Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-10

Dólar (TRM)
$3.002,80
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.850,00
Café (Libra)
US$1,57
Euro
$3.170,65
UVR, Ayer
$242,34
UVR, Hoy
$242,32
Petróleo
US$51,50

Estado del tiempo
2016-12-10

marea

Marea min.: -15 cms.

Hora: 00:49

Marea max.: 24 cms.

Hora: 08:19

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2016-12-10

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

Sábados de 7 a.m a 3 p.m

7 - 8
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - N/A - N/A

Sin respuesta científica a desmayos de menores en El Carmen de Bolívar

-A A +A
 

Al ver los desfiles sucesivos de niñas desmayadas rumbo al hospital local, la ansiedad colectiva se apoderó ayer de los habitantes de El Carmen de Bolívar y su salida fue desoír a sus autoridades, bloquear las vías, obligar al cierre del comercio y chocar con la fuerza pública, agravando un problema que lleva varios meses y que, hasta ahora, ni tiene solución ni explicación científica.

Por ello, la noticia difundida por los medios de comunicación de que en la mañana arribaría a esta ciudad el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, para reunirse con las familias afectadas por el mal que trastorna la vida de sus niñas adolescentes y que todo el pueblo asocia con la aplicación de la vacuna contra el virus del papiloma humano (VPH), creó una suerte de malestar social en el que nadie escuchaba a nadie.

La tensión crecía entre la multitud que se agolpó frente a la iglesia Nuestra Señora del Carmen por el paso raudo de caravanas de motos, con varias niñas desmayadas, lo que corroboraba que la enfermedad no es asunto teatral ni de malestares para llamar la atención, como se llegó a interpretar la situación por medios de comunicación nacional que copiaron apartes de declaraciones del ministro en Bogotá.

LOS DRAMAS
"Este es un problema de vida o muerte y la explicación la tiene el ministro", dijo Martha Inés Ochoa, madre de María José Olivera, de 14 años, estudiante del Colegio Las Flores, quien fue absolutamente sana hasta que, según dijo, le aplicaron la vacuna contra el VPH, la cual asocia con sucesivos mareos, adormecimiento en las piernas, dificultades respiratorias y finalmente el desmayo.

La situación de María José, que la vive desde marzo, cuando recibió la segunda dosis de la vacuna, se repite, de manera inexplicable, para la ciencia médica, hasta este momento, en otras 378 niñas de los colegios locales.

"Mi niña nunca conoció de enfermedades hasta que en el colegio le aplicaron esa vacuna", dice Juan Esteban Bermúdez, padre de otra adolescente, de las cientos que han colmado la capacidad de trabajo del Hospital Nuestra Señora del Carmen, que más de una vez se ha convertido en escenario de choques, entre algunos auxiliares del cuerpo médico y familiares de las pacientes, que no aceptan respuestas como que "su hija no tiene nada", "consígale marido"… y otras frases desobligantes que salieron a flote en el encuentro de los familiares de las afectadas con el ministro Gaviria.

"Cómo vamos a alcanzar la paz si nos están violentando con enfermedades que no teníamos", "no es teatro, nos están matando a las niñas con la vacuna", decían algunos de los carteles con los que la multitud esperaba en la Iglesia del Carmen.

Por fortuna, y en una decisión inteligente, el ministro de Salud no asistió a la cita con la multitud en el templo, pues allí hubiese sido sometido a un juicio de vándalos, en el que seguramente ni los santos del templo se hubieran escapado.

Gaviria, en cambio, citó a un grupo de familias al estadio local, para volver a expresar el total compromiso del Gobierno frente a la atención de las niñas y explicar, paso a paso, lo que están haciendo desde que empezó la situación, pues el Ministerio no llegó a última hora como se argumenta.

No obstante, en el atrio del templo se hicieron presentes delegados de la Defensoría del Pueblo de Bogotá y Bolívar, que vivieron la tensa situación, así como el gobernador de Bolívar, Juan Carlos Gossaín, quien pese a enfrentar el problema como si fuera con su propia familia, vivió, quizás, una de las mañanas más amargas de su vida, cuando seguramente la misma multitud que lo ha aplaudido por su decisión de dotar al pueblo de un acueducto, irrespetó su figura, y tuvo que intervenir la policía para sacarlo ileso de la trifulca que le armaron.

FAMILIARES
Pero qué tienen estas niñas que en un solo día de la semana pasada obligó a 170 de ellas a invadir el hospital en busca de apoyo médico con síntomas comunes por mareos, desmayos, vértigo, pérdida de la actividad muscular…

Esa fue la pregunta que una y otra vez le hicieron, en distintos tonos, algunos salidos de tono frente a la autoridad del ministro y el gobernador, varios de los reporteros que se hicieron presentes en el estadio local... Esa también fue la pregunta de los angustiados padres de familia al Minsalud y al equipo que lo acompañaba, el cual representaba lo más valioso de su gabinete, entre médicos, psiquiatras, psicólogos, toxicólogos, epidemiólogos, salubristas y trabajadores sociales.

Pero la complejidad del problema es tal que, el ministro no descartó la incidencia de la vacuna contra el VPH, que es el creer popular; ni la impotabilidad del agua, que se compra en el pueblo en canecas para luego hervirla y trapear la casa; ni la intoxicación por plomo y otros metales pesados, a la que también se le ha atribuido la enfermedad.

Incluso, hay otras explicaciones al mal, relacionadas con supuestos casos de brujería o un trastorno cultural colectivo, que ya se ha vivido en otras regiones de América Latina, con sintomatologías similares.

Si bien al final se llegó a un acuerdo entre los presentes, el equipo de Gaviria, el Gobernador, los delegados de la Defensoría del Pueblo, el Ministerio Público, el Hospital local y la alcaldía; en la troncal a la Costa Caribe airados ciudadanos se enfrascaron en una batalla campal contra un escuadrón antidisturbios de la Policía, quemaron llantas y multiplicaron la tensión en un pueblo, cuyo hospital tarde y noche seguía recibiendo niñas, que se desmayaban por una causa aún no conocida, y que exige el trabajo conjunto del Ministerio, la comunidad, la Gobernación y los colegios, entre muchas otras fuerzas sociales (Lea aquí: Minsalud adquiere compromisos con familiares de menores de El Carmen de Bolívar).

LOS PACTOS CON LA COMUNIDAD

- Terminar los exámenes de todas las afectadas y entregárselos personalmente. Levantar un censo de todas las afectadas, hasta hoy 378, en el área urbana y rural.

- Continuar la evaluación clínica. Ya se hizo el componente de examen médico, evaluación toxicológica. Hay resultados de 60 exámenes, todos negativos a contaminación por plomo u otros metales pesados. Faltan 220.

- Reunirse con la comunidad y mostrarles los resultados y complementar la evaluación clínica con un examen completo de naturaleza neuropediátrica y pediátrica.

- Mejorar las condiciones de trato humano en el hospital de Carmen de Bolívar para una eficaz atención.

- Implantar un proceso de trabajo sicosocial, incluir a las niñas y sus familias, el estamento escolar, el hospital y la comunidad.

- Rendir informes, mínimo cada diez días, sobre los avances de la investigación y crear un comité interinstitucional.

EN DEFINITIVA

La llegada del ministro de Salud, Alejandro Gaviria, a El Carmen de Bolívar alteró los ánimos de las familias de las niñas que padecen desmayos. La comunidad exigió respuestas. 

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2329 fotos
64177 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

PAPILOMA ES UN EXPERIMENTO MORTAL-- ministro salud miente

URGENTE -- U R G E N T E ---http://www.migueljara.com/2013/11/04/la-del-papiloma-es-una-vacuna-experimental-con-resultados-mortales/

SE ME OCURRE QUE ALGUN ENEMIGO DEL GOBIERNO

HAYA METIDO LA MANO PARA GENERAR ESTO, USTEDES SABEN QUE HAY GENTE QUE LE GUSTA CREAR PANICO PARA REINAR... SE LAS DEJO AHI.

VACUNA ES MORTAL ..es mortal miren investiguen

SANTOS QUIERE ACABAR CON LA JUVENTUD!!!!!!!!! VACUNA MORTAL!!!!.....http://www.migueljara.com/2013/11/04/la-del-papiloma-es-una-vacuna-experimental-con-resultados-mortales/

ARREPENTIOS POR QUE EL REINO DE LOS CIELOS SE HA ACERCADO

SEÑALES PARA LOS QUE CREEN
1 Corintios 1:19-21 Pues está escrito: Destruiré la sabiduría de los sabios, Y desecharé el entendimiento de los entendidos. ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde está el escriba? ¿Dónde está el disputador de este siglo? ¿No ha enloquecido Dios la sabiduría del mundo? Pues ya que en la sabiduría de Dios, el mundo no conoció a Dios mediante la sabiduría, agradó a Dios salvar a los creyentes por la locura de la predicación.

NO SIRVE

Muchas personas dicen que sus hijas, sus vecinas, primas y demas fueron vacunadas y estan perfectamente bien.. SE ESCUCHARAN LOS INFORMES A LARGO PLAZO, DE EXPERIMENTO MORTAL QUE ES LA VACUNA, ASI MISMITO COMO LO DICE EL MANSITO.. Pueblo lean, informense, no traguen entero, no vacune mis hijas y cada dia estoy feliz de no haberlo hecho, mi vecina que si vacuno su hijay esta perfectamente bien ha comenzado a leer y hoy me llamo y me dijo que aunque su hija esta bien de salud, le preocupa su bienestar a largo plazo.. Miren la nena de SANTANDER, estuvo perfecta hasta que le aplicaron la segunda dosis.. NO CAMINA, LEYERON, NO CAMINA-

LEAN

La del papiloma es una vacuna experimental con resultados mortales
Por Miguel Jara
4 de noviembre de 2013Bufete Almodóvar & Jara Enfermedades Marketing del miedo Medicalización Medicamentos peligrosos Vacunas7 Comentarios
La vacuna contra el virus del papiloma humano (VPH) se indica en una franja de la vida en la inmensa mayoría de las niñas que la reciben están sanas o en buen estado de salud, como era el caso de Andrea, la joven que murió hace un año en Asturias tras ponerle esta vacuna. Estas niñas son sometidas al riesgo de una posible reacción adversa grave (incluida la muerte) sin que, como destacan muchos expertos y abundante bibliografía, haya motivos suficientes que justifiquen su beneficio potencial.

Vacuna papiloma chica vacunándose

Éste es la hipotética prevención de un cáncer de cuello de útero, cuya aparición ocurrirá cuando las ahora niñas tengan más de 50 años, debido a que es una enfermedad que no afecte a las adolescentes, sino que su desarrollo es muy lento, con una edad media de presentación del cáncer de 58 años.

Es decir, la información científica disponible sobre la administración de la vacuna, nos permite afirmar, con los argumentos que a continuación se exponen, que presenta una relación coste-beneficio desfavorable, lo que, en estos momentos, debería contraindicar su utilización, al menos de manera masiva (así, la Asociación de Afectadas por la Vacuna del Papiloma (AAVP) lleva tiempo solicitando una moratoria en la aplicación de esta vacuna).

La gran mayoría de las infecciones por VPH se resuelven sin tratamiento, en más del 90% de los casos desaparecen espontáneamente de manera natural en el transcurso de dos años sin causar daño alguno en el organismo, incluidas muchas lesiones precancerosas.

20 millones de mujeres mayores de 15 años de las 195 millones censadas en la Unión Europea tienen, en un momento determinado, una afección genital, clínica o subclínica, atribuible a infecciones por VPH o alguna de sus secuelas neoplásicas. Hasta el momento NO existe ningún estudio científico que demuestre que las vacunas del VPH hayan prevenido un solo caso de cáncer.

Sanofi Pasteur MSD logoLa vacuna no es efectiva contra todos los serotipos cancerígenos del virus. Según la Agencia Española del Medicamento la vacuna del VPH – Gardasil, fabricada por Sanofi Pasteur, Merck Sharp & Dohme -, está indicada para prevenir la displasia cervical de alto grado y el carcinoma de cérvix inducidos por los VPH 16 y 18, pero no sobre otros serotipos cancerígenos.

Hay más de 100 tipos de virus del papiloma humano (VPH), de ellos, alrededor de 40 tipos de VPH se transmite sexualmente y 15 de estos tipos están asociados con el cáncer de cuello uterino y las verrugas genitales en hombres y mujeres.

En los ensayos clínicos se ha podido demostrar que las vacunas contra el VPH pueden prevenir algunas de las lesiones pre-cancerosas asociadas con el VPH-16 y VPH-18, una fracción importante de las cuales se resolverían espontáneamente independientemente del estado de vacunación. Por ejemplo, en mujeres adolescentes de entre 13 y 24 años, el 38% se resuelven después de un año, el 63% después de dos y 68% después de tres años.

Hay que considerar, por otra parte, que la incidencia de cáncer de cuello de útero es muy baja en España, uno de los países con más baja frecuencia y mortalidad por este tipo de cáncer (menos del 0,5% del total de la mortalidad anual en mujeres). Así mismo, la prevalencia en España de los virus 16 y 18 asociados al cáncer de cuello de útero es del 56%, es decir, más baja de lo que se describe en los estudios internacionales, por lo que la supuesta capacidad de prevención deja sin cobertura a cerca de la mitad de las niñas vacunadas.

Hay que reseñar que se desconoce el tiempo de inmunidad que confiere la vacuna por lo que hoy la consideración de efectividad para la prevención de tales afectaciones no es más que una extrapolación o suposición, ya que debido a la historia natural de la enfermedad, que tarda de 20 a 30 años en desarrollarse, todavía NO se ha podido demostrar su capacidad para la prevención.

GSK-logoPor consiguiente, en la actualidad, no hay datos significativos que muestran que Gardasil o bien Cervarix, de GlaxoSmithKline, pueden evitar cualquier tipo de cáncer de cuello uterino, como ocurre con los estudios previos de Merck, en donde el período de prueba empleado fue demasiado corto para evaluar a largo plazo los beneficios de la vacunación contra el VPH.

La autorización para la comercialización de la vacuna se realizó tan sólo con estudios de las propias empresas farmacéuticas, por lo que resulta evidente que habría que aportar también estudios independientes, con expertos que no tuvieran mediación de conflicto de intereses.

Aún en el supuesto de que nos situemos en la hipótesis de una supuesta efectividad, habría que tener estimar los siguientes condicionantes:

1. La fiabilidad de los marcadores utilizados, es decir, si se puede medir con precisión lo que se pretende medir

2. La eficacia de las vacunas contra las cepas oncogénicas de VPH no cubiertas por la vacuna

3. La posibilidad de aumento de la frecuencia de las infecciones por otros serotipos de VPH

4. La eficacia de las vacunas en mujeres que adquieren múltiples tipos de VPH

5. Los efectos de las vacunas en las mujeres con lesiones ya existentes.

Existe, además, un método de prevención alternativo que es la citología por la prueba de Papanicolau cuya práctica clínica está bien establecida y que sigue siendo necesaria para la prevención para la detección cáncer de cuello uterino, aun cuando se administre la vacuna, que no conlleva riesgo porque no hay efectos adversos reseñables, que es eficaz y de muy bajo coste.

Conclusión: Gardasil y Cervarix deben considerarse vacunas experimentales dado que NO hay pruebas científicas que hayan demostrado su capacidad para prevenir el cáncer de cuello de útero, pese a que están siendo promovidas como vacunas contra dicha enfermedad.

Hay razones muy consistentes que cuestionan su necesidad: la mayoría de las mujeres infectadas con el VPH eliminan espontáneamente la infección sin secuelas y son pocos los casos que evolucionan hacia el cáncer en España.
De igual forma, la mortalidad por esta enfermedad es bajísima en nuestro país, en donde ya existe, como práctica rutinaria del Sistema Nacional de Salud, un método alternativo (Papanicolau) eficaz, sin riesgo y de bajo coste para la prevención del cáncer de cuello de útero.

La fiebre no está en las sabanas

Los foristas que traen comentarios amarillistas trasnochados, consultados con sus eminencias Dr. Google y Dr. Wikipedia, les recomiendo que estudien medicina en los portales como El Servier - English Medical Journal -Revue Medicale Francais. El problema no es la vacuna, por una simple observación. Ningún medicamento ni vacuna produce reacciones adversas masivas. "En la naturaleza todo es remedio y todo es veneno" decía Paracelso, cualquier sustancia o vacuna puede dar un efecto colateral, desde una simple roncha en la piel, hasta la muerte, pero estos efectos están cuantificados en porcentajes de la población general, o sea si vacunaron mil niñas en el Carmen máximo entre el 1 al 5% podría presentar una reacción adversa, su numero no pasara entre 10 a 50 casos, pero nunca 200 ni 440 eso es absurdo, pero vaya y explíquele eso a un padre de familia que a duras penas sabe ordeñar o manejar una moto-taxi, nunca lo entenderán. ¿Y las pobres niñas quien podrá ayudarlas?. - Ahora, ¿Jaimito quien es el responsable de todo este desorden? Respuesta: 1. Quien maneja los recursos de la salud en el departamento de Bolivar, 2. Quien dijo que la responsabilidad de vacunar es de la EPS. que a duras penas dan para entregar lo del POS en medio muy desorganizados. -Vacunar es una responsabilidad muy grande exige una disciplina que supera a las de las EPS. ¿Cadena de frió, quien la garantiza?
Miren la mayoría de las EPS entregan este contrato a fundaciones de garaje sin control alguno, esas fundaciones garaje no cumplen los contratos y se los venden a otras de mas bajo perfil y por ultimo no sabemos ni que fue lo que le pusieron a las menores en el Carmen. Lo que hace falta no es un cachaco asustado pidiendo perdón. Lo que hace falta es una investigación verdaderamente seria para establece responsables del mal manejo de la vacunación, y que salgan algunos presos de la Secretaria de Salud de Bolívar y de las EPS que manejaron mal el procedimiento, y a ver si el Ministerio de la desprotección aprende algo y cambia la norma dándole de nuevo esta responsabilidad a funcionarios públicos sujetos a un mejor control disciplinario.