Indicadores económicos
2017-03-24

Dólar (TRM)
$2.921,25
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,59
Euro
$3.150,86
UVR, Ayer
$246,72
UVR, Hoy
$246,80
Petróleo
US$47,70

Estado del tiempo
2017-03-24

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 15:22

Marea max.: 14 cms.

Hora: 08:16

Dirección viento: Noreste

Intensidad viento: 9 a 25 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.1 a 1.7 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2017-03-24

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

3 - 4
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Óscar Noriega, el escultor de la memoria

-A A +A
 

"Esa es mi madre. Lo único que le hace falta es que hable”, dijo Raimundo Angulo al ver la escultura que hizo Óscar Noriega a Teresa Pizarro de Angulo (Doña Tera), sentada en una silla virreinal. Le dio tres vueltas a la escultura, de frente y de espaldas, le reparó los ojos detrás de los espejuelos y el tejido del vestido, y le dio una palmada al escultor: “Es mi madre”.

Eso mismo le ocurrió con Rodrigo Obregón quien le dio siete vueltas a la escultura de su padre Alejandro Obregón a ver en qué no se parecía, pero tan exacto en los ademanes y en el gesto  de las manos y del cuerpo, que parecía a punto de susurrar una procacidad o salir al encuentro con su hijo. “Es muy parecido a mi padre”, dijo Rodrigo fotografiándolo y filmándolo.

Óscar Noriega Sarmiento (Cartagena, 1969) , no paró de hacer esculturas a lo largo del año 2015: es el  autor de las veinte esculturas de personajes cartageneros en el museo al aire libre en el parque Espíritu del Manglar. Trabajó hasta el 30 de diciembre, con una intensidad implacable durante quince horas diarias en su taller del barrio El Bosque, para cumplir la hazaña  de esta primera etapa del museo de la memoria regional. En su familia no hay artistas: su padre Óscar Noriega, apodado Hijo de Pilatos, porque se arrepintió en su juventud de lanzar a la bahía a un gato travieso desde el Puente Román, era recaudor de impuestos. Tuvo el privilegio de ser ahijado del poeta Daniel Lemaitre, que muchas veces llegó a su casa de Getsemaní, tras los pasos de Georgina Yánez, una tía del escultor, que vivía en La Calle Larga, y con quien sostuvo una relación afectiva que tradujo en versos y en una acuarela.  Ruby Sarmiento, su madre, era enfermera y con una gran predileción por la poesía.

Los inicios en el arte
Óscar Noriega se crió en su infancia en Getsemaní y se trasladó a Panamá, luego de la separación de sus padres. Su retorno a Cartagena se produjo con la caída del dictador Manuel Antonio Noriega.

Me preguntaron si era pariente del dictador y yo les dije que ningún familiar es culpable de lo que hagan algunos de sus miembros, pero de ninguna manera era pariente cercano ni lejano de Noriega. Regresé a Cartagena y culminé mis estudios de bachillerato en el Liceo de la Costa, en donde conocí al director teatral Roberto Ríos, al humanista Carlos Alvarado, al profesor de dibujo Efraím Vásquez quien me apoyó mucho en mi vocación para el dibujo y a Manuel Mendivil, coordinador académico. Después hice cursos de dibujo con el Maestro Jean Pierre Accault y talleres de acuarela con Roy Valenzuela en la Universidad Jorge Tadeo Lozano Conocí a Juan David Álvarez, quien me presentó a varios pintores y escultores, entre ellos, a Héctor Lombana, con quien trabajé durante doce años”.

Esculpir recuerdos
La gente llega  desde el amanecer al Parque Espíritu del Manglar,  recuperado,  embellecido y mantenido por la Gobernación de Bolívar, y no quiere salir de su fresca e íntima sombra, para reencontrase allí con la memoria de Cartagena.

Lo primero que hizo Noriega para esculpir estos veinte personajes de Cartagena, fue moldear todos sus cuerpos, luego de estudiarlos a partir de fotos. El segundo paso, modelar las manos, y finalmente, la cabeza. Lo más difícil era precisar el gesto o el ademán que humaniza la escultura, la expresión de cada rostro y los movimientos del cuerpo. El gobernador Juan Carlos Gossaín le sugirió que cada escultura representara a cada personaje por su actividad, y el escultor propuso que ningún personaje tuviera pedestal, sino que fuera concebido a escala humana, con gestos vivos, a ras de tierra.

Los personajes
El Museo de la Memoria de los personajes de Cartagena, realizado por Noriega en el Parque Espíritu del Manglar, es la primera obra personal del creador cartagenero.

En la primera etapa integró veinte personajes: Luis Felipe Jaspe, Candelario Obeso,  Diógenes Arrieta, Daniel Lemaitre, Enrique Grau,  Alejandro Obregón, Darío Morales, Lucho Bermúdez, Gabriel García Márquez,  Teresa Pizarro de Angulo,  Totó la Momposina, Petrona Martínez, Michi Sarmiento, Hugo Alandete, Toño Fernández, Jaime Díaz Quintero, Orlando “Ñato” Ramírez,  Jersi Puello y Cheo Romero. La idea de hacer un museo escultórico de la memoria, surgió luego de un viaje del gobernador Juan Carlos Gossaín a México. El elegido para esta misión fue el cartagenero Óscar Noriega.

En la segunda etapa de este proyecto del Museo de la Memoria, el escultor ha pensado incluir a Adolfo Mejía,  Eladio Gil, Eliseo Herrera, Judith Porto de González, entre otros. Hasta la fecha, ha realizado en su vida profesional, 23 esculturas. Noriega es el autor del busto a José Barros en El Banco (Magdalena).

"Una de las esculturas que más admiro es el Monumento a los alcatraces", el Maestro Eladio Gil. Creo que logra transmitirnos al sensación de levedad y vuelo".

Notas recomendadas
2456 fotos
69215 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese