Indicadores económicos
2017-04-29

Dólar (TRM)
$2.947,85
Dólar, Venta
$2.830,00
Dólar, Compra
$2.570,00
Café (Libra)
US$1,46
Euro
$3.203,70
UVR, Ayer
$249,07
UVR, Hoy
$249,11
Petróleo
US$49,33

Estado del tiempo
2017-04-29

marea

Marea min.: -19 cms.

Hora: 09:36

Marea max.: 23 cms.

Hora: 01:30

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 9 a 21 kms/h

Temp. superficial del mar: 29 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 35 ºC

Pico y placa
2017-04-29

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

Sábados de 7 a.m a 3 p.m

9 - 0
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

La tecnología va tan rápido, que a veces atropella

Estamos tan entusiasmados por los adelantos tecnológicos que han borrado las distancias y nos permiten una comunicación prácticamente sin límites, que no le damos importancia a los proble-mas que también ha traído este frenesí de novedades.

Es cierto que ya pode-mos intercambiar ideas en tiempo real con cualquier persona en el mundo, es cierto que los teléfonos inteligentes han roto las limitaciones de comunica-ción cuando estamos mo-viéndonos, y que los GPS nos quitaron el temor a perdernos en el camino. Pero nos hemos acostum-brado tanto a una vida orientada por estos equi-pos, que cualquier falla puede convertirse en ca-tástrofe.
Basta dar un vistazo a las noticias mundiales, pa-ra encontrar a diario una muestra de lo anterior.
En Oregón (Estados Unidos), una pareja de viajeros debió pasar tres días atrapada en la nieve, porque su sistema de posi-cionamiento global (GPS) les recomendó el camino más corto para llegar a su destino, haciéndolos atra-vesar un bosque por una carretera desolada. Lo pe-or es que John Rhodes y su esposa Starry Bush-Rhodes pasaron la Navidad en su vehículo atascado en una vía cubierta de nieve.
Por supuesto, la tecno-logía también vino en su ayuda, porque el celular que llevaban captó una dé-bil señal y pudieron enviar sus coordenadas a través del GPS.
Como la mayoría de los gringos, a los esposos, de 65 y 67 años, les gusta to-mar medidas preventivas, y viajaban con comida, ro-pa y equipo contra el frío, lo que les permitió sopor-tar dos días.
Conscientes de que a veces es preciso tomar un descanso de la tecnología y detener el frenesí de la cultura de las telecomuni-caciones, la universidad Stephens College de Mi-suri, les pidió a sus estu-diantes que apagaran sus celulares una de estas no-ches de diciembre, los co-locaran en una caja y se fueran a la capilla alumbra-da con velas, para sentarse en silencio a meditar.
Durante una hora, nadie escuchó su iPod, ni se oyó el sonido del teclado de los computadores en los in-terminables chats, ni se oyeron los timbres de va-riedades infinitas que normalmente suenan sin descanso.
La mayoría de los jóve-nes considera que los ce-lulares y el acceso a Inter-net son necesidades bási-cas, así que, en cierta ma-nera, esta pausa fue un sa-crificio y les mostró que la tecnología les está quita-ndo tiempo para pensar.
Otros debieron hacer esa misma pausa, pero obligados por los dos “apa-gones” de los BlackBerry, que causaron irritación a los usuarios del servicio de mensajes de texto y tele-fonía móvil.
Es tal la dependencia de quienes utilizan un BlackBerry, que puede uno verlos todo el día te-cleando mensajes instan-táneos con los dedos pul-gares, enviando fotos o vi-deos y verificando su agenda. Incluso hay ya una molestia muscular llamada “Pulgar de BlackBerry”. La semana pasada, el ser-vicio dejó de funcionar dos veces, por un largo rato en la noche, y en Twitter co-menzaron a salir avalan-chas de quejas de los usua-rios desesperados.
Pero donde la tecnolo-gía ha planteado un reto de grandes proporciones es en los aeropuertos de Es-tados Unidos, pues a raíz del atentado que se evitó recientemente en un avión, se ha sugerido que se instalen escáneres avanzados de rayos X. Sin embargo, sólo unos cuan-tos aeropuertos lo hicie-ron, porque hay dudas so-bre la manera en que estos aparatos violan la intimi-dad de los pasajeros, al mostrar el contorno del cuerpo humano, con una claridad vergonzante.
Seguramente el escáner de cuerpo completo hu-biera detectado que el ni-geriano Umar Farouk Ab-dulmutallab llevaba una carga que quiso hacer es-tallar durante un vuelo de Northwest.
El problema es que es-tos equipos muestran de manera clara el tamaño y la forma del cuerpo.
En fin, como todo en esta vida, la tecnología tie-ne sus ventajas y sus des-ventajas, pero ya no es po-sible prescindir de ella.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese