Cartagena y sus sueños

04 de abril de 2010 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Hace un tiempo el editorialista de El Universal manifestó su molestia por la costumbre cartagenera de criticar cualquier obra que se proponga. Para satisfacerlo deseo enumerar algunas de las muchas que se han anunciado, junto con mis deseos para que se hagan realidad. Estructuras en el Canal del Dique: lo han estudiado, reestudiado y presupuestado, pero primero se llenó la Bahía con sedimentos del Páramo de las Papas, que los estudiosos evitaran su llegada. Proyecto de importancia vital para el desarrollo de la ciudad. Dragado de Caños, Lagos y Lagunas: debió ser el Metro de Cartagena (Vía Acuática) y por lo tanto el corazón del trasporte público, además de un atractivo turístico. Los responsables de vez en cuando se acuerdan. Dragado del Eje II-Quinta Avenida de Manga: mientras el Parlamento colombiano debatía un escándalo del Contratista, las dragas que lo harían realidad se las comió el óxido. Proyecto vial de especial urgencia para la ciudad, que nunca se inició. Vía Perimetral: obra de gran repercusión social e importancia vial. Por allí debieron ingresar los jugadores de unos Juegos internacionales, pero nunca lo hicieron. Construida sólo en parte, hoy está casi inutilizable. Central de Abastos: se espera que se solucione el pleito de los terrenos donde se propone su construcción; mientras tanto el mercado de Bazurto, previo maquillaje de diez mil millones, seguirá ahogando a la ciudad. Construida la Central y erradicado Bazurto, la ciudad se revitalizaría. Transcaribe: imposición que la ciudad aceptó para estar de moda. Aunque Cartagena lo que necesita es vías, el “embeleco” destruyó la única utilizable ocasionándole, desde hace cuatro años y sin final a la vista, el mayor traumatismo vial y comercial de su historia, mientras absorbe diariamente bocanadas de recursos que la ciudad no tiene. Utopía: educará a los cartageneros. Doble calzada a Barranquilla y a Turbaco: de Barranquilla ya salió, mientras a Cartagena se ingresa por caminos de herradura -aunque el tramo de Bayunca a El Amparo, por la Cordialidad, está muy adelantado-, pues los estudiosos concluyeron que primero se debe sitiar la ciudad con peajes. Aeropuerto Nuevo: el Presidente lo anunció hace pocos días como una realidad, pero ahora, sin vender el de Crespo. Los cartageneros seguirán prefiriendo las limitaciones del actual porque les queda más cerca, sin importarles dejar ir el desarrollo. “Túnel” de Crespo: la mayor fantasía de los últimos años. Aunque sea sustituible con soluciones menos costosas y el nivel del mar lo haga menos factible, los intereses particulares se imponen y la autoridad intenta financiarlo con otro peaje. Organización de Playas: primero el “Bulevar” del Señor Curi y ahora la privatización, por recomendación del altiplano. Mientras tanto los dueños de la “confianza legítima” la rechazan hasta que no se les satisfagan “sus derechos”. Acción urgente para la supervivencia del turismo. La última información, traída por otro viceministro cartagenero (que ya renunció), indica que se proyecta la Carretera Transversal, que sustituirá la Perimetral y beneficiará a quienes no la necesitan, y la Doble Calzada de la Variante de Mamonal. Vendrán más. Consciente de que la falta de espacio me obliga a que se me escapen muchos “sueños” y me impida ampliar razones a favor y en contra, esta enumeración es sólo una invitación para que alguien mejor informado los comente, con un ruego a Dios para que los necesarios se hagan realidad y el editorialista no se moleste. lubor149705@gmail.com

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS