Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-03

Dólar (TRM)
$3.061,04
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.257,55
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,37
Petróleo
US$51,68

Estado del tiempo
2016-12-03

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 23:02

Marea max.: 19 cms.

Hora: 13:37

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 1.8 a 9 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-03

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

5 - 6
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

Lizeth pasó el Día de la Mujer en una clínica

-A A +A
 

La celebración del Día Internacional de la Mujer en el 2010 será muy difícil de olvidar para Lizeth Cantillo Anaya. La joven, de 18 años, no tendrá que esforzarse demasiado para recordar que ese lunes la pasó sufriendo en la cama de una clínica mientras enfermeras y médicos trataban de volver normal su rostro desfigurado.

Para Lizeth, cada fecha del Día de la Mujer significará de ahora en adelante una carrera contra el tiempo para borrar las cicatrices que le dejó su cuñado.
A la joven, madre de un niño de apenas 7 meses de nacido, le tomaron más de 120 puntos de sutura en los pómulos, la nariz y el pecho. Lizeth fue la única víctima de una pelea entre hermanos que ocurrió el domingo, a las 10 de la noche, en el barrio Nelson Mandela, sector Las Torres.

Dormía con su familia
Recordar lo que sucedió le hacen brotar lágrimas. Lizeth dormía con su bebé y su marido en su habitación cuando su cuñado, Eduard Mena Hurtado, llegó pateando la puerta.
Ella dice que no imaginó que fuera él quien protagonizaba ese escándalo. Por eso se levantó medio dormida para ver qué pasaba. Su marido, quien sí sabía lo que ocurría, trató de detenerla, pero su intención resultó en vano.
Apenas abrió la puerta, Eduard le lanzó el pico de la botella de Costeñita. De nada le sirvió cubrir su rostro con las manos. El arma cortopunzante le causó una profunda herida en el rostro y el pecho.
Lizeth asegura que por verse tanta sangre en sus manos se desmayó. Su marido se preocupó más por ella que por su hermano y la trasladó rápidamente a la Policlínica de Nelson Mandela.
Las horas siguientes fueron de dolor y sufrimiento para ella. Cree que por más de tres horas tuvo un bisturí y una aguja quirúrgica en su rostro.
En la noche regresó a su casa, pero el drama para Lizeth apenas comienza. Ayer denunció a su cuñado ante la Fiscalía y fue a Medicina Legal para ser valorada por un perito forense.
Mientras espera que avance del proceso legal contra su cuñado, quien aún no ha sido capturado, Lizeth procura seguir todas las recomendaciones de los médicos para volver a tener un rostro normal. Ella sabe que tendrá que someterse a más de una cirugía.

Era contra su marido
Lo que supo Lizeth después de lo que le sucedió es que el domingo en la mañana, su marido y Eduard se trenzaron en una fenomenal gresca por una hermana de ambos que se vino de El Copey, Cesar.
“La hermana de ella se vino para que la ayudaran. Parece que desde hace días venían discutiendo por lo que le tocaba darle a ella el uno y el otro. Mi marido le reclamó a Eduard en la mañana y éste le contestó con groserías. De las palabras pasaron a los puños.
“En un billar, donde estaba Eduard, mi marido le pegó en el rostro y le puso un ‘ojo morado’. Eso como que lo molestó. Eduard se puso a tomar todo el día. Cuando ya estaba bien borracho se vino para la casa en busca de su hermano. Yo creo que él pensó que era su hermano quien abría la puerta y por eso mandó el pico de botella”, relata la afectada.

Publicidad
Publicidad
2322 fotos
63910 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

la intolerancia no tiene

la intolerancia no tiene limites pobre muchacha por meterse a defender a esos bandidos termino herida ojala cojan a ese delincuente y lo metan preso por desfiguracion de rostro ha podido matarla

pobre niña que pena ya que no

pobre niña que pena ya que no tuvo otra oportunidad y se tuvo que meter con un bandidito y con su familia asi terminan muchas de nuestras niñas cartageneras necesitamos mas capacitacion y trabajo social en esos barrios donde la ley del mas fuerte es la que reina.

La que se mete con este tipo

La que se mete con este tipo de personajes debe tener claro como va terminar... si no es muerta..en la clinica...o la carcel...!!

lichennn a ese [-- Censurado

lichennn a ese hp y haganle lo mismo en la cara, no hay derecho mujeresssss despierten armense de valor y no de dejen maltratar de ningun hp.

ayyyy enrealidad ellos son

ayyyy enrealidad ellos son los que verdaderamente saben lo que paso, pero eso no es justificacion para que el hubiese hecho lo que hiso .
semerece la carce maldito perro h.i.j.u.e.p.u,t,a,

Estos "periodistas" la

Estos "periodistas" la muchacha sólo tiene 25 puntos de sutura, lo que si es triste es que una persona tenga que pasar por una situación así, deben considerar la posibilidad de adicionarle a la leche anticonceptivos y regalarla en estos barrios, sacando cuentas sale más barato.

Que lástima la ignorancia de

Que lástima la ignorancia de las muchachas de hoy en dia (y de siempre). Metiendose con cuanto bandido hay por ahi, es que no aprenden valores en la escuela ni de la propia familia. Eso son los resultados de una educacion mediocre en cuanto al aprendizaje de ella.