Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-06

Dólar (TRM)
$3.049,47
Dólar, Venta
$2.897,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.263,54
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,35
Petróleo
US$51,79

Estado del tiempo
2016-12-06

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 23:39

Marea max.: 16 cms.

Hora: 15:52

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 16 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-06

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

5 - 6
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

10 de mayo de 1957

Para esa fecha desempeñaba yo las funciones de Jefe de la Sección de Aforos de la Aduana de Barranquilla. Ya antes había trabajado durante cinco años como aforador en la Aduana de Cartagena.

Desde algunos meses anteriores manifestaciones públicas de repudio al gobierno del General Gustavo Rojas Pinilla se venían presentado en distintos sitios del país. Algunos jefes políticos liberales y conservadores que al inicio del gobierno de Rojas (1953) lo habían apoyado, ahora expresaban abiertamente su descontento. Algunos gremios económicos poderosos de las principales ciudades, se oponían al desarrollo de los planes que adelantaba el Gobierno. Los bancos cerraron filas y corriendo el riesgo de sanciones oficiales costosas, se constituyeron en opositores fuertes del régimen imperante.

A esto se agrega algo que nunca falta en los momentos de crisis: los estudiantes de las universidades principales se lanzaron a la calle con el ánimo de enfrentar a la fuerza pública en un alocado movimiento suicida que, por la prudencia de las fuerzas militares, no tuvo consecuencias trágicas. Un grupo de damas elegantes y encopetadas hizo demostraciones públicas de protesta, a las que, tanto el Ejército como la Policía ignoraron deliberadamente.

La Iglesia Católica, que al comenzar el régimen de Rojas, se había mostrado colaboradora y en cierto modo justificó el “golpe”, ahora por boca del cardenal Crisanto Luque condenaba al Gobierno por “asesinato, por profanación sacrílega de las iglesias y por faltar a la promesa de no buscar la  reelección”.

En ese estado de conmoción los altos jefes militares, los más inmediatos colaboradores de Rojas, deliberaron con cabeza fría y lograron convencer al gobernante de la conveniencia de dejar el cargo y de renunciar a la aspiración de que la Asamblea Nacional Constituyente (ANAC) le legitimara y prorrogara su mandato por un período adicional de 1958 a 1962.

Todo este tinglado tenía el respaldo del Partido Liberal y de gran parte del conservatismo. Al general Gustavo Rojas Pinilla lo reemplazó una Junta Militar de Gobierno compuesta por los brigadieres generales Luis E. Ordoñez y Rafael Navas Pardo, mayores generales Gabriel París y Deogracias Fonseca y por el contralmirante Ruben Piedrahita.

La Junta Militar de Gobierno rigió los destinos del país desde el 10 de mayo de 1957 hasta el 7 de agosto de 1958.

Paralelos a estos acontecimientos debemos anotar que en una reunión celebrada en Benidorm (España) entre el jefe liberal Alberto Lleras Camargo y el conservador Laureano Gómez, se convino una reforma constitucional transitoria, que obligaba al reparto igualitario entre el liberalismo y el conservatismo de los cargos públicos (paridad) y a la sucesión presidencial de los dos partidos (alternación).

En el plebiscito celebrado el 1 de diciembre de 1957 se aprobaron esos planes y por primera vez votaron las mujeres. Concluido el Gobierno de la Junta Militar, se sucedieron así los presidentes de Colombia: Alberto Lleras Camargo (liberal) 1958-1962; Guillermo León Valencia (conservador) 1962-1966; Carlos Lleras  Restrepo  (liberal) 1966-1970 y Misael Pastrana Borrero (conservador) 1970-1974. Hasta allí llegó el pacto llamado Frente Nacional.

El presidente siguiente en libre elección fue Alfonso López Michelsen.

*Asesor Portuario

fhurtado@sprc.com.co

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Publicidad
Publicidad
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese