Indicadores económicos
2017-08-22

Dólar (TRM)
$2.994,39
Dólar, Venta
$2.898,00
Dólar, Compra
$2.740,00
Café (Libra)
US$1,50
Euro
$3.515,41
UVR, Ayer
$251,75
UVR, Hoy
$251,74
Petróleo
US$48,51

Estado del tiempo
2017-08-22

marea

Marea min.: -7 cms.

Hora: 06:24

Marea max.: 18 cms.

Hora: 23:52

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 16 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-08-22

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

9 - 0
Taxis
7 - 8
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Me llaman Cartagena

Hola estimado lector, gracias por leerme, que de verdad tengo cosas que escribir sobre mi mente.

He estado pasando por momentos difíciles y lo mejor es expresarlo de frente. Me llaman Cartagena, y me identifican como una ciudad alegre, bullera y diferente. Pero quién lo creyera, en el fondo tengo mi timidez y hasta mis inseguridades las manejo por montones. Quienes vienen a mis fiestas me dicen que pasan delicioso, porque atiendo sabrosón. De ahí que tenga éxito como municipio turístico, no obstante, eso no quita que algunos abusan de mi hospitalidad y devoción.

Dicen los entendidos que tengo todas las fortalezas y competencias para ganarme una medalla de oro en los olímpicos de la nueva globalización. Es que, amigo, tengo tantas cualidades y aptitudes que ni yo mismo entiendo la ocasión. ¿Puedes creer? Tengo una excelente localización geográfica, dispongo de puertos competitivos, tengo bahía, refinería, playas, ciénagas y canales, centro histórico, sector turístico, y hasta una zona industrial, comercial y logística con crecimiento exponencial, desde donde puedo recibir y atender al mundo con abnegación.  

Pero que vaina, mi amigo, a pesar de todas esas cualidades y aptitudes, soy el primero en no reconocerlas o valorarlas. No friegues, me enredo con tanta pasión.

Quizás por mi preparación o quizás por mi idiosincrasia y educación, pero otras ciudades hermanas de mi querida familia, Colombia, aprovechan su autodeterminación democrática para elegir gobernantes serios y competentes. Carajo, en mi caso, como que tengo un criterio errático y poco asertivo, y las cosas terminan amargamente. Imagínate, por un lado me la paso quejándome de la situación y de que los politiqueros andan siempre saqueando mis arcas, pero cuando vienen las elecciones nuevamente, increíble, terminamos votando por los mismos de siempre. Estoy jodido. Me frustro. Soy ingenio. Me engañan. Es deprimente. 

Y cuando tengo gobernantes que hacen bien sus cosas y son honrados, tampoco los califico suficientemente. ¿Y saben por qué? Porque al final solo estoy pensando en lo que hicieron por mí, por mi bolsillo, por mi calle, por Vicente, y no por lo que construyeron  por una ciudad incluyente. ¿Y saben por qué, también? Porque creemos que nos lo merecemos todo, sin ofrecer nada a cambio. El Gobierno tiene que resolverme mis problemas. Mientras una parte de la ciudad convive con las culpabilidades ancestrales de una esclavitud que aún vive entre muchos, la otra se acomoda entre quienes tienen 100 años de estar victimizando y pobreteando el espirito latente de la multitud. Es cierto, amigo, pobretea a un hijo y verás que nunca sale adelante, porque en su inconsciente le castras la posibilidad de realizar sus sueños y le dices indirectamente: sé un incompetente.

Cartagena, rompe las cadenas imaginarias de tu mente. Como ciudad privada, estoy creciendo verracamente. El progreso viene siendo un bus donde te montas o esperas al siguiente. No busques excusas. Entiéndeme, por favor, que necesito un sector público decente. Elije coherentemente. ¿Es tan difícil comprenderlo, mi gente?



*Empresario



jorgerumie@gmail.com

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

TEMAS

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Oiga hermano, ¿usted no está

Oiga hermano, ¿usted no está como que muy viejo para andar escribiendo en rimas? Póngase serio, no vaya a perjudicar a nuevos lectores con este ejemplo tan mediocre. La rima solo sirve para la música, y eso, de vaina, porque las mejores letras no llevan tal sonsonete. Ahora ni siquiera puedo usar palabras que terminen en "e" porque me suenan nefastas. Muchos seguramente dirán: no lo lea, no joda; pero es que debía comprobar que en serio, en serio, usó la rima en todo el texto. LÉALO DE NUEVO EN VOZ ALTA Y COMPRUEBE LO QUE LE DIGO.

No evalué que halla escrito

No evalué que halla escrito en cualquier forma, lo cierto es que lo escrito es la triste realidad de nuestra ciudad, tantas cualidades como dice el empresario y estar en UCI, mas mal no puede estar el corralito de piedra, y ahora hasta la naturaleza esta golpeando, todas las plagas están llegando, claro la mayor es la de siempre la clase política corrupta que se concentran en todo el territorio colombiano, no es cuestión de elegir es que el 90% de esa clase esta contaminada, ni siquiera los °indestructibles2" nos salvan. Felicitaciones al señor jorge rumie por excelente escrito, es el fondo del escrito no la forma, señor comentarista.

Todo un intento fallido de

Todo un intento fallido de ejercicio literario. Ejercicio al final del cual el columnista queda con esguinces en más de una neurona. Fracasa. La propuesta es hablar desde la voz de Cartagena, sin embargo, dice “qué vaina soy el primero” debería decir “soy la primera” porque quien habla es Cartagena; “terminamos”, debería ser “termino”, porque Cartagena es una Ella no un nosotros; “Estoy jodido”, debería ser “Estoy jodida”. “Soy ingenio”, ¿quién, el columnista o Cartagena? “parte de la ciudad”, debería ser “parte de mí”, recuerde que es Cartagena la que habla; “estoy creciendo verracamente” ¿quién, el columnista o Cartagena? El final es desastroso. Parece que introdujera otra voz que no se sabe si es el pueblo o el columnista. Todo sin justificación literaria alguna. En serio, ¿cuál es el criterio para seleccionar las columnas de este periódico?

Las intenciones del autor son

Las intenciones del autor son para invitar a la reflexión, NO para ganar un premio de literatura. Usted debería tomar una pinza de cejas y comenzar por depilarse los pen.dejos del or.to. Cuanta crítica destructiva!.

Si las intenciones de un

Si las intenciones de un escritor son sólo reflexivas y nada literarias, entonces es mejor que escriba un diario. (Nota: Después de signo de admiración (!) no va punto.

nadie va a decir que lo que

nadie va a decir que lo que dice el sr este es mentira, es verdad!!!pero no es poeta ni literato. este vargas es defensor de oficio????'deja que los demas opinen tambien.

Viendo el fondo y no la forma

Viendo el fondo y no la forma tampoco es que le vaya muy bien a Cartagena: una parte vive con la culpabilidad ancestrales de una esclavitud y la otra dominando el espíritu de la multitud. No será pues fácil despertar mentes dominadas y marginadas si primero no se acaba con tanta indiferencia y malas administraciones gubernamentales que obligan a los marginados a vender hasta su conciencia. Mientras existan estos comerciantes de la pobreza continuaremos en las mismas.

Excelente señor Rumié, tiene

Excelente señor Rumié, tiene mucha coherencia lo que dice en esa columna.

DIONISIO VELEZ ALCALDE

DIONISIO VELEZ ALCALDE

Fiel retrato de lo que nos

Fiel retrato de lo que nos pasa y sera que volveremos a caer en los mismo? recapacitemos, ya basta de tanto saqueo y a pensar en sacarla adelante con personas idoneas y altruistas que en la ciudad hay muchos pero no los tomamos en cuenta.

mientras no haya una buena

mientras no haya una buena educación no somos capaz de elegir en conciencia, es que se ha vuelto costumbre elegir a sabiendas de estar contaminado.cartagena adolece de lideres que realmente quieran el bien común y que estén dispuestos a generar progreso, la falta de conocimiento de la cosa política nos hace elegir hombres populares y no gerentes que se necesitan. alcaldes gobernadores, concejales diputados parlamentarios. es tal el descaro que si no hay compraventa,la gente no v,ota.