Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-03

Dólar (TRM)
$3.061,04
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.257,55
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,37
Petróleo
US$51,68

Estado del tiempo
2016-12-03

marea

Marea min.: -13 cms.

Hora: 23:02

Marea max.: 19 cms.

Hora: 13:37

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 1.8 a 9 kms/h

Temp. superficial del mar: 25 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 0.8 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 30 ºC

Pico y placa
2016-12-03

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

7 - 8
Taxis
N/A - N/A
Motos
N/A - N/A - N/A - [object Object] - N/A

Alfredo De La Fé: El amor del violinista

-A A +A
 

Regresé a Cuba en 1979 a grabar un álbum con la Típica 73, era la primera vez que una orquesta iba a grabar a la isla después de la posesión de Fidel. Yo entro a la isla porque ellos nunca me han tildado de nada, a los once años que salí de allí era un niño, no podía tener color político.

Hoy a las 7 de la noche, la bogotana Marcela Chaves Puerto le dirá el sí quiero al talentoso violinista salsero Alfredo De La Fé, en la Iglesia Santísima Trinidad del barrio Getsemaní.
El enlace lo celebrarán luego en Café Habana a donde asistirán los familiares de la novia, la madre del músico y varios invitados de la farándula nacional, amigos cercanos de la pareja.
Los eternos compañeros de salsa de Alfredo De La Fé no podrán asistir por encontrarse, precisamente de gira con la Fania All Star, recorrido al que excusaron al violinista por una sola fecha por tratarse de su matrimonio. Sin embargo, el violín acompañará al amor esta noche, sirviéndole a Alfredo para dedicarle una breve serenata a su esposa, quien lucirá un diseño del momposino Hernán Zajar.
Los hijos del salsero, Alfredo (junior) y Valentina tampoco estarán presentes por compromisos laborales.
La pareja se conoció hace tres años en Nueva York, donde residen, durante una presentación a la que Marcela acudió para verlo y escucharlo tocar, fueron amigos por doce meses en los que ni siquiera “nos tocamos las manos”, dice Alfredo. Hace dos años que viven juntos, hace un mes se casaron por lo civil en la “Gran Manzana” y de inmediato empezaron a organizar la ceremonia religiosa en Cartagena.
“Escogimos esta ciudad porque es absolutamente divina y romántica, nadie puede poner eso en duda”, contesta como en automático, Marcela, cuando se les pregunta por qué quisieron consolidar su unión en el Corralito de Piedra.
Luego de la ceremonia se quedarán dos noches más en Cartagena y después se unirán a la gira musical de Alfredo, en un mes planean ir de luna de miel a Estambul (Turquía).
A ambos se les ve felices, las expresiones de cariño son mutuas y muy constantes, ella es una mujer sonriente a todo momento y él un hombre que asegura estar en la mejor etapa de su vida para asumir este compromiso.
“He tenido varias relaciones, pero es la primera vez que voy a casarme. Antes no lo había hecho, llevaba una vida muy agitada, pero creo que ya estoy más aterrizado, este es el tiempo”.
Alfredo De La Fe sacó tiempo en víspera de su boda para hablar con El Universal sobre su vida musical.

¿En qué momento inclinó usted su gusto por el violín?
-Fue al revés, el violín me escogió a mí. Mi papá me cuenta que a los dos años vi tocar a un violinista por televisión y quedé muy impactado, de hecho yo recuerdo un poco esa sensación y me acuerdo que a los 4 años cuando vi un violín en un almacén de La Habana me di cuenta que era un instrumento real. Mi primer violín lo tuve a los 6 años, no servía, fue un violín viejo que mi papá se encontró en la basura lo llevó a la casa y yo jugaba con él todo el día. Él, al ver mi insistencia, me llevó a estudiar al conservatorio de La Habana Amadeo Roldán y ahí me becaron.

¿Cuándo y cómo salió de Cuba?
-En 1965, en el mes de octubre regresé de vacaciones de Varsovia (Polonia), donde estaba estudiando becado y mi papá dijo que no iba a volver porque nos íbamos de Cuba para Estados Unidos. Nos fuimos en un bote y llegamos a Miami, donde nos esperaron unos familiares. Fue una travesía dura, a la que sobrevivimos no sé a cuántas tormentas. Yo he vuelto a nacer tres veces en la vida, esa fue la segunda; la primera fue recién nacido, nací desahuciado con una enfermedad en los oídos, mi padre me cargó en sus brazos, se fue de rodillas a la iglesia de las Mercedes y yo me salvé; la tercera vez fue cuando salí de las drogas.

22 años en las drogas, ¿cómo se inició en ellas y cómo logró salir?
-Me inicié en eso buscando ser aceptado en el gremio de los músicos que tocaban conmigo. A los 12 años me convertí en un músico profesional, dejé la música clásica y gracias a la oportunidad que me dio Antonio Fajardo en su orquesta me inicié por la salsa. La primera noche me sentí rechazado porque en los descansos de las presentaciones los músicos me dejaban solo, la tercera noche uno de ellos me invitó a ir y me dijo que sí quería probar la droga y acepté. Al principio fue muy divertido, pero los últimos años que estuve consumiendo casi me destruyo. Toqué fondo en 1986 cuando el Papa Juan Pablo Segundo vino a Colombia. Yo vivía en este país hermoso, y el gobernador de Antioquia me propuso cantarle, me preparé dos meses, la casa Fuentes me hizo una edición especial de mi reciente CD para entregárselo y estaba muy entusiasmado porque creía que si el Papa me tocaba la cabeza yo me iba a curar de la doble adición que tenía, alcohol y droga. Bueno mi cita era a las 9 de la mañana y la noche antes me fui a tomar un traguito para celebrarlo y fue un trago que se prolongó por cinco días, es más, cuando llegó la hora de la cita dije: quién quiere ver un viejito vestido de blanco y seguí enrumbado hasta que ya no pude más, cuando desperté el Papa se había ido de Colombia y por primera vez cuando me miré al espejo vi, además de un hombre físicamente destruido, vi mi alma destruida. Ese fue mi fondo. Llamé a una amiga y ella me llevó a una terapia de recuperación que ha seguido hasta hoy, gracias a Dios, 24 años después.

¿Quién fue Celia Cruz en su vida?
-La persona más hermosa que yo he conocido en el mundo. Crecí a su lado porque fue mi madrina de bautismo y mi padre fue quien la lanzó en su carrera musical. Cuando me fui de Colombia lo hice por petición de ella, me fui a Italia para ser su director artístico durante los últimos cinco años de su carrera en el escenario. Era una mujer fuerte, le aprendí la puntualidad, en ese tiempo llegamos a visitar 30 países en 40 días, Los músicos jóvenes, con 20 años, y yo éramos muertos por el cansancio y ella era la primera a la que veíamos bailar, cantar y gozar.

Usted habla mucho de su padre ¿Cómo lo recuerda?
-Con mucho orgullo, fue un pionero de lo que hoy conocemos como salsa, se llamó también Alfredo De La Fé y fue el primer cantante de habla hispana que cantó en la Scala de Milán en 1918 cuando supuestamente si no se era italiano no se podía cantar ópera.

¿Quiénes fueron sus maestros en la música?
-Antonio Fajardo me enseñó las raíces de mi música. Tito Puentes, a quien conocí desde que estaba con Fajardo, me enseñó el profesionalismo y una cosa que no se me olvida. Me decía mírale los pies al bailador, si les ves ritmo la cosa está buena. A Jerry Massuci, dueño inicial del sello Fania, quien unió a todo ese catálogo de salseros tremendo y quien acogió, inteligentemente, la palabra salsa para agrupar todos los ritmos cubanos a una identidad y a Eddie Palmieri, quien fue el que me abrió un lugar como violinista solista, en la salsa. Él no tenía violinistas en su orquesta y se le enfermó un trompetista, entonces llamó a unos amigos para que le recomendaran uno y ellos me enviaron a mí. Toqué la primera noche y enseguida me propuso trabajar con él. En las demás orquestas era un violinista más, en la de él tenía un puesto exclusivo y ante semejante oportunidad empecé a experimentar adaptándole al violín aparatos electrónicos que salían para las guitarras. Él me enseñó la locura de la música y tenía un dicho sabio: en los errores es donde se encuentra las grandes obras.

¿Qué recuerdos tiene de Héctor Lavoe?
-Con Héctor fue que empecé yo mis primeras andanzas en el mundo de la noche y de la droga y el alcohol. Los ocho meses que él vivió en Colombia lo hizo en mi apartamento en Cali. Estábamos bien enrumbados cuando me dice: estoy bien aburrido de vivir, me voy a matar, me voy a colgar con el corderito de la persiana, me dejó caer y me ahorcó; y entonces remata, pero bien serio: ¡huy hermano! el único problema es que si se rompe el corderito son 15 pisos. Fue algo que me causó mucha gracia, pero fíjate, años después Héctor terminó tirándose de un noveno piso en Puerto Rico. Él fue una persona alegre, un loco total, que tuvo que sobrevivir a muchos infortunios en la vida y un día contempló la posibilidad de no vivir más.

¿Por qué los actuales salseros no han podido superar a ninguno de los miembros de la inigualable Fania?
-Creo que eso merece aclarar que la raíz de la salsa es Cuba. La salsa está en un estancamiento muy grande porque no ha habido evolución, como llegó la música a Estados Unidos desde Cuba así se ha quedado, los salseros siguen tocando lo mismo desde hace 50 años, en parte porque la música es originaria de Cuba, entonces la gente que en cierta forma ha evolucionado la salsa son los cubanos, allá hay una melodía tremenda que le dicen La Timba, pero debido al bloqueo en el que está la isla esto no sale a otras latitudes. La otra razón es que al público le sigue gustando lo mismo.

¿Qué anécdota recuerda con sus amigos músicos?
-(Risas) Hubo un músico muy importante en Nueva York, que no voy a decir el nombre, que tenía la esposa y tres amantes. La esposa se enteró donde vivía una de las amantes y fue con un hacha, se metió en la casa, la desbarató en pedacitos, pero se había equivocado de casa, se había metido en la casa del vecino y se la llevaron presa y llegó el músico a decirnos con una cara de desolado, ‘¿muchachos será que ustedes me colaboran para que toquemos los tres próximos bailes gratis para pagar los daños para que fulana pueda salir de la cárcel?’ y nos tocó hacer tres bailes gratis para que ella saliera de la cárcel.

Publicidad
Publicidad
2322 fotos
63892 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese