Indicadores económicos
2018-11-19

Dólar (TRM)
$3.173,59
Dólar, Venta
$2.978,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,37
Euro
$3.600,75
UVR, Ayer
$260,20
UVR, Hoy
$260,21
Petróleo
US$66,80

Estado del tiempo
2018-11-19

marea

Marea min.: -8 cms.

Hora: 01:30

Marea max.: 19 cms.

Hora: 08:42

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 8 a 20 kms/h

Temp. superficial del mar: 29 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 28 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2018-11-19

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 9 a.m - 12 p.m a 2 p.m- 5 p.m a 7:30 p.m.

7 - 8
Taxis
5 - 6
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

La audacia de Murcia Ballén

DARÍO MORÓN DÍAZ

Por: DARÍO MORÓN DÍAZ

7 de Noviembre de 2015 12:00 am

Treinta años después del holocausto del Palacio de Justicia se reviven los episodios de esa tragedia que enlutó a la justicia colombiana. La muerte de 11 magistrados, de centenares de víctimas inocentes y de las personas desaparecidas, imprime un recuerdo amargo en la memoria de los colombianos. Los causantes de la tragedia del M-19 pagaron con sus vidas la temeraria decisión, desventura que ocasionó otras víctimas que siempre serán recordadas por sus familiares. Evidentemente la toma fue obra del M-19, sin embargo, hubo otros eventos que magnificaron la tragedia, no obstante, aún no se concreta la verdad en las investigaciones que no concluyen a pesar de tres decenios transcurridos.

Pero dejando de lado esas cavilaciones, debemos destacar al magistrado que valerosamente logró salir con vida de esa catástrofe, a pesar de tener desventajas físicas ostensibles. El magistrado Humberto Murcia Ballén, de la Sala Civil, ese año se retiraba de la Corte Suprema de Justicia, y ese 6 de noviembre entregaría su cargo a

Héctor Marín Naranjo. La toma fue a las 11 y 40 de la mañana; es menester decir que Murcia Ballén usaba una prótesis en su pierna derecha en la rodilla y se apoyaba para deambular en un par de muletas. Instantes después el fuego de ametralladoras pesadas penetraba por las ventanas del despacho del magistrado, era un infierno de pólvora, balas y esquirlas. Una bala le destruyó la prótesis de su pierna derecha, y a merced sólo de la pierna izquierda, opto por arrastrarse por el piso, en medio del intenso humo y las balas, avanzó desde el cuarto piso rodando por las escaleras en medio de agua contaminada con sangre. A pesar de ello el audaz magistrado logró llegar al final del primer piso y salió a la puerta donde debido las salpicaduras de sangre, la desgarradura de su ropa y la falta de la pierna fue recogido por la Cruz Roja y transportado a una clínica. Los médicos le reconocieron otras heridas de esquirlas de granada en su rostro que él en los momentos de angustia no había notado.

Humberto Murcia Ballén fue Presidente de la Corte Suprema de Justicia, profesor universitario y autor de varios obras sobre Derecho Civil. Murcia viene con frecuencia a Cartagena donde tiene un apartamento. Es un insigne conversador, recuerdo que uno de los aspectos que llama la atención sobre su conspicua personalidad, es que sigue con pasión los juegos de béisbol de las Grandes Ligas y la Serie Mundial. Murcia Ballén ahora evita la conversación sobre ese terrorífico episodio que le tocó afrontar durante el holocausto del Palacio de Justicia.

Es bueno agregar que los magistrados que sobrevivieron el holocausto cortaron sus relaciones con el Gobierno de esa época.

*Exdirector de El Universal. Académico de Medicina e Historia.

dmorond@gmail.com
 

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS



Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese