Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-03

Dólar (TRM)
$3.061,04
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.257,55
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,37
Petróleo
US$51,68

Estado del tiempo
2016-12-03

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 23:02

Marea max.: 19 cms.

Hora: 13:37

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 1.8 a 9 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-03

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

5 - 6
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

Muchas manzanas podridas

Muchas son las manzanas podridas que aún cuelgan de las ramas de los frondosos árboles que son las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional de Colombia, como incuantificable es el daño ignominioso que ocasionan a la sociedad colombiana, a su institucionalidad, a los derechos humanos, a la economía y a la imagen y política exterior del país.

Y, desde luego, a los organismos de los cuales son parte fundamental en la función y operatividad que estos desarrollan y cumplen en la preservación y guarda efectiva de la seguridad, honra y patrimonio de los colombianos, conforme lo determina el precepto constitucional que las pone como cardinales en el engranaje del Estado.

Por la magnitud de las cifras de delitos cometidos por miembros de los organismos referidos registrados en las estadísticas oficiales, cuanto alcanza a percibirse es que han resultado inocuos los remedios que vienen anunciándose de tiempo atrás para combatir la enfermedad que contagia a esos cuerpos.

Y no se han aplicado conforme se diagnosticaron y prescribieron en su oportunidad, entre otros por quien como ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, fue quien habló de “manzanas podridas” y de la urgencia de controlar el grave brote que hoy tiende a inmunizarse en la impunidad y a propagarse sin control en cuarteles y estaciones de las diferentes armas que conforman aquellos cuerpos, cuya naturaleza y funciones exigen total asepsia y continua profilaxis para preservarlos de la contaminación criminal.

Bien vendría que, ya en funciones de comandante supremo de las Fuerzas Armadas, el presidente Santos revisara la historia clínica y verificara si al paciente que en su momento trató se le hizo el procedimiento depurativo recomendado por él como ministro, si en efecto se le suministró el medicamento adecuado o si todo cuanto el percibió no pasó de ser otro “falso positivo”.

Porque hechos como los denunciados por El Espectador, domingo 9 de octubre de 2011, en los cuales un capitán con  especializaciones en derechos humanos y derecho internacional humanitario en Estados Unidos, además de abogado y administrador de empresas, especialista de la Escuela de Ingenieros y varios diplomados con la Fiscalía, “esbozó una horrenda radiografía de barbarie en el Gaula de Córdoba”, es sintomático de la gravedad extrema en violación de derechos a la cual han llegado las agencias de Inteligencia del Estado, el Ejército y la Policía Nacional.

Que muchos de los desafueros de las manzanas podridas que penden de las ramas de los arboles de las Fuerzas Armadas hayan ocurrido en Córdoba, según las “confesiones siniestras” de un capitán del Ejército, deja un halo de incertidumbre sobre la efectividad de las operaciones contra el crimen que en esa jurisdicción se acometen sin mayores resultados.

Entre tanto, los desafueros en los cuales puedan incurrir militares, policías y cuerpos de seguridad, no se controlan otorgándoles un fuero especial ni legislando en interés particular de personas, funciones y actividades.

ENTRE COMILLAS: “Entre más muertos reportara una unidad, mejor se iba a ver calificada e iba a permitir que los comandantes tuvieran viajes al exterior o estímulos para sus subalternos”. (Capitán Antonio Rozo Valbuena, El Espectador, domingo 9 de octubre de 2011, página 20)



*Poeta



elversionista@yahoo.es

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Publicidad
Publicidad
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese