Indicadores económicos
2017-07-26

Dólar (TRM)
$3.026,22
Dólar, Venta
$2.850,00
Dólar, Compra
$2.645,00
Café (Libra)
US$1,54
Euro
$3.523,73
UVR, Ayer
$251,58
UVR, Hoy
$251,59
Petróleo
US$48,75

Estado del tiempo
2017-07-27

marea

Marea min.: -11 cms.

Hora: 09:27

Marea max.: 12 cms.

Hora: 02:06

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 11 a 29 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 35 ºC

Pico y placa
2017-07-26

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2 -
Taxis
1 - 2
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

La falacia del legado cultural

PASTOR ALONSO JARAMILLO ROBLES

COLUMNA DEL CONCEJO

Por: PASTOR ALONSO JARAMILLO ROBLES

2 de Abril de 2013 12:00 am

Me inquieta la explicación que muchos tienen para el avance de Barranquilla en los últimos años frente a un estancamiento de Cartagena.

Esto se ha atado a datos estadísticos que señalan un vigor económico en la arenosa, además de una mejoría en su administración. El núcleo básico de esto es extraído del nacimiento de las dos: una, Cartagena de Indias, creada en el siglo XVI, deudora de todos los vicios de la España contrareformista lo que indicaría que arrastramos una perniciosa conciencia colonial antimoderna, negada al emprendimiento mercantil al igual que de un ejercicio social basado en la libertad; y, una Barranquilla que debido a su génesis en el siglo XIX, republicana, sería otra cosa en cuanto a ser más sensible a premisas de la modernidad como el empresarismo y una visión colectiva más libertaria.

A mi juicio es una falacia persistir en ello. ¿Por qué? Sencillamente por 150 años de historia económica. En los textos Comercio justo para todos, de Stiglitiz; y El triunfo de las ciudades, de Glaeser, se documentan dos casos que se refieren al Japón de la restauración Meiji y a la Singapur de Lee Kuan Yue. En dos momentos distintos – el primero en el siglo XIX, el segundo en el XX- se buscaron formas estatales de hacer frente a la necesidad de insertarse como ganadores en la dinámica trepidante de la construcción de una economía global.

En estos dos territorios antes de la toma de medidas políticas de desarrollo, las condiciones de pobreza eran tercermundistas. Sin embargo, establecieron una arquitectura institucional a su medida observando con agudo sentido común la industrialización de otras zonas –Japón siguió mucho la industrialización de la Alemania de Bismarck- y crearon toda una institucionalidad que favoreció el desarrollo con una apuesta estatal hacia la educación y los sectores intensivos en mano de obra.

Entonces, no fue su legado histórico inconsistente con la modernidad de Occidente el que primó. Por el contrario, se adaptaron, generaron una apuesta política desde su idiosincrasia y crearon instituciones para ser fuertes económicamente, dando un giro a su destino.

Por ende, para mí, nuestra situación precaria no está circunscrita al legado de la colonia sino a que no hemos establecido debidamente una gobernanza institucional para la globalización, tendiente a cambiar los males heredados.    



*Cambio Radical



protocolo@concejocartagena.gov.co

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

El de la falacia es el

El de la falacia es el concejal: textos de historia universal y un ejemplo de ciudades en el Japón, nada tiene que ver con la historia concreta y real de Cartagena y Barranquilla. La verdad es que el sector dominante históricamente en la ciudad, hasta bien entrado el siglo XX -antes de las elecciones populares-- y salvo muy contados casos, como señores Vélez y Mogollón, quisieron siempre vivir del pasado histórico de la ciudad como "Plaza Fuerte" durante la Colonia, y luego con la exclusividad de lo derechos como puerto internacional (...)

... (sigo) hasta mediados del

... (sigo) hasta mediados del siglo XIX: Barranquilla --está más que documentado, concejal, tiene que leer fuentes primarias históricas, o a autores de reconocido prestigio internacional, como Eduardo Posada Carbó-- ha sido toda la vida una sociedad más abierta al emprendimiento (vía inmigración, principalmente) y al respeto entre clases sociales.
Aquí nosotros ni nos inmutamos cuando levantaron 105 kilómetros del ferrocarril Cartagena-Calamar.

El exito de Barranquilla es

El exito de Barranquilla es su industria y su empresa, la cual en su gran mayoria es local y sus impuestos se quedan en la ciudad, a diferencia de Cartagena que sus industrias son de gente foranea y este dinero se va fuera de la ciudad. Otra diferencia es que Barranquilla acogio a mediados del siglo pasado a inmigrantes arabes, italianos, alemanes, norteamericanos etc. Y muchos de estos inmigrantes llegaron con nuevas ideas empresariales que hasta hoy se mantienen. Barranquilla sigue siendo de los barranquilleros, Cartagena ya no es de los cartageneros.

¡Claro que son diferentes los

¡Claro que son diferentes los legados culturales! Empezando por la idiosincrasia: Cartagena es una ciudad obsesionada con el cuento de los "negros" y los "blancos", como si la Colonia no se hubiera acabado, y con los los apellidos (tanto que el éxito de un cartagenero se define por cuán cerca está de ciertas familias). Por supuesto, las dos cosas existen también en Barranquilla pero en mucha menor medida. Mientras las élites barranquilleras llegaron a su posición actual a pulso y haciendo por la ciudad, las élites cartageneras sólo sobreviven de los méritos de sus ancestros. O más bien sobrevivían, antes de que las reemplazaran los cachacos. Lo único que nunca cambió fue la masa de desarraigados sin voluntad ni iniciativa que se sienta a ver el traspaso de mando.

A propósito de Lee Kuan Yew

A propósito de Lee Kuan Yew (no "Lee Kuan Yue"), cuando Singapur se dio cuenta de que el egoísmo y la parcialidad del gobierno malayo bloqueaba su desarrollo, simplemente se sacudió de esa tiranía y persiguió su cauce natural con total autonomía: valorando la iniciativa del sector privado y atrayendo la inversión extranjera, siempre mirando hacia el mundo (como corresponde a un puerto) en vez de enfocarse en la distante Kuala Lumpur. El milagro singaporense podría haber ocurrido en Cartagena y Barranquilla.

Si el diagnóstico es

Si el diagnóstico es equivocado la solución igual. Y el concejal está despistado. Cuando Barranquilla se caía a pedazos, un sector de los empresarios entendieron que para el desarrollo del capital era necesario una mejor ciudad. Y avanzaron con sus dificultades. Los concejales de Barranquilla son tan mediocres como los de Cartagena, Pero mientras allá eligen a Char, a Elsa Noguera, en Cartagena eligen a Campo, Barboza, Curi, etc. Esas son las diferencias NO las que dice este mediocre concejal.

En Cartagena poco se ha

En Cartagena poco se ha avanzado en educación a sus pobladores, a pesar de logros innegables. Aún está el discurso miserabilista de negros y blancos, de creer que con el registro civil de nacimiento en Cartagena deben darle un alto cargo. En la ciudad existen unos hábitos de pensamiento perversos que han perjudicado a la ciudad. Las instituciones formales como el concejo son una risa.¿Dos alcaldes aceptables para la ciudad? Tal vez Don Vizo. (el esperpento de La Matuna se le debe a él) y Doña Judith. (No erradicó el bodrio del mercado de Bazurto ni promocionó figuras que la pudieran reemplazar.). ¿Siendo así cómo la ciudad puede estar bien?La combinación infame de dirigencia depredadora y mediocre, y pobladores de baja calidad produce lo que hoy existe. Pero sí hay salidas.

Este escrito hace saltar una

Este escrito hace saltar una pregunta¿Si este concejal llega a conclusiones equivocadas en cuanto a las causas de las diferencias de Cartagena y Barranquilla, ¿qué s e puede esperar de las propuestas que haga? Una de las causas del atraso de la ciudad, además de sus pobladores, son sus concejales, que son ¡repésimos!

Que pobreza intelectual la de

Que pobreza intelectual la de este joven concejal. Que Cartagena no se puede comparar con el desarrollo de Barranquilla dizque porque nosotros nacimos bajo el yugo español. Que esperamos los cartageneros de estos señores que están pendientes a la tajada y no al bienestar común. Como engañan al pueblo. Bueno si elegimos un alcalde inepto que se deja para la cola de concejaluchos. Pobre ciudad.

creo que no entendistes!!!!!

creo que no entendistes!!!!!

Y por que no habla de la

Y por que no habla de la falacia del concejal? por que no dice que el es la marioneta de William Garcia Tirado y que no tiene voz ni voto fuera de lo que le mande su patron? Dudo que esta mala columna la haya escrito el, de haberlo hecho, habria sido peor escrita.

....el hecho ke tan solo sea

....el hecho ke tan solo sea una dimension -la historica- en el entendimiento de un fenomeno multidimensional o multifactorial, no es condicion suficiente para afirmar ke el enfoke historico del desarrollo de las ciudades es falacia....Y la geneologia del problema es probable ke esté en la -al menos- Exaltisima mediocridad No. xx, ke pertenence -al menos- al gran "east" de la chambonería suprema jejejajajaja...