Indicadores económicos
2017-09-21

Dólar (TRM)
$2.893,18
Dólar, Venta
$2.795,00
Dólar, Compra
$2.700,00
Café (Libra)
US$1,53
Euro
$3.473,84
UVR, Ayer
$251,69
UVR, Hoy
$251,70
Petróleo
US$50,41

Estado del tiempo
2017-09-21

marea

Marea min.: 1 cms.

Hora: 0544

Marea max.: 17 cms.

Hora: 1224

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 6 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.6 a 1.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2017-09-21

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

5 - 6
Taxis
9 - 0
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

Escándalo sexual en la Cumbre

El escándalo por unas prostitutas que hicieron “inmoralidades” con unos agentes del servicio secreto de los Estados Unidos, durante la Cumbre de Las Américas en Cartagena, ha sido enorme, ya que es noticia de primera plana en la prensa internacional.

La causa del problema, según una de estas “prepagos”, fue que un estadounidense le había prometido 800 dólares por una noche de amor a una de ellas, pero al amanecer le pagó sólo 50 mil pesos (léase “conejo”), tras lo cual la ramera armó una batahola en el hotel y el episodio se filtró a la prensa. Este alboroto ha servido para que Cartagena se convierta en noticia mundial, ya que el escándalo tiene dos ingredientes suculentos: política y prostitución y también, para que algunos moralistas del interior del país se hayan ido contra Cartagena, una ciudad que, por su condición de enclave turístico y puerto marítimo, ha sido siempre un sitio pletórico de burdeles, como también lo son ciudades como Barcelona,  Buenos Aires, Hamburgo y otras más. Ya lo dice Neruda en su poema Farewell: “Amo el amor de los Marineros que besan y se van”. Por eso me llama la atención que estos moralistas andinos hayan satanizado a la ciudad por la prostitución, como si Bogotá, Medellín, Cali y Pereira no estuvieran también plagadas de prostíbulos.

En cuanto a Cartagena, su tradición como enclave de lupanares es de larga data. Una estimación hecha en 1926, cuando la ciudad tenía 80.000 habitantes, mencionaba más de 68 cabarés (Montoya. Cartagena Presente y Porvenir.1927). En esta ciudad había varias “Zonas de tolerancia”, en las cuales se permitía la prostitución con el fin de ofrecer "descarga" a los marineros, militares y jóvenes criollos; servir como sitio para la iniciación sexual de los varones y preservar del sexo a las mujeres "honradas". Se cuenta que en Tesca, la más famosa de estas “zonas”, estuvo Carlos Gardel como cliente, no como cantante, la misma noche que se había presentado en un teatro de esta ciudad. Lo atendió una damisela a quien apodaban “La Mula Americana”, con las resultas de que al machucante de la perendenga le dio un ataque de celos y hubiera habido un escándalo internacional, si hubiera ocurrido un rifirrafe entre Gardel y el chulo. En una ocasión en un burdel hubo un incidente entre un militar y un alto funcionario, quienes se disputaban los favores de una prostituta en el cual hubo tiros al aire. El funcionario fue destituido. En otra oportunidad,  un presidente de la República, aficionado a las hetairas, fue llevado por varios políticos locales al burdel “El niño de oro”, en donde fue atendido por varias damiselas. Esto, que ahora hubiera sido un escándalo, en su momento fue considerado como un episodio más de la picaresca cartagenera.

Pero, estos sucesos no se han presentado sólo en Cartagena, en Bogotá fue famoso el burdel “El Rosedal”, por donde desfiló toda la clase política colombiana.

Así que si bien la prostitución es condenable, hay que reconocer también que es una práctica arraigada en el mundo entero, por lo que los comentarios de los “moralistas” del interior del país que atacan a Cartagena son un desatino.



*Directivo universitario. Miembro de la Academia de la Historia de Cartagena.



menrodster@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese