Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-09

Dólar (TRM)
$3.002,80
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.850,00
Café (Libra)
US$1,57
Euro
$3.170,65
UVR, Ayer
$242,34
UVR, Hoy
$242,32
Petróleo
US$51,50

Estado del tiempo
2016-12-10

marea

Marea min.: -15 cms.

Hora: 00:49

Marea max.: 24 cms.

Hora: 08:19

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2016-12-09

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
9 - 0
Motos
S/M

Los servicios y la democracia

Ayer publicó este mismo periódico a 8 columnas la siguiente noticia: “Otra vez se va el agua.

Durante 24 horas se suspende el servicio de acueducto en más de 60 barrios de la Zona Sur Occidental, para realizar obras de mantenimiento en el sistema.” Según el periodista, “el corte de servicio empieza a las 7 de la mañana, por lo que se recomienda a los residentes de los sectores afectados aprovisionarse de agua para evitar el desabastecimiento”.
La explicación de la compañía Acuacar para tal anomalía es la de que se requiere la “ejecución de obras para mejorar la confiabilidad del sistema de acueducto abastecido por el Tanque Colinas, donde se realizarán obras de interconexión en su tubería de impulsión, localizada en el Nuevo Bosque. El empalme de estas redes de 750 y 800 milímetros de diámetro permitirá a Acuacar poner en servicio aproximadamente un kilómetro de tubería que reemplazará a la existente, la cual está bastante deteriorada, por lo que se daña frecuentemente”
¿Cuántas veces –me pregunto- hemos leído noticias parecidas en la prensa local? ¿No es acaso esta una situación que se ha vuelto común? ¿Común hasta el punto en que es aceptada como algo normal?
Hoy la ausencia de agua perjudica a docenas de barrios suroccidentales, pero hace poco afectó a toda la ciudad, por otro daño cualquiera, y antes a otros sectores repetidamente. Las explicaciones abundan: que se dañó un tubo, que hay que cambiar un material, que hay que hacer mantenimiento, etc. etc. etc.
Igual sucede, o peor, con la energía eléctrica. Es frecuente que el servicio desaparezca súbitamente, y, por supuesto, sin explicación alguna se prolonga su falta por largas horas. Pasa con más frecuencia en los barrios más humildes, pero tampoco deja de afectar a los barrios más acomodados. En el Cabrero, Marbella y Crespo es cosa común no tener agua ni tampoco energía eléctrica.
La pregunta es si esto es normal en el mundo moderno. Y la respuesta es: ¡claro que no! En las ciudades desarrolladas son cosa del pasado los cortes de agua y de energía. Uno puede vivir años en cualquier poblado de los Estados Unidos o de Europa sin experimentar jamás una ausencia de servicios.
La razón es muy sencilla: es un derecho de los ciudadanos recibir un buen servicio, sobre todo cuando se paga cumplidamente por él. Es uno de sus derechos sagrados.
¿Cómo llamar democracia moderna a un estado de cosas en el que los ciudadanos no tienen ninguna garantía de ser respetados en sus necesidades básicas? Además, de qué ciudadano estamos hablando, si ni siquiera ejerce el derecho a la protesta y admite como normal la suspensión repentina de los servicios cada vez que así lo consideran o lo necesitan las compañías privadas.
Es por eso que las compañías de teléfono hacen lo que les da la gana y lo mismo los bancos. ¿Cuántas veces vamos a un cajero a retirar nuestro dinero y nos encontramos con un aviso que dice: “lo sentimos, no hay servicio”?
Cada vez me convenzo más de que entre aquel que vende el voto, el político que lo compra y los pésimos servicios hay una relación de fondo: son síntomas de lo mismo, de la ausencia de una democracia sana.

*Historiador. Profesor de la Universidad de Cartagena.

alfonsomunera55@hotmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Publicidad
Publicidad
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese