Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-07

Dólar (TRM)
$3.015,47
Dólar, Venta
$2.897,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,59
Euro
$3.236,80
UVR, Ayer
$242,35
UVR, Hoy
$242,35
Petróleo
US$50,93

Estado del tiempo
2016-12-07

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 23:57

Marea max.: 12 cms.

Hora: 16:41

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 4 a 12 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.7 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2016-12-07

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

7 - 8
Taxis
5 - 6
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

Entre Escila y Caribdis

Según la mitología griega, había dos monstruos que vivían en un estrecho marítimo, uno frente a otro.

Escila, que tenía doce pies y 6 cabezas consteladas de dientes agudos, y Caribdis, que ingería mucha agua marina, la cual vomitaba, con las resultas de que se formaba un remolino que se tragaba todo lo que pasara. Por eso, cuando una embarcación pasaba y evitaba a Caribdis, era presa de Escila, o lo contrario; de allí viene la frase “Estar entre Escila y Caribdis”, para significar un dilema difícil, en el cual optar por una solución peligrosa hace caer en otra igual o peor.
Así estamos los colombianos ante las elecciones para presidente con los dos candidatos más opcionados. Uno es Santos, heredero político de Uribe Vélez, quien montó una campaña reactiva, en la cual él aparece del lado de la sociedad y proyectando una mano dura contra la guerrilla, en tanto que su adversario principal, Mockus, es presentado como blando con esta agrupación subversiva.
Esta maniobra le funcionó a Uribe en su primera reelección, pero a Santos el modelo no le ha resultado, pues Mockus no ha actuado de manera reactiva a la propaganda santista, algo necesario para que la estrategia funcione. De otra parte, las herencias políticas no se pueden desagregar: si Santos se apropió de los éxitos de la seguridad democrática, que son muchos, también tiene que cargar con lunares como AIS, el desastre de la salud, el desempleo alto y las “chuzadas” del DAS, para citar sólo algunos.
Mockus, el otro candidato, es una especie de “profeta desarmado”, que predica el respeto “total a la vida” y a la justicia, no al “atajismo” y otras cosas políticamente correctas, adobadas con gestos teatrales. Es cierto que son muy “chéveres” las propuestas, pero tienen el defecto de que son muy difusas para solucionar los problemas nacionales. No obstante, la estrategia ha pegado en los jóvenes, al punto de que la "mockusmanía" es una especie de secta (la Biblia es Facebook), que está empeñada en lograr una utopía política, en donde los miembros de la sociedad se comporten con altruismo y en la cual las medidas pedagógicas sean la nota esencial. Mockus es un fenómeno de opinión y según un análisis reciente de las encuestas, sus seguidores están sobre todo en los jóvenes de estratos altos y de clase media, y en las ciudades de más de 100.000 habitantes, en tanto que Santos tiene más aceptación, irónicamente, en los municipios pequeños y en estratos bajos.
El mensaje de los uribistas es que Santos encarna el uribismo sin Uribe. El de Mockus consiste en una utopía política que predica que mediante la pedagogía se pueden lograr buenos resultados. Al primero lo tachan de epígono del régimen, al segundo lo tildan de encarnar, por lo etéreo de su propuestas, un triple salto mortal, como el que daban antes los trapecistas.
Mi opinión es igual a la que una vez dijo López de Mesa en un debate: “Mi criterio se columpia entre el pro y el contra del galimatías de una definición indefinible”, o sea que estoy entre la abstención y el voto en blanco. En fin, me parece que los colombianos estamos ante esta elección dramática, enfrentados al dilema de elegir entre Escila y Caribdis. Amanecerá y veremos.

*Directivo universitario. Miembro de la Academia de la Historia de Cartagena.

menrodster@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Publicidad
Publicidad
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese