Indicadores económicos
2017-07-26

Dólar (TRM)
$3.026,22
Dólar, Venta
$2.850,00
Dólar, Compra
$2.645,00
Café (Libra)
US$1,54
Euro
$3.523,73
UVR, Ayer
$251,58
UVR, Hoy
$251,59
Petróleo
US$48,75

Estado del tiempo
2017-07-27

marea

Marea min.: -11 cms.

Hora: 09:27

Marea max.: 12 cms.

Hora: 02:06

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 11 a 29 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.0 a 1.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 35 ºC

Pico y placa
2017-07-26

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2 -
Taxis
1 - 2
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

La siesta

Es un placentero rato de sueño después de la comida del medio día. Ha sido privilegio del atraso y compensación del subdesarrollo, pero también costumbre altamente benéfica para la salud.

Por desgracia en el mundo moderno y en las grandes urbes, ya no se vive suficientemente cerca del trabajo como para ir a casa y disfrutarla. Pero ahora algunas oficinas tienen cómodos sofás que se usan, así mismo, en eróticos escarceos.
Stanford, que además de Universidad es una poderosa entidad financiera, se distingue por su Centro de Medicina del Sueño. La clínica, fundada en 1960, fue la primera en Estados Unidos dedicada el sueño. Sigue siendo una de las más importantes para analizar el insomnio.
El principal instrumento de diagnóstico es el polisomnógrafo, que capta las señales eléctricas del cerebro de un paciente dormido. Porque cuando nos quedamos dormidos, parece que nuestro cerebro se ralentiza y su sistema eléctrico pasa de ondas cortas, irregulares, con altos picos, a ondas más largas y uniformes, similares al movimiento del mar, que se hace más suave conforme nos alejamos de la costa.
El insomnio y la depresión se vuelven un proceso que comprende una multitud de trastornos. Así tenemos que hay personas que no pueden dormir debido a una depresión, y otras que están deprimidas porque no pueden dormir.
Ahora se ha descubierto que todos estos desarreglos de conducta obedecen a vainas eléctricas y químicas. El sueño ya no se considera simplemente el tiempo que pasamos inconscientes. Se trata de un estado dinámico con niveles cambiantes de actividad eléctrica y alteración de sustancias químicas presentes en diversas regiones del cerebro. Las caprichosas neuronas ejecutan una danza y una orgía cuando nos quedamos dormidos, y otra cuando nos despertamos de nuevo.
Pero esta teoría de complicadas ecuaciones y reacciones indica que la única razón realmente sólida por la cual necesitamos dormir, es porque nos da sueño. “Si el sueño no cumpliese una función absolutamente vital, es uno de los mayores errores que haya cometido la evolución”, declaró el profesor Rechtschaffenn, autoridad en la materia.
Cuando la creación, Dios descansó un día después de hacer la luz, el agua y todas esas vainas maravillosas.
Ese cuento de asociar siesta con pereza está devaluado. En Harvard descubrieron que el rendimiento de estudiantes después de una siesta que les impusieron fue muy superior al de quienes no la hicieron. Especialmente en identificación de factores, y en tareas de memorización. Otros investigadores descubrieron que durante el sueño el cerebro trata de depositar en la memoria a largo plazo lo aprendido durante el día. La consolidación de la memoria podría ser una función del sueño. Además, de acuerdo con estos sabios, el propósito del sueño sería contribuir a que recordemos lo importante, al permitirnos olvidar lo que no lo es.
Siesta viene de sexta hora, porque primera hora la usamos para algo que nos comprometemos a hacer, y casi siempre aplazamos. Camarón que se duerme… Despierto es sinónimo de inteligente y de vivo. Pero de vez en cuando viene bien dormir, decía un sonsonete hecho canción en los años 80.
Para qué tanta paja, cuando es mejor no pensar en el tiempo que vamos a pasar “dormidos”.

*Abogado, Ex Gobernador de Bolívar y Ex parlamentario.

augustobeltran@yahoo.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese