Eduardo Vargas, la revancha del "Turboman" con la Selección de Chile

AP
SANTIAGO
12 de Junio de 2015 02:10 pm

Media hora podría haberle alcanzado a Eduardo Vargas para recuperar la titularidad en la selección de Chile que busca su primera Copa América.

El "Turboman" entró sobre la hora de juego en el partido inaugural contra Ecuador el jueves y ayudó a resolver un encuentro duro, llevando tranquilidad al equipo y a la hinchada al anotar un segundo gol que prácticamente sellaba una victoria 2-0 de los dueños de casa.

Anotó con un tiro cruzado tras ser habilitado por Sánchez y demostró una vez más que puede ser un buen acompañante del delantero de Arsenal.

El gol "le generará confianza y un optimismo distinto. Y eso suma para tenerlo presente", declaró el técnico Jorge Sampaoli, quien lo había dejado en el banco porque jugó muy poco con el Queens Park Rangers debido a una lesión.

Sin él, sin embargo, Sánchez estuvo muy solo en el ataque. Su reemplazante, Jean Beaousejour, a quien se encomendó moverse por el lateral izquierdo, ayudando en la marca y proyectándose al ataque, no incidió demasiado, y él fue el primero en admitirlo.

"Mi aporte fue principalmente en defensa, donde hice un gran partido. No así en ataque, porque tuve muy poca participación", declaró ".

Chile ejerció un dominio estéril hasta el ingreso de Vargas, que le cambió la cara al equipo y dio más variantes al ataque. Ya antes del gol Vargas había estado cerca de anotar, fallando en la definición.

En la segunda, a ocho minutos del final, no obstante, no perdonó. Chile robó un balón en el mediocampo, Sánchez se lo pasó a Vargas y el delantero batió al arquero con un remate al segundo palo.

"Estoy feliz por Eduardo, porque jugó bien, hizo un gol muy importante y demostró que es un jugador muy importante para el equipo", sentenció Jorge Valdivia, el lanzador de Chile cuyos balones tuvieron siempre el mismo destino, Sánchez, porque no había otros jugadores tratando de definir.

Sampaoli deberá decidir ahora si le devuelve la titularidad a Vargas y trata de darle mayor pegada al ataque o insiste con "Bose" ahora que quiere darle más equilibrio y menos vértigo al equipo.