Indicadores económicos
2017-03-24

Dólar (TRM)
$2.921,25
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,59
Euro
$3.150,86
UVR, Ayer
$246,72
UVR, Hoy
$246,80
Petróleo
US$47,70

Estado del tiempo
2017-03-24

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 15:22

Marea max.: 14 cms.

Hora: 08:16

Dirección viento: Noreste

Intensidad viento: 9 a 25 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.1 a 1.7 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2017-03-24

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

3 - 4
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Optimismo razonable

Las cábalas sobre lo que puede deparar el porvenir es una costumbre inveterada. Es parte de una tradición cultural, que tiene en la adivinanza del futuro una expresión clara, especialmente cuando comienza un nuevo año. La bola de cristal que podían utilizar nuestros mayores se ve reemplazada por las investigaciones de opinión pública, que en el caso colombiano están mostrando interesantes augurios.

Las encuestas realizadas en fechas anteriores a la finalización del 2009 evidencian una coyuntura esperanzadora. Tanto el sondeo efectuado por Gallup, como los llevados a cabo por la Andi y Fedesarrollo, confirman una actitud positiva de la ciudadanía colombiana en cuanto a los días por venir. Es una percepción que en cierta medida coincide con los pronósticos de la CEPAL, indicadores de una recuperación del movimiento económico de nuestro país.
Bien sabido es que el factor confianza implica una dosis alta de percepción subjetiva. Que resulta más valida, en la medida en que aparecen componentes objetivos que llevan a asumir una actitud de optimismo razonable. Personalmente estimo que en el horizonte nacional se cuenta con indicadores confiables, para aguardar en los meses siguientes a este comienzo de año un avance de mejoramiento real en las condiciones económicas y sociales de nuestra nación.
El ritmo creciente de la inversión extrajera directa, la paulatina apertura de mercados nuevos para nuestras ventas al exterior, el impulso de la actividad minera y energética y un manejo cauteloso del componente fiscal, nos podrían conducir a un mejoramiento económico sustantivo. Alguna reserva podría tenerse en cuanto al panorama social, que ha seguido acusando síntomas de deterioro preocupante.
El interrogante difícil de despejar se encuentra en el campo político. La indefinición que subsiste sobre una reelección presidencial ocasiona una incertidumbre explicable, que poco favorece a la estabilidad institucional. El nubarrón que le resta claridad al mañana colombiano tiene como raíz la continuidad o no en el ejercicio del poder, del primer mandatario. Despejado este aspecto, las dos jornadas electorales que deberán cumplirse este año en nada afectarían las perspectivas alentadoras a que hacía referencia antes. De ahí que sea tan relevante la determinación que el presidente Uribe Vélez adopte en fecha ojalá no tan remota.
En contraste con los altibajos previstos para muchos de los países latinoamericanos, puede afirmarse que Colombia está en un sendero de progreso confiable. La conquista de esta meta estará condicionada por la conservación del optimismo colectivo, contabilizado en las investigaciones de opinión del año que acaba de finalizar.

*Abogado Consultor en Minas e Hidrocarburos.

marcan2@etb.net.co

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

Don Aurelio hacer cuentas es

Don Aurelio hacer cuentas es demasiado facil y no cuesta nada. Pero hacer cabalas pronosticando el futuro me parece muy arrisgado he incierto. Estoy de acuerdo con su octimismo y de verdad que oirlo lo llena a uno de alegria. Pero somos cuarenta y cuatro millones de personas que todas piensan distinto y no faltan los que por cualquier medio tratan de joder al pais. Bueno asi son las cosas y vamos haber que nos depara el futuro.