Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-06

Dólar (TRM)
$3.049,47
Dólar, Venta
$2.897,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.263,54
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,35
Petróleo
US$51,79

Estado del tiempo
2016-12-06

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 23:39

Marea max.: 16 cms.

Hora: 15:52

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 16 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-06

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

5 - 6
Taxis
3 - 4
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Alimentarse bien, la clave para rendir mejor en el trabajo

-A A +A
 

Entre la dinámica laboral y el estrés diario es común que no se preste atención a los alimentos que se consumen, lo que ocasiona un bajo rendimiento laboral entre los empleados y una disminución en la productividad diaria.

Según un estudio realizado por la Organización Internacional del Trabajo la mala alimentación reduce hasta un 20% la productividad laboral. Además de aumentar la obesidad y el sedentarismo entre los trabajadores, produce en ellos falta de concentración, cansancio y somnolencia.

“Cada empleado   requiere que haya un balance en su dieta diaria, teniendo en cuenta su  requerimiento energético,  dependiendo de sus funciones laborales”, explica  la nutricionista Adriana Ruíz, coordinadora del programa Equilíbrate de Sodexo Colombia.

Según Ruíz es importante que el trabajador tenga  una alimentación sana, equilibrada, que contenga todos los grupos de alimentos en cantidades adecuadas, que le aporte nutrientes, vitaminas y  minerales. “Hay que tener en cuenta su tipo de actividad, si es un trabajador operativo tendrá una necesidad mucho más alta de calorías  y también de su aporte proteico por el desarrollo de masa muscular y por el gasto que va a tener. Si es un empleado administrativo, que es un poco más sedentario, va a requerir de  menos calorías”,  explica.

El tipo de alimentación indicado para un trabajo más de índole intelectual es el conformado por alimentos que  contengan muchos más nutrientes, omega 3, calcio, hierro, zinc, magnesio y  proteínas, que ayudan muchísimo en el desarrollo del cerebro.

Son recomendables los alimentos con tirosina, que mejoran la productividad, como  las carnes, pescados, pollo y pavo; productos lácteos, como la leche, queso, yogur y requesón; legumbres, como fríjoles y maní. Otros que la incluyen son el tofú, las almendras, las semillas de calabaza, el banano, el aguacate y las  semillas de sésamo.

Y por último, Ruíz recomienda que “en las empresas donde haya gimnasio, la gente  lo aproveche, porque en muchas partes permanecen vacíos. De no haber este tipo de espacios, lo aconsejable es que en lugar del ascensor, se utilicen  las escaleras, que se hagan pequeñas caminatas  como pausa activa, para evitar el sedentarismo que lleva a problemas de sobrepeso y más serios”.

Diga ‘no’ a las grasas saturadas
Un informe  realizado por Organización Mundial de la Salud indica que las grasas deberían representar entre el 15% y el 30% del consumo diario; las grasas saturadas deben  constituir menos del 10% de ese total.

Los carbohidratos deben ser entre el 55% y el 75% del consumo diario, las proteínas necesitan aportar entre el 10% y el 15% de las calorías, y la sal debe limitarse a menos de cinco gramos por día; el consumo de frutas y hortalizas requiere un importante incremento hasta alcanzar por lo menos los 400 gramos cada día.

El consumo de estos alimentos y su buena combinación durante el día incrementan notablemente la productividad laboral además de mejorar la calidad de vida de los trabajadores. Es importante  respetar los espacios de la comida, ya que no hacerlo ocasiona que no se procesen bien los alimentos y no se saque provecho a los nutrientes de los alimentos que se consumen.

Que no le falten estos grupos de alimentos

Adriana Ruíz recomienda algunos alimentos que pueden contribuir con un buen desempeño laboral:

Cereales integrales: Los  cereales  aportan carbohidratos, vitaminas, minerales  y fibra que suministran  la energía necesaria para desempeñar  diferentes labores y mantener un buen funcionamiento intestinal.

Frutos secos: Nueces, almendras y avellanas son ideales para que los empleados puedan mantenerse activos durante el día, ya que su aporte de omega 3 contribuye a mantener la mente ágil  y saludable.
Verduras: La espinaca, ayuda a disminuir el estrés y estabilizan el estado de ánimo en los trabajadores.

Fruta: Este tipo de alimento aporta vitaminas, minerales y fibra necesarios para que el trabajador tenga un buen estado nutricional y de salud. El banano es buena fuente de energía y potasio necesarios al momento de desempeñar  algún trabajo.

Carnes: Estos alimentos son ricos en tirosina, lo que permite mantener una buena productividad laboral durante el día, pues ayudan a regular el estado de ánimo y el adecuado funcionamiento del sistema nervioso central.

El salmón, las sardinas y el atún: aportan ácidos grasos omega3 que ayudan a mantener al trabajador activo, protegido de enfermedades cardiovasculares, además favorecen el funcionamiento del sistema inmunológico.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2327 fotos
64000 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese