Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-05

Dólar (TRM)
$3.049,47
Dólar, Venta
$2.897,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.263,54
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,35
Petróleo
US$51,79

Estado del tiempo
2016-12-05

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 15:05

Marea max.: 18 cms.

Hora: 23:25

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.4 a 0.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2016-12-05

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

3 - 4
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

Vías de crecimiento

Cuando hablamos de competitividad, desarrollo y estrategia, en muchas ocasiones nos quedamos cortos, en especial en países como Colombia, por pensar que sólo deben ser aplicados a las empresas, las cuales, y desafortunadamente, son pocas las que realmente aplican y conocen estos conceptos.

Las resultantes tienen relación en cómo nos criaron y la manera como hemos sido educados: buscar resultados inmediatos, pensar en el corto plazo, han sido modelos a los cuales nos hemos acostumbrado sin pensarlo.
Al hablar de vías de crecimiento me refiero fundamentalmente a la proyección del cómo soy hoy, para poder llegar a lo que quiero ser mañana. Este concepto, que en algunas empresas es aplicado como plan de crecimiento o estratégico, busca identificar las diferentes vías para poder alcanzar su visión.
Ahondar en planeación y gerencia estratégica se convierte en un reto bastante importante, más en una sociedad a la que se le olvidó planear. Desde lo personal, social, político y organizacional, son pocos los que se dan a la tarea de pensar en lo que se quiere, y proyectar esa idea a un futuro, aunque en muchas formas incierto (más aún con este olvido), le hemos dejado al “destino” la suerte de nuestras vidas, organizaciones y sociedad.
Si no somos capaces de decirle a la vida lo que se quiere, la vida le da a uno lo que ella quiera, ya que no conoce qué es lo que en realidad queremos de ella.
Al transcurrir los años, tanto en mi vida personal como profesional, he descubierto que son pocas las personas, e incluso organizaciones, que proyectan su futuro. No saben hacia dónde quieren ir y se pasan la vida apagando incendios, improvisando y viviendo únicamente momentos.
Las empresas que cuentan con un gobierno eficaz practican más la planificación estratégica. Por término medio, estas empresas crecen más de prisa y viven más, son las mejores dotadas para enfrentarse a los cambios y son las más capaces a la hora de aprovechar oportunidades. Entonces, ¿por qué tan pocas empresas cuentan con órganos de gobierno eficaces y hacen la tarea de planificar periódicamente?
Rescato dos razones fundamentales: por un lado, las empresas no imaginan las ventajas y posibilidades que ofrece un sistema formal de planificación ni saben cómo ponerlo en práctica; y segundo, las empresas no cuentan con buenos modelos ni preparadores útiles que las guíen.
Conocerse a uno mismo es importante. Tener consciencia de cómo soy me permitirá llegar al cómo debería ser. El cómo soy hoy se encuentra limitado a los recursos con los que contamos en la actualidad y las acciones que emprendemos al respecto, prioridades, oportunidades y riesgos que estamos dispuestos a tomar. Este proceso básico de planificación necesita de una brújula, objetivos que marquen un recorrido. Visualizar caminos, también es construir el futuro.

*Máster en Negocios Internacionales
Profesor de la Universidad Tecnológica de Bolívar

agomez@unitecnologica.edu.co

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin y no reflejan la posición u opinión de www.eluniversal.com.co.

Publicidad
Publicidad
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese