Indicadores económicos
2017-08-17

Dólar (TRM)
$2.967,32
Dólar, Venta
$2.898,00
Dólar, Compra
$2.740,00
Café (Libra)
US$1,54
Euro
$3.474,73
UVR, Ayer
$251,76
UVR, Hoy
$251,75
Petróleo
US$46,78

Estado del tiempo
2017-08-17

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 12:26

Marea max.: -31 cms.

Hora: 20:07

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 7 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-08-17

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

3 - 4
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

El botín de las regalías cae a un barril sin fondo

En el San Jorge, Montelíbano tiene suspendido el giro de las regalías desde 2008, por presuntas irregularidades en el manejo de los recursos, los siete municipios restantes siguen recibiendo esos recursos.

En este primer trimestre de 2011, un total de siete municipios de la subregión del San Jorge cordobés recibieron 18 mil 964 millones de pesos en regalías, pero lo triste es que buena parte de estos recursos terminarán convertidos como ha pasado en los últimos años, en botín de dirigentes locales poco interesados en el bienestar social de la comunidad pobre que debe ser la real destinataria de esa gigantesca suma de dinero.

Por lo general, los mandatarios siguen manejando a su antojo los recursos que llegan por este concepto a las arcas de los diferentes entes territoriales y no invierten en coberturas, lo cual es muy grave.

Eso es lo que han podido visualizar ciertas investigaciones, pero ¿será  lo único de lo que se han apoderado los políticos de turno que se han transformado en voraces depredadores del erario público?

¿Y de dónde llegan las regalías?

En Colombia se liquidan dos tipos de regalías. Las directas que llegan a los departamentos y municipios en donde se explotan los recursos naturales no renovables y los puertos marítimos y fluviales por donde se movilizan hacia el extranjero los productos extraídos. Las indirectas que se asignan por intermedio del Fondo Nacional de Regalías, en procura de una redistribución del resto de los recursos.

Es evidente que el Estado tiene que ejercer un mayor control social de las regalías que deben invertirse en  proyectos de beneficio para las comunidades.

Es conveniente resaltar que en ejercicio de las facultades establecidas por la Ley, Planeación Nacional tiene la misión de reportar a la Fiscalía General de la Nación y a los organismos de control: Procuraduría General de la Nación y Contraloría General de la República las presuntas irregularidades de las que tenga conocimiento, a través de la Subdirección de Control y Vigilancia y de las Interventorías Administrativas y Financieras (IAF) contratadas para tal fin.

En el San Jorge, el municipio de Montelíbano tiene suspendido el giro de las regalías desde 2008, por presuntas irregularidades en el manejo de los recursos, los siete municipios restantes siguen recibiendo esos recursos.

Durante los últimos años han sido grandiosos los montos de recursos por este concepto que han sido despilfarrados por los alcaldes y sus más cercanos colaboradores, pues esos recursos seguramente terminan invertidos en fincas, carros lujosos, fiestas, apartamentos y comprando la conciencia a los ciudadanos en la siguiente elección.

Sería bueno que en estos tiempos preelectorales se adopten severos controles para evitar el robo de los dineros, gran parte del manejo de los recursos va a temas distintos de la satisfacción de necesidades comunitarias.

Si se tiene en cuenta que los recursos naturales no renovables se acaban más rápido de lo que se cree y si no hay una reacción más contundente por parte de los organismos de control y el Gobierno Central es posible que miles de habitantes de la subregión del San Jorge se queden sin conocer los beneficios y las bendiciones de las regalías. Por el contrario serán condenados a vivir en la maldición que implica un mundo de necesidades básicas insatisfechas.

Las coberturas que nunca se cubren

Según información de la Dirección de Regalías del Departamento Nacional de Planeación se identificó que ninguna de las 8 entidades territoriales del San Jorge, cuenta con el total de esos indicadores sobre coberturas.

Los sectores que se certifican son salud en cuanto a la afiliación a régimen subsidiado de la población vulnerable (Ministerio de la Protección Social), educación básica (Ministerio de Educación), agua potable y alcantarillado (Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios) y mortalidad infantil (Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas –Dane).

En la mayoría de municipios encontramos sistemas de alcantarillado colapsados por falta de limpieza y mantenimiento, debido a problemas en los sistemas de bombeo y en los colectores de aguas negras; hechos que sumados a las bajas pendientes manejadas en algunos tramos de las redes de alcantarillado, ocasionan el rebosamiento de las aguas que afectan vías y andenes peatonales.

Lo que llegó en este primer trimestre

Durante el primer trimestre de este año, siete de los ocho municipios del San Jorge han recibido 18 mil 964 millones de pesos por regalías directas, derivadas de hidrocarburo, níquel, carbón y metales preciosos.

Ayapel obtuvo recursos por $3.437 millones, Planeta Rica; $ 3.389 millones, Pueblo Nuevo; $3.198 millones, La Apartada; $2.817 millones, Buenavista; $2.817 millones, Puerto Libertador; $1.806 millones y San José de Uré; $ 1.499 millones de pesos. Estos recursos corresponden al primer trimestre del presente año.

Es paradójico que pese a que la destinación de las regalías sea aumentar la cobertura en salud, educación, agua potable y alcantarillado, es decir, para atender las necesidades básicas insatisfechas (NBI), en estos municipios beneficiarios, estos indicadores se muestran refractarios.

La mayoría de municipios exhiben niveles de NBI, pobreza, miseria, déficit en la cobertura de acueducto y alcantarillado, por encima del promedio nacional. Igualmente no se observa mejoría alguna en la brecha social, siendo más acentuada en sus deprimidas zonas rurales.

La necesidad de controlar la corrupción

En conclusión, es necesario el más intenso debate sobre qué se está haciendo, cómo se está haciendo y hasta dónde se quiere llegar con las regalías que anualmente llegan a los municipios del San Jorge.

A pesar de los millonarios recursos que reciben los entes territoriales de esta subregión no se ha visto una transformación social y el progreso en buena parte de las tierras que se han ganado este baloto, pero lo que no se puede permitir es que se sigan perdiendo más pesos de las regalías pendientes de distribución porque corresponden a recursos que deben ser dirigidos única y exclusivamente al logro de niveles más alto de bienestar social.

Miremos como están los municipios del San Jorge en sus coberturas mínimas de educación, salud, agua potable, alcantarillado, reducción de la mortalidad infantil. Ya es hora entonces de que hagamos un alto en el camino y les pidamos cuentas a nuestros alcaldes y dirigentes políticos preguntándoles ¿Dónde están nuestras regalías? Hasta ahora parece que todo ese botín ha caído en un barril sin fondo, porque las obras para justificar los millonarios recursos girados no se perciben por ningún lado.

 

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese