Indicadores económicos
2017-05-30

Dólar (TRM)
$2.913,47
Dólar, Venta
$2.800,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,49
Euro
$3.261,92
UVR, Ayer
$250,15
UVR, Hoy
$250,19
Petróleo
US$49,80

Estado del tiempo
2017-05-30

marea

Marea min.: -20 cms.

Hora: 10:53

Marea max.: 19 cms.

Hora: 03:17

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-05-30

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

7 - 8
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

De la Oposición

Constitución que no instituya la Oposición como par del Gobierno y su contrapeso, ni le reconozca existencia fundamental como al poder, no ha de considerarse verdadera Constitución.

A esta, sin aquella instituida, no se ha de dar ese nombre sin desconocerla. Es el caso de la colombiana que habla de oposición sin darle efectiva vida institucional para que actúe, dejándola en un limbo como figura político-jurídica, lo que hace dudar acerca de si técnicamente la nuestra es una auténtica Constitución o le falta algo para alcanzar merecidamente ese nombre.

¿Y saben por qué lo digo? Porque tengo el orgullo de haber sido el congresista colombiano que en 1967, durante el Frente Nacional, presentó en Colombia el primer proyecto sobre un Estatuto de la Oposición de que se tenga memoria. Claro, de esto nadie habla, ni recuerda su texto, ni al autor. De ello muchos discurren hoy, vanidosamente vacíos, como si fueran inventores y precursores del concepto constitucional sobre oposición. Tan absoluto olvido rige porque no lo presentó, dentro del liberalismo, López Michelsen, o Turbay Ayala, o Barco, o Samper, o Gaviria, presidentes o ex presidentes dueños de un gran poder mediático, sino un liberal de izquierda de la Cartagena Heroica, que aunque nieto y sobrino de dos de los más grandes jefes liberales de Bolívar y Colombia, Simón Bossa y Simón Bossa Navarro, y sentado ya en el canapé de los altos heliotropos de ese partido, entonces grande, las presumidas élites de las oligarquías lo veían ocupando solo uno cualquiera de los duros escaños del ningunismo parlamentario. ¡Bendita sea la palabra izquierda que tanta conciencia me ha hado para comprenderlo y maldita la fracesita “hombres de bien” utilizada por la derecha para defender a individuos malos que se perfuman después de cometer sus crímenes y comulgan con la lengua sucia todos los primeros viernes para ir al cielo!

Pues bien, yo soy el autor de ese proyecto. ¿Y quién lo recuerda o sabe? Nadie. Como no lo firmó ningún heliotropo social, ni aparentemente prohombre político, ni alguien de apellido bogotano de Gun Club, está totalmente olvidado, aún más, es tanto el olvido que se piensa que jamás lo presenté porque Jaime Angulo Bossa, según ellos, es nombre descentralista o provinciano hecho para no recordarlo.

En nuestro país los “constitucionalistas mediáticos” al servicio de los grupos derechistas de opinión, que a diario discurren sobre la comúnmente llamada “ley de leyes”, tienen a la Oposición coloquialmente solo como incómodo desacuerdo político que rompe la armonía político-social y no como valor institucional fundamental y necesario para que dejemos de ser una democracia imperfecta. No la ven como figura contrastante del gobierno, necesaria para mantener el equilibrio político-social, sino como fenómeno ocasional y desviado de algún Partido o movimiento, hijo presunto del mal, contra el Gobierno, hijo hipotético del bien, cuyas manifestaciones entrañan el riesgo de destruir el Estado, creando la errónea conciencia de que las críticas que produce socaban la estabilidad social. Asimilan Gobierno a paraíso y Oposición a infierno, según los regresivos valores religiosos, ignorando que surge por razones científico-dialécticas propias del desarrollo político-social.



*Abogado, catedrático, ex Representante, ex Senador, ex Gobernador, ex embajador ante la ONU.



jangossa3@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese