Indicadores económicos
2017-04-30

Dólar (TRM)
$2.947,85
Dólar, Venta
$2.830,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,46
Euro
$3.203,70
UVR, Ayer
$249,07
UVR, Hoy
$249,11
Petróleo
US$49,33

Estado del tiempo
2017-04-30

marea

Marea min.: -20 cms.

Hora: 10:31

Marea max.: 21 cms.

Hora: 02:37

Dirección viento: Sur suroeste

Intensidad viento: 05 a 25 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.5 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 33 ºC

Pico y placa
2017-04-30

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

-
Taxis
-
Motos
- - - -

Salvatore Mancuso y sus cuentas con la justicia

Salvatore Mancuso ha reconocido su participación en cientos de asesinatos, incluido el de una niña de 22 meses, y se le atribuye la autoría como comandante paramilitar de las Masacres de Mapiripán y de El Aro. Por esta última fue condenado a 40 años de cárcel, aunque no ha cumplido la pena por su sometimiento a la ley de Justicia y Paz.

El exjefe paramilitar conocido con los alias ‘Santander Losada’, ‘El Mono Mancuso’ o ‘Triple Cero’, también es señalado por las autoridades por la masacre de la Gabarra en 1999 donde fueron asesinadas 35 personas. De la misma manera se le atribuye  la masacre de El Salado, ocurrida en febrero de 2000 donde perdieron la vida más de 100 personas.

Mancuso confesó que el Bloque Catatumbo de la Autodefensas y el cual estaba bajo su mando sería el responsable del asesinato de unos 5.000 civiles. Sus crímenes y el narcotráfico lo llevarían a ser recluido en una cárcel en el extranjero.

El martes 13 de mayo de 2008, el Gobierno colombiano ordenó la extradición de Mancuso y otros 12 jefes paramilitares a Estados Unidos. Este operativo se cumplió en horas de la madrugada y generó un amplio debate, pues ese hecho iba a ser apelado ante la justicia, lo cual finalmente se frustró.

El exparamilitar era requerido por las autoridades estadounidenses por el delito de tráfico de drogas, lavado de activos y financiación al terrorismo. La determinación del entonces presidente Álvaro Uribe Vélez se debió al parecer a que los paramilitares habían incumplido los compromisos de la ley de Justicia y Paz, en particular la entrega de bienes para la reparación de sus víctimas y contar la verdad sobre sus años en la ilegalidad.

Pese a que Mancuso señala que el gobierno de Uribe le incumplió con los acuerdos establecidos, entre ellos, el no ser extraditado, el exjefe paramilitar aseguró que se ha dedicado a confesar sus crímenes y a entregar información tanto al gobierno de Estado Unidos como el de Colombia, como parte de la verdad y la reparación que enmarca la ley de Justicia y Paz. 

El hoy postulado dice que no comprende porqué, a pesar de que los paramilitares que hacen parte del mencionado proceso han ofrecido su colaboración con el Gobierno Nacional, éste le pide a la justicia norteamericana las condenas más altas existentes. Esto -dijo- es “una señal de que no hay un interés por parte del Estado colombiano de conocer las verdades que los paramilitares tienen para contar”.

Por su parte, el entonces presidente Uribe Vélez se refirió a la extradición de Mancuso y los demás jefes paramilitares afirmando que estos debían colaborar contando la verdad, de lo contrario una vez cumplieran sus deudas en el exterior, en Colombia iban a ser fuertemente juzgados.

"Si desde allá (Estados Unidos) cumplen con la Ley de Justicia y Paz y logran convencer a los jueces de Colombia que han cumplido con esa ley, la condena puede ser una; y si no cumplen con la Ley la condena que impongan los jueces colombianos será otra en virtud de la legislación ordinaria, es decir; una condena más extensa", manifestó.

Uribe aclaró hace cuatro años que una vez cumplan por sus delitos con las autoridades estadounidenses "quedará pendiente la pena que deban por los delitos de lesa humanidad en Colombia. Extensión de la pena que se dará en función de que esta provenga de Justicia y Paz o de la aplicación de la ley ordinaria", dijo.

De otro lado, cuatro años después de haber sido extraditado Mancuso, el pasado 30 de enero un juez de Bucaramanga le imputó 103 cargos al exjefe paramilitar por diferentes actos violentos ocurridos en Norte de Santander, entre ellos varios asesinatos masivos.

Actualmente, Mancuso cuanta con más de 700 delitos en su contra, sin mencionar los incontables procesos que aún le faltan.

‘Triple Cero’ en su tiempo privado de la libertad en Colombia alcanzó a confesar más de mil crímenes en los que participó. En la actualidad sigue rindiendo versiones libres ante las autoridades colombianas y los familiares de las víctimas a través de videoconferencias, en donde cuenta qué pasó en cada uno de los casos. Pese a esto, asegura que con su extradición lo que hicieron fue llevarse la verdad lejos de Colombia.

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese