Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-11

Dólar (TRM)
$3.002,80
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.850,00
Café (Libra)
US$1,57
Euro
$3.170,65
UVR, Ayer
$242,34
UVR, Hoy
$242,32
Petróleo
US$51,50

Estado del tiempo
2016-12-11

marea

Marea min.: -17 cms.

Hora: 01:22

Marea max.: 28 cms.

Hora: 09:04

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 13 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-11

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

-
Taxis
-
Motos
- - - -

García Márquez se pudo copiar de Alejo Durán

-A A +A
 

A Alejandro Durán nadie lo relaciona con el famoso realismo mágico, ni con el llamado ‘boom’ de la literatura latinoamericana. Todo el crédito se lo han dado al escrito Gabriel García Márquez, pero lo cierto es que Alejo se le anticipó varios años en el uso de la hipérbole al inventarse una gran tragedia en el municipio de Sahagún.

En Cien años de soledad José Arcadio Segundo, refiriéndose a la llamada masacre de las bananeras, dice que hubo unos 3.000 muertos, los cuales fueron echados en el tren de casi 200 vagones y arrojados al mar como el banano de rechazo. Las cifras oficiales relacionadas con este suceso, ocurrido el 6 de diciembre de 1928, hablan de 15 a 20 muertos.

La obra cumbre de García Márquez fue publicada en junio de 1967 pero resulta que Alejo en 1955, cuando el Nobel apenas publicaba La Hojarasca, grabó un disco que tituló El Palco.

Para esas calendas, Alejo vivía en Sahagún (Córdoba), municipio que anualmente celebraba sus fiestas de toros tradicionales en honor a la Inmaculada Concepción, en diciembre.

No se llamaban entonces "corralejas", como ahora, y era una fiesta eminentemente popular donde los terratenientes sólo intervenían para prestar los toros de sus haciendas para el deleite de la gente, la mayoría proveniente de la zona rural, muchos de ellos empleados de los finqueros.

Se construían palcos en madera, como ahora, pero con una estructura más modesta, para que también las familias pudieran disfrutar del espectáculo. Uno de los dueños de palco era el señor Eulalio Melendres.

Por algún defecto en su construcción, el palco de Melendres, repleto de gente, se vino abajo en plena corrida, lo cual fue tema para la mencionada composición de Alejo Durán.

Hace algún tiempo un amigo me comentó sobre el tema grabado por Alejo y me solicitó le ayudara a conseguirlo. Después de una búsqueda infructuosa, mi amigo decidió recurrir directamente a Discos Fuentes y luego de una serie de peripecias logró obtener la grabación mencionada.

Cuando escuché a Alejo cantando… "Duraron 5 días sacando gente de abajo" y más adelante… "hubieron 600 muertos y fuera de los privados", me causó una gran extrañeza: lo de "hubieron" sonaba hasta bonito en la voz de Alejo, pero lo de 600 muertos jamás lo había oído mencionar en la historia del pueblo.

Me acordé entonces de la tragedia de Sincelejo, ocurrida el 20 de enero de 1980, donde hubo alrededor de 500 muertos y fue un suceso nacional que determinó que se suspendieran muchos años las corralejas en esa ciudad.

Me fui para donde don Antonio Bernal "el Verruga", de 79 años, gran aficionado a las fiestas de toros y antiguo constructor de palcos, quien me manifestó haber estado presente el día de la "tragedia". Me explicó técnicamente las razones por las cuales se cayó el palco, lo cual obviamente no era lo que me interesaba, pero me dijo que no había habido un solo muerto y que la fiesta había continuado luego que remendaron el palco y retiraron a los aporreados.

¿Don Antonio, y en qué fecha sucedió esto?, le pregunté. "Hace tanto tiempo que no me acuerdo, pero la que te puede dar razón es Susanita Pantoja que también estuvo ahí". ¿Y cómo hago para localizarla? "Si quieres te llevo allá, vive apenas a media cuadra de aquí". Bueno, vamos.

Esa era la clave. Doña Susanita, también de 79 abriles, ágil y parlanchina, nos comentó que ella era invitada de honor de su compadre Melendres y ese día estuvo en el palco, a pesar de tener enyesada su pierna izquierda por una fractura producto de un accidente.

Cuenta doña Susanita que el palco se "esbarrumbó", término que también utiliza Alejo para describir el desplome del palco, que la más damnificada en la "tragedia" fue ella, porque cayó en la mitad de la plaza y volvió a lastimarse la pierna fracturada y que, en efecto, no hubo un solo muerto.

Agrega doña Susanita que el palco se "esbarrumbó" exactamente el 16 de diciembre de 1954.

Se me antoja, entonces, que Alejo se anticipó a Gabo en lo del realismo mágico, porque, como anotaba, El Palco salió en 1955 y Cien años de soledad en 1967, es decir, 12 años más tarde.

¿Quién quita entonces que Gabo se haya inspirado en El Palco de Alejo para describir la masacre de las bananeras?

Y para más sospecha, García Márquez también utiliza el verbo desbarrumbar en su cuento Blacamán el Bueno, vendedor de milagros (1968), cuando escribe: "… y apenas tuvo tiempo de tomarse el antídoto cuando el dispensario de pacotilla se desbarrumbó sobre la muchedumbre".

¿Por qué no le preguntamos?



El palco

Autor: Alejandro Durán

¡Ombe, ya verán!

No les cause maravilla,

y oigan lo que digo yo. Bis.

Estaba en la gran corrida,

y el palco se esbarrumbó. Bis.

¡Ombe, ya verán!

Oigan lo que no se puede,

y oigan lo que digo yo,

me han dicho que es de Melendres,

el palco se esbarrumbó.

¡Ombe ya verán!

No crean que son cosas mías,

todo lo que estoy cantando,

que duraron cinco días

sacando gente de abajo,

¡Ay! que duraron cinco días

sacando gente de abajo.

¡Ombe ya verán!

Pónganle cuidado en esto,

yo lo tengo hasta callado,

hubieron seiscientos muertos, y fuera de los privados. Bis.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2331 fotos
64216 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese