radiactividad “ab-sorbida” se adquiere casi de por vida y se acumula con las irradia-ciones futuras. 
En consecuencia, se les pide a los empleados que no permanez-can demasiado en acción y que hagan varias pausas con el fin de evitar que su índice de radiactividad por persona no suba a 250 milisieverts, lo que les impediría continuar trabajando. 
 

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2329 fotos
64140 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Es que el ser humano es una

Es que el ser humano es una bestia irracional con una capacidad de ambición que se antepone a cualquier acción de seguridad con el ser humano, esto es crónica de una muerte anunciada ya que ese país no presentaba condiciones para implantar esta bomba asesina, ojala Dios quiera y esto sirva de ejemplo para estas bestias que dirigen estos países se retracten y se den cuenta que esto es prácticamente una bomba de tiempo que en cualquier momento....boooom