Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-05

Dólar (TRM)
$3.061,04
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.800,00
Café (Libra)
US$1,60
Euro
$3.257,55
UVR, Ayer
$242,37
UVR, Hoy
$242,37
Petróleo
US$51,68

Estado del tiempo
2016-12-05

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 15:05

Marea max.: 18 cms.

Hora: 23:25

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 06 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.4 a 0.6 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 31 ºC

Pico y placa
2016-12-05

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m- Sábados de 7 a.m a 3 p.m

3 - 4
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

La apuesta de la cultura en Cartagena

-A A +A
 

Estar con sus dos hijas y su familia es lo que más extraña. Cree en Dios y es una convencida de que la espiritualidad fortalece y nos hace integrales.

Bertha Lucía Arnedo es la cartagenera que asumió como nueva directora del Instituto de Patrimonio y Cultura de Cartagena en la administración del alcalde Manolo Duque. “Dios me ha puesto aquí y va a acompañarme en esta labor”, dice.

Sabe que no será fácil lograr todos los retos que tiene pero confía en sus conocimientos y en su experiencia durante más de 10 años como docente en la Universidad de Cartagena, donde además fue gestora de la emisora UdeC Radio y directora del programa de Comunicación Social y vicedecana de la Facultad de Ciencias Sociales y Educación.

Inteligente, responsable y dedicada. Así la describen quienes la conocen. Muy seguramente esas cualidades le han permitido alcanzar sus propósitos.

“Soy el resultado de unos abuelos que a pesar de no haber ido a una escuela soñaron con que sus hijas estudiaran y luego de una madre cabeza de familia que aún con dificultades le apostó a la educación. Cada cosa que he alcanzado ha sido por el esfuerzo de estudiar y hacer siempre las cosas bien”.

Tiene la convicción de que cumplirá su misión pero aclara que no viene “a ser mesías (salvadora) de la cultura sino apóstol de la cultura, es decir, a servir”.

¿Qué estudios has realizado? -pregunto- Casi sin mover sus labios al pronunciar las palabras me responde: “Hice estudios de especialización en Gerencia Empresarial, una maestría en Comunicación con énfasis en Desarrollo en la Universidad del Norte y acabo de terminar estudios académicos de doctorado en Comunicación, en la línea de cultura, con la Universidad Nacional de la Plata. Estoy adelantando mi tesis para obtener el título. Mi perfil de comunicadora está asociado a la cultura como elemento transversal para el desarrollo”.

Como comunicadora tiene la certeza que la cultura lo es todo. “La cultura es un documento público, un documento activo que todos debemos vivir, que todos debemos conocer, que debe circular de muchas maneras, que no se limita a la música, al teatro, a las Fiestas de Independencia. Este instituto se llama de Patrimonio y Cultura, ahí tenemos dos frentes importantes, patrimonio material, patrimonio inmaterial y nuestra apuesta es transitar por el IPCC con la experiencia acumulada de la gestión en la Universidad de Cartagena”.

¿Cuáles son los planes que se tienen para el Instituto de Patrimonio y Cultura durante la administración del alcalde Manolo Duque?

- Nuestra intención y planes para IPCC pasan por el fortalecimiento de la imagen institucional, la recuperación de la confianza tanto de los gestores culturales, las ONG y los actores festivos como de la empresa pública y privada, porque necesitamos aliados. Y de otra parte democratizar la cultura, generar unas posibilidades de apoyo a los proyectos culturales de una manera más amplia y más sostenible, las convocatorias por ejemplo de estímulos van a ser una tarea importante, pero para que logremos que esas convocatorias no queden desiertas tenemos que cualificar a los mismos gestores, que aprendan a hacer proyectos, que sean emprendedores. Para el plan de gobierno Primero la gente, del alcalde Manuel Vicente Duque, los recursos de la cultura son sagrados, los vamos a cuidar y los vamos a optimizar en pro del fortalecimiento y la sostenibilidad de los procesos culturales y las distintas manifestaciones artísticas pero también del patrimonio, de la investigación y de la proyección nacional e internacional.

¿Cuáles son los principales retos que tiene el IPCC?

-En patrimonio, fortalecer el comité técnico, por el cual pasa mucho de lo que se hace en el Centro Histórico, fortalecer todos esos procesos, dar resultados certeros con respecto a la salvaguarda, pero también seguir ofreciendo espacios de cualificación a arquitectos e ingenieros en términos de la norma urbanística y de patrimonio, sensibilizar a la ciudadanía para que se convierta en aliada nuestra, para que valore y denuncie los procedimientos que se consideren que están alejados de la salvaguarda del patrimonio.

En cultura, vamos a fortalecer la relación con los gestores, a seguir trabajando por lograr que el Ministerio reconozca las Fiestas de Independencia como un Patrimonio Cultural Inmaterial de Colombia. Pensamos asumir ese reto y por supuesto de la mano de todos los actores, de los gestores, de las ONG y de las fuerzas vivas de la ciudad para fortalecer no tanto el documento sino el proceso, argumentar y dar sustento metodológico a este proyecto para nuevamente sentarnos con el Ministerio y poder avanzar en esa apuesta. Es uno de nuestros proyectos bandera este año.

Con respecto a las Fiestas de Independencia, queremos hacer unas fiestas que no se confundan con otras festividades, que no se confundan en su misión y en las que demos valor a lo histórico, a lo cultural, a nuestras expresiones y a nuestra identidad.

El otro asunto es el Teatro Adolfo Mejía, que depende del IPCC y sabemos que hay un compromiso de mantenerlo, de invertir en él. Y finalmente la red de bibliotecas, tanto las distritales como las comunitarias con las que tenemos convenios, vamos a fortalecer la agenda cultural.

¿Cómo le aportaría tu experiencia como docente a estos retos que planteas?

-Vengo de un sistema de gestión de calidad, en el que todo se traduce en resultados, pero también vengo de una vivencia permanente donde todo forma de alguna manera. En ese sentido, lo que quiero es aportar mi experiencia. Vengo de trabajar con 470 estudiantes, 36 profesores de distintos perfiles, con muchos egresados, con mucho público y creo que toda esa experiencia de fortalecimiento en términos de relaciones interpersonales e interinstitucionales es útil, pero sobre todo quiero fortalecer los aspectos académicos del IPCC, las agendas y construirlas en alianza con otras instituciones, va a ser muy importante.

Han surgido propuestas para cambiar de nombre a las Fiestas de Independencia por Fiestas Populares del 11 de Noviembre. ¿Qué opinas?

-Son propuestas, llegan todos los días y eso me parece muy interesante porque se ve la creatividad, el interés por la cultura y por las distintas expresiones, pero creo que llegará el momento. Creo que el asunto no de cambiar un nombre, es de concebir las fiestas desde nuestras tradiciones e identidades e identificaciones.

Hay que generar el sentido de pertenencia por las Fiestas, por ejemplo en Barranquilla la gente quiere mucho su carnaval...

-Sí, en Barranquilla para carnavales la gente se queda. El barranquillero hace parte de la comparsa, de la fiesta del club, de las casetas. En Cartagena, la mayoría de los cartageneros se va, aprovechan para salir a oxigenarse, se van para las islas, para otra ciudad... Allí hay un tema de articulación y el IPCC con instancias como Secretaría de Participación, Secretaría de Educación, tenemos que empezar a generar sensibilización entre los ciudadanos, el sentido de pertenencia. Pero eso es parte justamente de la concepción de las fiestas. Empezar a sensibilizar desde ya en las escuelas, que los niños sepan cuál es el valor de las fiestas que celebran, por qué ese día, cuáles son los personajes que debemos conmemorar o recordar, por qué son tan importantes para nosotros. También hay que pensar en los aliados interinstitucionales que están de cara al desarrollo de la ciudad. En Barranquilla, por ejemplo, los hoteles arman fiestas, fandangos, etc. Aquí también necesitamos que la oferta en términos de vinculación de eventos a las fiestas por parte del sector privado para la ciudadanía pueda ser una opción. Las fiestas no se pueden limitar al Bando porque sería minimizar el sentido y el valor histórico y de patrimonio inmaterial que tienen para nosotros.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2325 fotos
63972 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese