Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-05

Dólar (TRM)
$3.061,04
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.257,55
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,37
Petróleo
US$51,68

Estado del tiempo
2016-12-05

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 15:05

Marea max.: 18 cms.

Hora: 23:25

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.4 a 0.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2016-12-05

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

3 - 4
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

Padres tienen menos probabilidad de morir por problemas cardiacos

-A A +A
 

Investigación nueva sugiere que quienes son padres tienen menos riesgo de morir por problemas relacionados con el corazón que quienes no tienen hijos. 

El estudio _realizado por Asociación Estadounidense de Personas Jubiladas (AARP), el gobierno y varias universidades_ es el más grande realizado sobre fertilidad masculina y mortalidad, involucrando a casi 138.000 hombres. 

Aunque los investigadores no conocían algunos factores de riesgo de los participantes, como niveles de colesterol o presión arterial, ni sabían si los hombres que no tenían hijos lo hacían por elección o por problemas de fertilidad, hay bastantes razones para pensar que la paternidad y la mortalidad están relacionadas, dijeron varios expertos en enfermedades cardiacas. 

“Está surgiendo evidencia de que la infertilidad masculina es una ventana a la salud posterior de un hombre”, dijo el doctor Michael Eisenberg, un urólogo y especialista en fertilidad de la Universidad de Stanford que encabezó el estudio. “Quizá nos está diciendo que algo más está involucrado en su incapacidad para tener hijos”, señaló. 

El matrimonio, tener muchos amigos e incluso tener un perro puede disminuir la probabilidad de desarrollar problemas cardiacos y morir por fallas del corazón, sugiere investigación previa. De modo semejante, tener hijos puede ayudar a que uno se cuide o darle a uno razones para hacerlo de mejor manera. 

Además, se requieren lógicamente buenos genes para ser padre de un pequeño. Una incapacidad para hacerlo podría significar una debilidad genética que puede manifestarse con el tiempo en problema cardiaco. 

La semana pasada, un estudio de otros investigadores sobre 600 hombres en Filipinas encontró que la testosterona, principal hormona masculina, disminuye después de que un hombre se convierte en padre. Los hombres que comenzaron con niveles altos de ésta fueron más propensos a convertirse en padres, lo que sugiere que bajos niveles de la hormona podrían ser un reflejo de un asunto subyacente de salud que impide la reproducción, indicó Eisenberg. 

En general, es mejor tener niveles altos de testosterona, pero niveles muy altos o muy bajos pueden ocasionar que caigan las lipoproteínas de alta densidad, o “colesterol bueno”, lo cual es un factor crucial de riesgo de enfermedad cardiaca, dijo el doctor Robert Eckel, ex presidente de la Asociación Estadounidense del Corazón y profesor de Medicina de la Universidad de Colorado, campus Denver. 

“Este es un tema candente”, señaló Eckel. “Me gusta este estudio porque tengo cinco hijos”, bromeó; pero agregó que muchos factores, como el estrés laboral, afectan el riesgo cardiaco y la decisión de tener hijos. 

Investigadores admiten que no pudieron medir factores como el estrés, pero señalaron que hicieron su mejor esfuerzo para dar cuenta de los que pudieron. Comenzaron con más de 500.000 miembros de la AARP de 50 años o más, quienes llenaron encuestas periódicas a partir de la década de 1990 para un proyecto de investigación de largo plazo patrocinado por el Instituto Nacional del Cáncer. 

Para este estudio, los investigadores excluyeron a hombres que nunca estuvieron casados, para poderse enfocar en aquellos que muy probablemente tienen la intención y oportunidad de ser padres. Los hombres con cáncer o enfermedad cardiaca también fueron excluidos para comparar únicamente a hombres que estaban sanos cuando inició el estudio. 

De los restantes 137.903 hombres, 92% eran padres y la mitad tenía tres o más hijos. Después de un promedio de 10 años de seguimiento, aproximadamente 10% habían muerto. 

No encontraron diferencia en las tasas de mortalidad entre los hombres sin hijos y los que eran padres. Pero los padres tenían 17% menos probabilidades de morir de problemas cardiovasculares.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2325 fotos
63972 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese