Indicadores económicos
2018-06-20

Dólar (TRM)
$2.931,78
Dólar, Venta
$2.790,00
Dólar, Compra
$2.680,00
Café (Libra)
US$1,37
Euro
$3.381,51
UVR, Ayer
$258,85
UVR, Hoy
$258,87
Petróleo
US$75,09

Estado del tiempo
2018-06-20

marea

Marea min.: -16 cms.

Hora: 11:49

Marea max.: 14 cms.

Hora: 18:56

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 3 a 11 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.7 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2018-06-20

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 9 a.m - 12 p.m a 2 p.m- 5 p.m a 7:30 p.m.

9 - 0
Taxis
9 - 0
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

La crisis en la cárcel de Ternera

Desde el 2012 se empezó a hablar del hacinamiento en la cárcel distrital San Sebastián de Ternera, cuando algunos denunciantes reportaron que había 700 internos de más.

Es absurdo que un centro penitenciario con capacidad para 1200 personas, tenga hoy, cinco años después, casi el doble de internos.

Según el sindicato del Inpec, 2200 presos están apretados en las celdas y pabellones, y preocupa que “en esta temporada de fin de año la cantidad se eleve a 2300 o 2500”. 

A pesar del aviso a las autoridades, el problema sigue y empeora, pues cada vez son más los presos que deben poner colchonetas en los baños para dormir, pues en las celdas se amontonan hasta ocho internos.

El hacinamiento no es el único dolor de cabeza allí. Este fin de semana se supo que la comida con la que se alimentan los internos no estaría en las mejores condiciones, por lo que la cocina fue suspendida por el Dadis desde el pasado 28 de noviembre, “por incumplir los requisitos sanitarios que establece la Resolución 2674 de 2013 para la preparación de alimentos”.

Al parecer está inundada de verdín y moho, producidos por los residuos sólidos y líquidos que se quedan incrustados en las grietas de los pisos y las paredes. 

El Rancho, como llaman a la cocina del penal, no tiene lavamanos, los sifones carecen de rejilla, y esto lo aprovechan las cucarachas, ratas y ratones, que se pasean a sus anchas.

El calor ahí es insoportable, nadie ha sido capaz de arreglar las campanas extractoras de aire y los ventiladores.

La directora del Dadis, Adriana Meza, le dijo a El Universal que “El Rancho no cumple las condiciones sanitarias en infraestructura, mantenimiento, conservación y preparación de alimentos para el consumo humano. Ahí no se puede cocinar”.

Pero ayer una fuente nos dijo que se sigue cocinando, por lo que es necesario que la Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios no solo cumpla con la sanción, sino que garantice una alimentación sin arriesgar la salud de los internos. El Dadis no debe bajar la guardia.

Al hacinamiento y a la alimentación en malas condiciones se les suma otro problema: la falta de vehículos en la cárcel. Su busetón está varado hace dos meses, lo mismo que una de las dos camionetas.

El pasado sábado, cuando un recluso hirió mortalmente a su mujer durante la visita conyugal, se perdió tiempo buscando un taxi para llevarla a la clínica.

Una cárcel suele tener problemas, pero en Ternera abundan, por lo que allí urge una mirada seria de los entes de control y del Gobierno.

 

 

TEMAS



DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese