Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2017-01-19

Dólar (TRM)
$2.934,58
Dólar, Venta
$2.870,00
Dólar, Compra
$2.730,00
Café (Libra)
US$1,65
Euro
$3.124,82
UVR, Ayer
$242,64
UVR, Hoy
$242,67
Petróleo
US$51,08

Estado del tiempo
2017-01-19

marea

Marea min.: -18 cms.

Hora: 23:33

Marea max.: 7 cms.

Hora: 06:29

Dirección viento: Noreste

Intensidad viento: 5 a 21 kms/h

Temp. superficial del mar: 27 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.5 a 2.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2017-01-19

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

9 - 0
Taxis
5 - 6
Motos
0 - 2 - 4 - 7 - 8

Helena González, en pie de lucha por las mujeres

-A A +A
 

Es una heroína anónima. Ha hecho mucho por las mujeres y sus derechos. Es de menuda estatura, voz suave, de grandes convicciones y aguerrida.

No es liberal ni conservadora. Nunca se casó porque no quería que su libertad fuera coartada. Se considera de izquierda y cree que las grandes soluciones se logran con grandes voluntades.
Es Helena González Pérez, una de las primeras sindicalistas de la ciudad, mujer frentera e incansable luchadora por los derechos humanos, sobre todo el de las mujeres.
Helenita - como es conocida- nació en Flor del Monte, - un pueblo de Sucre que está en las estribaciones de los Montes de María -, en el seno de una familia conformada por un médico, el único del pueblo, y una mujer campesina.
Su familia tradicionalmente es de maestros. Su abuela paterna y su padre lo fueron. Ella siguió la misma tradición “es que es algo que nos corre por la sangre”.
Su primer trabajo en Cartagena se lo dio la familia Rueda Garceránt del barrio Torices y fue en el Colegio Rueda Linero, cuando tenía 18 años.
Después de seis años en esa institución, pasó a la Obra Social San Pedro Claver, su gran escuela, tal y como ella misma lo califica, que estaba localizada en el Edificio San Francisco – donde está ahora la Universidad Rafael Núñez frente al Centro de Convenciones -, y donde empezó su labor con la comunidad.
Junto a un grupo de compañeros creó la escuela de sindicalismo de Cartagena y la primera escuela de educación no formal que tal vez hubo en la ciudad.
“Todos los que conformábamos el sindicato nos turnábamos para ayudar a esas personas que no tenían formación o que la tenían pero de manera deficiente.
“Eramos gente entusiasta, altruista, tranquila y a nosotros venían muchas personas para que las asesoráramos y los ayudáramos a hacer sindicatos”.
Y fue así como ayudó a crear el sindicato de las mujeres tabacaleras en El Carmen de Bolívar y Ovejas (Sucre).
“Eran mujeres que trabajaban en un ambiente que no era sano, muchas de ellas morían agotadas por el daño que les causaba el tabaco. Logramos con el sindicato que se hiciera una convención de trabajo, que negociaran con los patronos.
No teníamos ninguna intensión dañina, simplemente que reclamaran lo que les correspondía. No éramos corruptos”.
La primera bolsa de empleo la organizó ella, en su oficina en el Edificio San Francisco y con total desconocimiento de lo que estaba haciendo.
“Llamaba a los gerentes de varias empresas de Mamonal y les preguntaba si tenían alguna vacante.
Pensé que era algo natural, y de hecho lo era, pero no tenía idea de la importancia de esto. Mucha de las personas que consiguieron empleo ya están casi para pensionarse”, comenta Helenita quien demuestra ser una mujer modesta, sencilla y entregada cien por ciento a lo que hace.

TERNURA EN EL CORAZÓN

“¿Todavía tienes ternura en el corazón y sabes escuchar a la gente?”, Esa fue la pregunta que la entonces directora del ICBF seccional Bolívar (1967), Silvia Zambrano de Seni, le hizo a Helena González, antes de nombrarla directora del Hogar Infantil de Fredonia.
“Ese nombramiento me hizo renunciar del sindicalismo, desligarme de las huelgas y empecé a conocer a las mujeres y la pobreza en la que estaban sumidas, conocí sus carencias. Cuando vi todo esto decidí dejar todo a un lado y empezar a trabajar por las mujeres”.
En 1975 y con ocho mujeres, conforma la Fundación para el mejoramiento familiar de Cartagena - Fundafamiliar – que trabajaba con las comunidades de Fredonia, Nuevo Paraíso y barrios aledaños.
“Creamos varias microempresas y una empresa comunitaria que se llamó La Madre y el Niño, donde trabajaban la carpintería, la modistería.
Hacíamos contrato de mucho dinero, la empresa llegó a desarrollarse mucho, teníamos restaurante, panadería y todo esto gracias al apoyo de la Embajada de Canadá que nos ayudó mucho”.
Helenita reconoce que las primeras mujeres que empezaron a conocer sus derechos y a hacerlos valer fueron las de Fredonia y Nuevo Paraíso.
“Y sus hombres también fueron los primeros en respetarlas” reitera.

LUCHA POR LAS MUJERES

En 1992 se crea la Unión de Mujeres de Bolívar, integrada con 52 mujeres de distintos sectores de Cartagena y del Departamento de Bolívar, decididas a organizarse y a impulsar la participación en la vida política, económica, social y cultural. Así como a asumir liderazgo.
El 8 de marzo de 1992 fecha en que se conmemora el Día Internacional de la Mujer, mediante asamblea son aprobados los estatutos y elegida la junta directiva de la Unión.
“Los estatutos tienen mucho de la Constitución de 1991, ese año nos volvimos todas locas porque la palabra mujer estaba contemplada en la Constitución en toda su extensión.
El objetivo primordial de la Unión es el conocimiento de los derechos de las mujeres, que se valoren, se respeten y se hagan respetar”.
Helena recuerda que el comienzo de la lucha por la reivindicación y respeto de los derechos de las mujeres fue difícil porque “nos tocaba bastante trabajo, era hacernos escuchar y los hombres eran tesos, casi nos tapaban la boca y nos miraban con risa burlona”.
Dice que todos estos años de lucha, más de 40, han valido la pena porque hoy en día ya las mujeres se levantan, no dejan que sus derechos sean vulnerados y lo más importantes ya no son sometidas “y se valoran”.
“Aunque todavía falta mucho como la igualdad de oportunidades que aún no la vemos”.
Esta mujer líder, guerrera comprometida y de gran corazón, dice que nunca se cansa y que aún, y pesar de su edad, sigue en pie de lucha por las mujeres y sus derechos.

Publicidad
Publicidad
2377 fotos
65749 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese