Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2017-01-17

Dólar (TRM)
$2.924,77
Dólar, Venta
$2.870,00
Dólar, Compra
$2.730,00
Café (Libra)
US$1,65
Euro
$3.124,82
UVR, Ayer
$242,61
UVR, Hoy
$242,64
Petróleo
US$52,48

Estado del tiempo
2017-01-18

marea

Marea min.: -17 cms.

Hora: 23:00

Marea max.: 4 cms.

Hora: 05:56

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 27 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 2.0 a 2.2 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 24 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2017-01-17

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

5 - 6
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 7 - 8

Colombia en Cartagena

-A A +A
 

Colombia ha forjado un cine que ha convertido la tragedia nacional en otra forma de la ficción. De las trece películas que se exhiben en el Festival Internacional de Cine de Cartagena (FICCI), hay una que conmueve por su crudeza realista: “Porfirio” (2011), de Alejandro Landes. Desde que se presentó en Cannes ha cumplido una travesía triunfal por el mundo.



Es la historia verdadera y terrible de Porfirio Ramírez, cuya vida tuvo un giro absurdo y fatal en 1991 al recibir en su cuerpo dos balas perdidas que lo condenaron a la parálisis y a permanecer en una silla de ruedas. Su vida se arruinó desde ese hecho espeluznante e inició un largo y tormentoso proceso de demandar al estado para su indeminización. Mientras esperaba ese milagro en su desesperanza, sobrevivía vendiendo minutos de celular por las calles. Todo parecía morir en el silencio hasta que el joven director Alejandro Landes conoció la historia y conoció a su protagonista y le propuso en 2005 intervenir en persona en la película, dentro del formato de ficción que ideó el joven realizador. La ficción de lo absurdo ya estaba dada en la vida misma. Más allá del ser impedido físico hay una criatura que se resiste a dejarse morir en una silla de ruedas: Porfirio nos da una lección de dignidad y de grandeza humana en la tragedia.

Este filme es una coproducción de Colombia, España, Argentina, Uruguay, Francia. Su director nació en Sao Paulo, Brasil, en 1980.

“Chocó”, es la primera película del colombiano Jhonny Hendry Hinestroza, de Quibdó, que ha logrado devolvernos un paisaje y una historia regional impactante por sus imágenes y por la historia misma. Ese Chocó que a la vez es el nombre de una mujer y una región olvidada de Colombia. Sorprende el auge de un cine que desde la región recupera su visibilidad histórica y nos entrega una obra excelente, incorporando también naturaleza y recursos humanos del entorno y subrayando en el papel que han cumplido los afrodescendientes en la construcción de la nación.

Alexander Giraldo (Cali, 1977), presenta en Cartagena su segunda película “180 segundos”. La crítica ha destacado el empleo narrativo similar a directores como Stanley Kubrick o Quentin Tarantino. Diálogos y actuaciones destacadas en esta premiere mundial.

Gonzalo Mejía, de Medellín, presenta su primera película El gran sadini (2012). Luciano, un joven adolescente conflictivo emprende un viaje al Caribe colombiano, luego de escaparse de su casa de Medellín. En el viaje observa paisajes y seres humanos e intenta ejercer oficios que no conoce, hasta convertirse en el “hipnotizador más joven del mundo”, aprovechando los conocimientos transmitidos por un tío.

Felipe Guerrero (1975), presenta “Corta”, su segunda producción fílmica. Es un documental sobre los cortadores de caña en el Valle del Cauca, sobre los ciclos de siembra y cosecha y el proceso de producción del azúcar en los ingenios.

Se exhibirá en Cartagena, el filme Apatía: una película de carretera, de Arturo Ortegón (Bogotá, 1976). Todo transcurre entre un domingo de ramos y un domingo de resurrección, en la que dos amigos se ven por última vez. Un desenlace tráfico ocurre luego de un viaje a la Costa sin un propósito definido.

Juan Carlos Melo, de Ipiales, presenta su primera película en Cartagena: Jardín de Amapolas. “Aquí no se necesita ser viejo para tener muertos”, dice uno de los personajes de esta película sobre el drama de un campesino y su hijo de nueve años que huyen de su parcela, luego de la amenaza que hacen los grupos armados a la población. Imágenes opresivas de una guerra que no cesa. La presencia de los niños en flash-back son la metáfora de que no todo está perdido.

Un cine que además de contar historias contemporáneas, nos entrega una visión estética y narrativa de los padecimientos y esperanzas de una nación. Aún pueden verse en la programación gratuita de FICCI.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2376 fotos
65682 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese