Indicadores económicos
2017-05-28

Dólar (TRM)
$2.913,47
Dólar, Venta
$2.800,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,49
Euro
$3.261,92
UVR, Ayer
$250,15
UVR, Hoy
$250,19
Petróleo
US$49,80

Estado del tiempo
2017-05-28

marea

Marea min.: -20 cms.

Hora: 09:18

Marea max.: 25 cms.

Hora: 01:13

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 7 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.4 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-05-28

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

-
Taxis
-
Motos
- - - -

De cómo la Oposición es el anti-yo del yo del Estado (1)

Un viejo filósofo político cartagenero que solía de barrio en barrio predicar sus ideales burocrático-electorales, impuso como dogma el principio de la adhesión al gobierno, no importa su filiación, si democrática o dictatorial, como sistema existencial.

Su eslogan fundamental era el siguiente: “Compañero, la vida sin gobierno no es vida” y de corrillo en corrillo estimulaba el apoyo al gobernador y alcalde de turno como modo de subsistencia, renunciando a cualquier intento oposicionista. La suya era una especie de indignidad mínima requerida para ejercer la política que alegaba, ¡quién lo creyera!, con estudiada pero supuesta dignidad. 

Por eso en nuestra ciudad, incluso en el país, los líderes partidistas agotan su magín maquinando cómo se entregan burocráticamente, empujados por los acezantes pedidores de puestos de trabajo. “Me empleo para sumar tiempo de jubilación, no para traicionar al partido”, aduce el aspirante a cargo público, aleccionado por el filósofo de marras. Esto contribuye al descrédito del concepto sobre oposición política, considerado no solo como impedimento injusto para colaborar con el poder y personalmente sobrevivir,  sino como manera de impedir la materialización del derecho fundamental a la jubilación.

De ese modo entre nosotros rige, desde tiempos ha, el criterio de que es mejor ser indigno que indignado, razón por la que todo lo que el gobierno propone o hace es bueno, aunque ostensiblemente sea malo, cuando no necesario o perfecto, desacreditando todo asomo crítico. A eso lo llaman eufemísticamente frente o unidad nacional cuyo hábitat obligado es el gobierno, tenido por el común como cofradía de burócratas encantados que miran hacia los cielos del presupuesto.

El ciudadano corriente no tiene agallas para adentrarse en el mundo complejo de lo político y dialéctico y por eso no capta la trascendencia de la Oposición, es decir, del principio político constitucional que acepta la necesaria existencia de contradicciones entre el Gobierno y sectores de aquella que legítimamente lo critican, quitándole a la acción de oponerse toda connotación subversiva y otorgándole alto valor como elemento del Estado. Esta y próximas notas servirán para que el hombre del común se inicie en sus meandros, sin presunciones sabihondas de mi parte, sino con deseos de contribuir a que lea mejor lo que ocurre dentro de nuestro Estado y contribuya así a su cabal comprensión.

Y para acceder de una vez al meollo del problema, debe saberse que todo individuo u objeto tiene internamente contradicciones, viviendo de ellas, y a su vez frente a terceros. Científicamente es algo indiscutible, probado por la dialéctica. Tomando el Estado como referencia en su interior hay un YO, representado por las tres ramas del poder público que se controlan entre sí, una de ellas, el Gobierno, constitucionalmente su cabeza. Este, por la naturaleza de la sociedad, surge de decisiones electorales enfrentadas de las que nace la Oposición, compuesta por los partidos o movimientos derrotados y contrarios al Gobierno que viene a conformar el anti-yo del mismo Estado, tan legítimo como aquél.

Por esa razón la Oposición es el anti-yo del yo o Gobierno, ambos válidos y necesarios actores del Estado.



*Abogado, catedrático, ex Representante, ex Senador, ex Gobernador, ex embajador ante la ONU.



jangossa3@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese