Indicadores económicos
2017-12-14

Dólar (TRM)
$3.015,41
Dólar, Venta
$2.818,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,37
Euro
$3.564,80
UVR, Ayer
$252,13
UVR, Hoy
$252,13
Petróleo
US$56,60

Estado del tiempo
2017-12-14

marea

Marea min.: -10 cms.

Hora: 17:17

Marea max.: 19 cms.

Hora: 09:18

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 8 a 21 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 1.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2017-12-14

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 9 a.m - 12 p.m a 2 p.m- 5 p.m a 7:30 p.m.

7 - 8
Taxis
3 - 4 - [object Object]
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

"Vientos vallenatos", de Andrea Griminelli

A las 6 y 30 de esta tarde en el Hotel Intercontinental(Salón Aguamarina), en Cartagena, se presentará el álbum “Vientos vallenatos”, con la flauta célebre del italiano Andrea Griminelli y el acordeón de Sergio Luis Rodríguez.

Andrea Griminelli (Correggio, 1959) quedó seducido por la música colombiana, y especialmente del Vallenato, al conocer a la mujer que es su esposa, la guajira y exreina de Belleza: Rossana Redondo, quien es partícipe de esta iniciativa de conjunción musical y cultural.

El álbum “Vientos vallenatos”, grabado por ABC Récords,  con el acordeón de Sergio Luis Rodríguez, reúne diez clásicos vallenatos: “Matilde Lina”, de Leandro Díaz; “La casa en el aire”, de Rafael Escalona; “El cantor de Fonseca”, de Carlos Huertas; “Oye bonita”, de Diomedes Díaz (Feat Peter Manjarrés); “Un pedazo de acordeón”, de Alejo Durán; “La gota fría”, de Emiliano Zuleta (Feat Iván Villazón), “Nació mi poesía”, de Fernando  Dangond; “Benditos versos”, de Rafael Manjarrés y “El viejo Migue”, de Adolfo Pacheco.

El álbum, grabado en el sello Codiscos, fue apoyado por el Fondo Mixto de la Cultura de la Guajira y contó con el diseño de Ana Milena Barros, de Ámbar Design, y la fotografía de Carlos Egurrola.

Andrea Griminelli
El Maestro Andrea Griminelli acompañó en  más de ciento cincuenta conciertos por el mundo al legendario tenor Luciano Pavarotti. Fue la flauta que sonó en los funerales de ese gigante mítico de la ópera. Ha alternado con el tenor Andrea Bocelli, con el músico de rock británico Sting, Elton John,  Sir James Galway, Marc Luisada, James Taylor, Bradford Marsalis, entre otros.

El New York Times lo declaró como uno de los “ocho artistas emergentes de los años 90”. Su debut internacional fue en el Madison Square Garden de New York en 1984, a sus veinticinco años, cuando fue presentado por el tenor Luciano Pavarotti.

Treinta y dos años después, su virtuosismo encanta auditorios en el mundo y establece alianzas con iniciativas humanísticas.

Sergio Luis Rodríguez
Nacido en Valledupar, Cesar  fue hasta hace poco el acordeonero de Peter Manjarrés. Asimismo, es el Rey del Festival de la Leyenda Vallenata del año 2009, el máximo galardón que puede tener un profesional del acordeón en Colombia, Rey infantil del año 1994 y Rey de Reyes del año 1997. Sergio hizo parte de Los niños del vallenato, de la escuela de Andrés el “Turco” Gil, con los que visitó varios países, llegando hasta la Casa Blanca durante el gobierno del presidente Bill Clinton. Estudia música en la Universidad de los Andes, proceso que interrumpe cuando es llamado por el ‘Caballero del vallenato’, Peter Manjarrés, para que sea su compañero de fórmula musical. En conjunto graban seis producciones musicales y se ganan dos Grammy Latino.

Epílogo
Dice el Maestro Griminelli que estas canciones que ha elegido le devuelven la felicidad de la primera vez al llegar a Colombia. El vallenato es una reserva incesante de sentimiento, de evocación popular, de celebración de la vida, de festejo amoroso y reivindicación de los valores ancestrales del Caribe colombiano.  La flauta dulcifica esos altos y hondos silencios del tiempo en donde fluye como un río el viento iluminado de la música.

GRIMINELLI, UNA PASIÓN
El Maestro Griminelli  deslumbra audiencias en los cuatro puntos cardinales del planeta, confiesa que la razón por la que toca con los niños, es porque él alguna vez fue niño en una casa donde nadie era músico, y su maestra María Motti descubrió su pasión musical, y puso en sus manos una flauta dulce. La maestra tocaba el violín y llevó el niño al conservatorio y le regaló unos acetatos de música clásica. Tenía diez años.  Allí empezó esa pasión que no cesa.



Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese