Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2017-01-24

Dólar (TRM)
$2.908,53
Dólar, Venta
$2.870,00
Dólar, Compra
$2.730,00
Café (Libra)
US$1,69
Euro
$3.116,48
UVR, Ayer
$242,74
UVR, Hoy
$242,84
Petróleo
US$52,75

Estado del tiempo
2017-01-24

marea

Marea min.: -21 cms.

Hora: 01:20

Marea max.: 14 cms.

Hora: 09:11

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 9 a 21 kms/h

Temp. superficial del mar: 24 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.4 a 0.5 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 23 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2017-01-24

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

5 - 6
Taxis
1 - 2
Motos
1 - 3 - 5 - 6 - 9

Abogado de víctima denuncia amenazas contra sindicados

-A A +A
 

Graves amenazas de muerte contra varios de los sindicados de la desaparición de 11 jóvenes en el municipio de Toluviejo, fueron denunciadas por el abogado de las víctimas, Germán Romero Sánchez, quien manifestó que la acción muestra el grado de desespero en el que se encuentran los militares que presuntamente participaron en los hechos.

“Estamos enfrentándonos a un nivel de presión cada vez más fuerte y seguramente esto se incrementará en la medida en que las personas que participaron y planificaron todo esto vayan siendo vinculados y procesados, como fueron los miembros de la fuerza pública vinculados al Gaula de la Brigada 11 del Ejército, quienes van a llegar a juicios”, sostuvo el abogado Romero Sánchez.
Precisó que las denuncias de amenazas contra su vida y las de sus familiares fueron dadas a conocer en primera instancia por José Dionisio Ramos, más conocido como “Joselito Carnaval”, quien planteó los hechos en audiencia pública desarrollada recientemente en el Palacio de Justicia de Sincelejo.
“Él dijo que ha recibido amenazas tanto en la cárcel de Medellín, como en la de Sincelejo y en razón de eso ha tenido que solicitar protección a la Fiscalía General de la Nación para su hijo y su esposa. Él manifestó que las presiones se han originado después de la indagatoria, cuando denunció toda la empresa criminal organizada para realizar todos estos macabros y lamentables hechos”.

PRUEBAS SIGUEN FIRMES
Afirmó el Abogado que estas presiones no afectan en nada al proceso, pero agregó que a medida que estas se den contra José Dionisio Ramos alias “Joselito Carnaval”, buscarán los delincuentes acallarlo un poco.
“Ya él dio sus declaraciones ante la Fiscalía General de la Nación, las pruebas no se van a cambiar, ni tampoco a desvanecer, no habrá ninguna transformación de las pruebas y afortunadamente él, de una u otra manera, en la audiencia ratificó lo que dijo en instrucción, y es la vinculación de Andrés Pacheco, con Robinson Barboza Almanza, quienes fueron los reclutadores de los jóvenes en el municipio de Toluviejo”.
Añadió que el declarante (alias “Joselito Carnaval”), manifestó que tenía miedo porque el Ejército está metido en esto.
“Recordemos que el Ejército Nacional no ha iniciado ninguna investigación interna por estos hechos, se ha negado rotundamente, pese a la solicitud que se le hizo tanto pública como privada en el sentido que iniciara una investigación y solamente en el famoso caso de Soacha, han presentado algunos resultados, pero en el resto de los casos, cada vez nos damos cuenta que es un repudio y un asco para realizar las investigaciones y mostrar su responsabilidad”.
Enfatizó que el Ejército Nacional, cuando asiste a las conciliaciones de reparaciones directas, niega rotundamente la participación en hechos criminales, argumentando que todo se debió que los hechos se han presentando dentro de sus labores constitucionales de garantizar la seguridad a los colombianos.
Reveló que actualmente por el caso de la desaparición de los 11 jóvenes del municipio de Toluviejo, se encuentran vinculados dos militares.
“Ya les abrieron las investigaciones, están en curso de ser acusados y falta ver que define la Fiscalía General de la Nación y la Unidad Nacional de Derechos Humanos de Medellín. Los dos militares implicados por el momento son Luis Carlos Sierra y otro de apellido Contreras, ambos pertenecientes al Gaula del Ejército de la Brigada 11”.

TRANQUILIDAD PARA LAS FAMILIAS DE LAS VÍCTIMAS
Para el Abogado de las víctimas hay un poco de tranquilidad en las familias, porque ya saben que sus once hijo, sus once hermanos, no eran lo que planteó en una oportunidad por el Ejército Nacional, el Gaula y la Infantería de Marina, que los presentó como abatidos en combates por ser miembros de un grupo de armados ilegales y extorsionistas.
“Cada vez más se clarifica que eran 11 muchachos que departían en Toluviejo, que vivían con sus familiares, que eran conocidos en las instituciones en donde estudiaban y que hacían parte de la sociedad de este municipio, en donde compartían con jóvenes de sus edades”.
Enfatizó que así lo demuestran las pruebas y que no es un decir de sus familiares, ni de la parte civil.
“Esto ha sido demostrado por la Fiscalía y se puede dar fe claramente cuando empiecen los juicios contra los militares, que no podrán argumentar jamás que estos jóvenes eran miembros de grupos armados ilegales y que eran extorsionista como lo han dicho y tendrán que aceptar que estamos frente al tradicional caso de un falso positivo de ejecución extrajudicial”, puntualizó Romero Sánchez.

CONDENAS A ALIAS “JOSELITO CARNAVAL”
Por su responsabilidad en el reclutamiento de 11 jóvenes que posteriormente fueron presentados por el Ejército Nacional como miembros de bandas criminales abatidos en combate, el Juzgado Penal del Circuito Especializado de Sincelejo condenó a 22 años y tres meses de prisión a José Dionisio Ramos Castillo, alias “Joselito Carnaval”.
De acuerdo con la investigación, entre julio y agosto de 2007 las víctimas fueron engañadas con falsas promesas laborales en fincas de la zona, donde percibirían un salario mensual que oscilaría entre 500 mil y 600 mil pesos.
Posteriormente, los jóvenes fueron muertos por tropas de la Fuerza de Tarea Conjunta y sus cadáveres fueron encontrados en el cementerio de Chinú (Córdoba), donde los sepultaron como NN.
Las víctimas fueron identificadas como: Carlos Alberto Baleta Jiménez, Luis Alberto Pérez Mercado, Luis Fernando Mejía Vides, Frank Arley Padilla Bandera, Jhon Jairo Colon Ayala, Daimer de Jesús Hoyos Rodríguez, Cristian Vergara Osuna, Miguel Enrique Jiménez Chamorro, Julio Rafael Julio Olivero, Bernardo Patiño Viloria y Evin David Paternina Parra, éste último menor de edad.
El procesado reconoció ante un fiscal de la Unidad Nacional de Derechos Humanos y DIH, que los jóvenes eran entregados a miembros de inteligencia de la mencionada unidad militar, a cambio de sumas que oscilaban entre 70 mil y 150 mil pesos.
Ramos Castillo tiene otras dos sentencias condenatorias, por hechos en los que fueron ultimados por tropas regulares otros tres jóvenes, entre la que se encuentra la impuesta por el Juzgado Penal del Circuito Especializado de Sincelejo, que lo condenó a 17 años y 3 meses de prisión, por reclutar jóvenes que después eran reportados como muertos en combates con tropas regulares.
Una tercera condena cobijó a alias Joselito Carnaval'. El fallo lo emitió el Juzgado Único Especializado de Sincelejo, por los delitos de homicidio en persona protegida, concierto para delinquir y desaparición forzada agravada.
Además debe pagar una multa de 4 mil 082 salarios mínimos legales mensuales vigentes para el año 2007, a favor del tesoro público y 80 salarios más por indemnización a cada una de las víctimas.

Publicidad
Publicidad
2382 fotos
65992 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese