Indicadores económicos
2017-05-25

Dólar (TRM)
$2.905,29
Dólar, Venta
$2.800,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,50
Euro
$3.251,89
UVR, Ayer
$250,07
UVR, Hoy
$250,11
Petróleo
US$51,36

Estado del tiempo
2017-05-25

marea

Marea min.: -16 cms.

Hora: 06:26

Marea max.: 28 cms.

Hora: 23:20

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 3 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.9 a 1.2 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 34 ºC

Pico y placa
2017-05-25

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
7 - 8
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

Con el ‘Misil’ Gaviria, Colombia podrá disfrutar de otro ciclismo

Hasta el 10 de octubre de 1999, España vivía el ciclismo de montaña y dejaba los embalajes, las clásicas y los mundiales para italianos, holandeses o belgas. Pedro Delgado y Miguel Induraín eran los héroes de la época, los escaladores que peleaban por las grandes vueltas. Pero ese día apareció Óscar Freire, el encargado de revolucionar la historia del ciclismo español.

Ese domingo de 1999, un desconocido sorprendió en un embalaje a Jan Ullrich, Frank Vandenbroucke, Oscar Camenzind y Dimitri Konyshev, entre otros. En su segundo año como profesional, Óscar Freire se coronó campeón mundial en Verona, Italia, para cambiar la perspectiva del ciclismo de España.

Trece años después, Freire se retiró con tres títulos mundiales, tres coronas de la Clásica Milán-San Remo, más de 50 triunfos de etapa al embalaje en el World Tour y una camiseta por puntos del Tour de Francia. Freire revolucionó la historia del ciclismo de ruta especializado en el ascenso de España y ahora Colombia va por el mismo camino.

Los escarabajos, conocidos por su capacidad innata para escalar, para trepar montañas, para conquistar los picos más altos de las carreteras del mundo a bordo de una bicicleta, como ‘Lucho’ Herrera y Fabio Parra, en la década del 80 y ahora con Nairo Quintana, Rigoberto Urán, Sergio Luis Henao y Esteban Chaves, sólo por nombrar a cuatro de los estelares, son los que han puesto el tricolor nacional en los podios mundiales, son los encargados de que el ciclismo colombiano disfrute cada etapa de montaña.

Pero ahora, como le sucedió a España en 1999, Colombia está ad-portas de explorar ese nuevo ciclismo, ya empieza a conocer y disfrutar de los embalajes, porque desde 2015 apareció un joven embalador que va rumbo a revolucionar el ciclismo colombiano. Era una promesa y ya está en el camino de afianzar un perfil deportivo que nuestro país no conocía.

El antioqueño Fernando Gaviria Rendón, con sólo 22 años de edad, ya acumula 13 triunfos de etapa al embalaje como profesional en el equipo belga Etixx Quick Step, de los cuales varios han sido delante de grandes ‘sprinters’ del mundo como Mark Cavendish, Peter Sagan, Elia Viviani y Andre Greipel.

Por su talento y demostración de potencia en la línea de meta, todos le dicen el ‘Misil’ Gaviria y su confirmación como gran embalador lo tiene ahora como líder de su equipo.

Gaviria no lidera cualquier equipo, pues Etixx siempre ha confiado en los embaladores, nunca ha disputado el título de alguna carrera grande, de hecho el mejor resultado desde su creación en 2003 fue en el Giro de Italia de 2014, con el segundo lugar del colombiano Rigoberto Urán, quien ahora corre por el Cannondale.

El promedio de triunfos de etapas del equipo belga por año, entre el 2007 y el 2016, no ha bajado de 50, con figuras de la talla de Tom Boonen, Paolo Bettini, Gert Steegmans, Tony Martín, Mark Cavendish y ahora el colombiano que no es escalador, pero tiene una capacidad superlativa para embalar: Fernando el ‘Misil’ Gaviria.

“Siempre quiero ganar, siempre deseo lo mejor y esto no es de futuro, es de presente, de ir ganando cosas, ir asegurando títulos, por eso voy paso a paso, si me ponen en una grande o no, lo doy todo, sea carrera chica o grande, siempre quiero ganar”, aseguró Fernando Gaviria.

El antioqueño explica que “no sabría cómo describir mi tipo de sprint, porque mi sprint son las ganas de ganar y el deseo de pasar primero la raya, por eso me arriesgo un poco y juego diferente a los demás y ahí se dan las posibilidades de ganar”.

Hermano de la pistera Juliana Gaviria y cuñado de Fabián Puerta, el paisa se formó en la pista, lo ha ganado casi todo en el ómnium, sólo le falta la medalla de oro en los Juegos Olímpicos, pero desde el año pasado cuando terminó cuarto en Río-2016, se la jugó toda por la ruta con el Etixx Quick Step.

Pero Fernando no es el único, Colombia ya da muestras de talento para rato en este estilo, por ejemplo, Juan Sebastián Molano, del Team Manzana Postobón, hace unas semanas ganó dos etapas en la Vuelta al Alentejo, en Portugal, y en Colombia durante 2016 no tuvo rival al conquistar cuatro etapas del Clásico RCN y una de la Vuelta a Colombia.

“Desde el año pasado he asumido la responsabilidad como embalador y me he sentido cómodo porque tengo un equipo que se entrega a fondo para buscar mis victorias, además, tengo una ventaja, porque soy un ‘sprinter’ que pasa bien la media montaña, entonces es muy importante”, afirma Molano.

“Pienso que va a ser de los grandes ‘sprinters’ del mundo, estamos en ese proceso con él”, dice con seguridad Luis Fernando Saldarriaga, entrenador del Team Manzana, quien tuvo en sus manos como director técnico a grandes referentes nacionales como Nairo Quintana, Esteban Chaves, Jarlinson Pantano y Darwin Atapuma.

Como Óscar Freire para España en 1999, Gaviria y Molano son los nuevos referentes del otro ciclismo colombiano, del que requiere potencia, una mayor dosis de estrategia en pocos metros y velocidad, luego de haber rodado más de 100 kilómetros antes de lanzar cada embalaje final.

CLÁSICAS Y MONUMENTOS

Así como para el ciclismo de los escaladores hay tres grandes cada año, para el ciclismo de embaladores hay cinco grandes, cinco monumentos de un día cada uno que ponen a prueba la resistencia y velocidad.

El Giro de Italia, el Tour de Francia y la Vuelta a España son las grandes citas que tienen como favoritos a escaladores como Christopher Froome, Nairo Quintana, Alberto Contador y Vincenzo Níbali, entre otros.

Pero para los embaladores, además de cada etapa llana en esas pruebas, los cinco grandes retos del año son la Milán-San Remo, el Tour de Flandes, la París-Roubaix, la Lieja-Bastoña-Lieja y el Giro de Lombardía, todas de un día y con trazados superiores a 240 kilómetros.

Precisamente ayer se cumplió en Italia la primera de la temporada, la Milán-San Remo, conocida por su importancia como la ‘Classicissima’ y también como la Carrera de Primavera, porque se pasa del frío de la salida en Milán al sol de la Riviera Ligure, en la que Gaviria terminó en el quinto lugar.

El gran referente histórico de esta clásica es el belga Eddy Merckx, quien compitió once veces y ganó siete coronas. Con 20 años ganó la primera y con 30 la séptima. 

Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese