Indicadores económicos
2017-06-28

Dólar (TRM)
$3.023,64
Dólar, Venta
$2.905,00
Dólar, Compra
$2.715,00
Café (Libra)
US$1,45
Euro
$3.439,39
UVR, Ayer
$251,16
UVR, Hoy
$251,18
Petróleo
US$44,74

Estado del tiempo
2017-06-28

marea

Marea min.: -17 cms.

Hora: 10:15

Marea max.: 16 cms.

Hora: 02:44

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-06-28

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Pura bulla

El 6 de octubre, El  Universal publicó la noticia de que Nazly Jiménez y varios vecinos de los sectores aledaños a la Avenida Tercera de Bocagrande, estaban atormentados por el ruido que proviene de varios establecimientos situados en este envilecido sector, en el cual han proliferado estancos, tabernas, bares y otros negocios parecidos.

El 14 de octubre, la señora Ana Milena Martelo, quien vive en el Edificio Corinche, se quejó también en carta al Buzón de El Universal, por el estruendo de estos establecimientos de diversión. Parece ser que ni “Asobocala”, ni el EPA, ni la Policía han podido hacer nada contra el flagelo del ruido, pues los dueños de estos establecimientos, se han pasado por el “derriere” las súplicas de los vecinos y los llamados de atención  y amenazas de cierre que les han hecho las autoridades.

El exceso de ruido es ubicuo en toda la geografía de Cartagena y es uno de los tantos problemas que tienen degradada su calidad de vida. La Zona Norte de Cartagena, cíclicamente está expuesta a festivales de música electrónica. En Castillogrande, los edificios aledaños a la bahía también son damnificados por la emisión de música a niveles altísimos de volumen dado que los fines de semana centenares de jóvenes se dedican a parrandear en los paseos peatonales en lujosas camionetas, envilecidas por la estética traqueta, que además de los perendengues, ostentan decenas de parlantes, que las convierten en discotecas ambulantes, cuyo bullicio trastorna la tranquilidad de los habitantes de estos sectores. En muchos barrios, los “Picós” de más de 30 altavoces, en ocasiones alcanzan cotas de 90 a 100 decibeles, cuando en un sector residencial no se deben sobrepasar 65 en el día y 55 en la noche. Es urgente que las autoridades ambientales le presten atención al problema del exceso de ruido, ya que este es uno de los perjuicios más grandes que se le hace a la sociedad, no sólo porque evita el descanso de la gente en la noche, sino porque genera angustia, estrés, problemas cardiovasculares y patologías auditivas en sus víctimas.

Pero, aparte del aspecto médico, estudios recientes han señalado que la música atronadora, fomenta el aislacionismo. La prueba es que la gente que baila música electrónica, lo hace sin relacionarse con su pareja, ya que el bullicio no los deja interactuar. Según el historiador Eduardo Lemaitre (Q.E.P.D), Rafael Núñez escribió un ensayo denominado “Filosofía del ruido”, en donde entre otras cosas dijo que a medida que los pueblos se civilizan se va reduciendo el volumen de sonidos. Este desastre ambiental de Cartagena hasta ahora no ha sido enfrentado eficazmente por las autoridades distritales. Los funcionarios del EPA deberían hacer brigadas por los barrios con la Policía y con sonómetros, con el fin de evidenciar la polución sonora, para así sancionar a quienes degradan el ambiente con sus ruidos infernales. Ojalá el nuevo alcalde o la nueva alcaldesa combatan con firmeza estos desmanes acústicos que tanto le incordian la vida a los cartageneros, con unas campañas efectivas y contundentes que no se parezcan a otras que se han implementado que, como se dice en el argot cartagenero, han sido “pura bulla”.



*Directivo universitario. Miembro de la Academia de la Historia de Cartagena.



menrodster@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese