Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2016-12-09

Dólar (TRM)
$3.002,80
Dólar, Venta
$2.900,00
Dólar, Compra
$2.850,00
Café (Libra)
US$1,57
Euro
$3.170,65
UVR, Ayer
$242,34
UVR, Hoy
$242,32
Petróleo
US$51,50

Estado del tiempo
2016-12-10

marea

Marea min.: -15 cms.

Hora: 00:49

Marea max.: 24 cms.

Hora: 08:19

Dirección viento: Variable

Intensidad viento: 5 a 15 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.8 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 26 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2016-12-09

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
9 - 0
Motos
S/M

Petrona Martínez, en pie para nuevos bullerengues

-A A +A
 

Petrona Martínez palotea el sancocho con la misma paciencia y dulzura con que junta los recuerdos para hacer un bullerengue. Desde temprano ha  dispuesto un enorme caldero para  un sancocho  de bendición de la casa que le ha entregado la Gobernación de Bolívar, en Arjona. 

Hace muchos años cuando aún era la mujer que cantaba mientras recogía arena en el arroyo de Palenquito, su amigo el tamborero Guillermo Valencia nos llamó al periódico para que viniéramos a su casa a escucharla.  Recuerdo que su hija Araceli Llerena  no dio vueltas para despescuezar una de las gallinas para el sancocho de aquel día.   Todo ocurrió mientras conversábamos con Petrona.

La vida no era la misma si Petrona no cantaba.  Y si no escuchaban su voz, alguien solicitaba que cantara mientras recogía la arena. Ahora es el mundo el que le solicita que siga cantando. Petrona dice que no tiene sentido que “los homenajes a las cantadoras se les haga después de muertas. Eso para qué.  Los que gozan son otros. Este homenaje que me han hecho  junto con la sorpresa de la casa que había soñado, es un prem.io en vida. Eso me hace feliz”.

Petrona dice sentirse muy bien de salud para emprender su agenda de conciertos, Hace poco estuvo en París y ha ido cuatro veces  a Bogotá. “Mi problema es que tenía el estrés regado por todo el cuerpo y me estaba cogiendo la cabeza”, me dice.

“Yo pensaba que me iba a morir. Todo empezó con un mareo y me fui desmoronando. Los médicos me dijeron que la culpa la tenía el azúcar, y me prohibieron todo lo que me gustaba. El chicharrón que tanto me gusta. Y los médicos estaban haciendo morcilla con mi sangre. Me puse tan flaca que ya no podía ponerme las sortijas. Le preguntaba a Dios si me daría una nueva oportunidad y me la dio. Aquí estoy en pie para seguir cantando. Me dí cuenta que había perdido la sonrisa de antes cuando vi el retrato que me pintó Alfredo Torres  en su taller del Carito y vino personalmente a traerlo  a Cartagena”.

El enorme retrato al óleo capta a Petrona con su sonrisa en uno de sus conciertos, con una pañoleta amarilla y una flor roja en la cabeza. Petrona le dijo al pintor que muy pronto recobraría la sonrisa que tenía el retrato. La pintura permaneció en la Calle Lomba de Arjona, arropado en la sala de la casa. La artista no tenía una pared donde colocar su pintura. Lo primero que hizo al recibir su nueva casa, fue buscarle sitio al cuadro.

LA MULTITUD SONORA

Petrona dice que cuando  canta nunca se siente sola en el escenario. Junto a ella hay hay una multitud de mujeres que le cantan al tiempo, son las voces de su abuela y su bisabuela y la parentela  de cantadoras de toda la región de Mahates y de su tierra de San Cayetano, donde nació en 1939.

Tres de sus canciones impactaron en la Plaza de San Juan Nepomuceno: “Congo no va a mi rosa”, “Niño que llora en los Montes de María” y  “Porque mi boca es así”.

LAS NUEVAS VOCES
Cree que la aparición de nuevas voces jóvenes dentro del canto ancestral, es algo positivo, pero hay una responsabilidad enorme para mantener en alto ese patrimonio. “A mí no me disgusta que haya jóvenes que canten lo que yo canto. Ellas tienen que recoger el legado de la disciplina”.  Su manager Maite Montero está escogiendo música para el nuevo álbum de 2014.

Petrona no se sienta a componer. Se deja llevar por la melodía y los recuerdos. Deja que las voces del pasado la invadan. El bullerengue fluye por sus venas. Le canta a su vida. En esta tregua de su enfermedad,  la composición ha estado en pausa, pero ya tiene sed de nuevos bullerengues. Un bullerengue de como la vida se impone más allá de la muerte. Dice  que está viva gracias a Dios y a sus hijas María del Carmen Urueta, Nilda Rosa Llerena, María del Rosario Llerena, Joselina Llerena, Araceli Llerena, Álvaro Llerena y a su hijo Luis Enrique Díaz en el cielo.

“De la música se puede vivir y sobrevivir. Yo gano y comparto. Guardo y comparto.Me gusta compartir con mis hijos. Dios es muy grande conmigo. Una de mis hijas, María del Carmen es evangélica, jamás hemos tenido problemas por creencias religiosas. Un día yo cometí la imprudencia de pedirle que me comprara un cigarrilo. Las cosas de Dios. Mi hija no se atrevió a ir a la tienda a comprar cigarrillos.  Y buscó a alguien que le hiciera el mandado. Todo por mí. Y yo me quedé pensando cómo debía sentirse ella al ponerla en semejante cosa. Bueno, es Dios el que me ha puesto de pie para seguir cantando”. Mira a su hija Joselina y me dice en voz baja: “Ella es una gran cantadora”.

Tiene el mismo timbre de voz de su madre. En el homenaje que se le hizo a Petrona en el Carito ella no pudo ir porque estaba muy enferma en diciembre de 2012, y fueron sus hijos. Y la sorpresa es que Álvaro y Joselina cantaban imitando la voz de Petrona.

Petrona es como esas viejas matronas de nuestros pueblos que se convierten en la columna vertebral del destino y espíritu de sus casas. Pero todo lo hace en función de su pueblo, su familia y  su gente que ve en ella a una reserva humana y artística. Petrona tiene fe que en Arjona comienza una nueva  oportunidad para su trabajo artístico, en un espacio propio.

Con el sabor del bullerengue, el sancocho está servido.

BULLERENGUE PARA EL MUNDO

“He cantado en 40 países del mundo, pero lo que más extraño es el sabor de mi tierra”, dice Petrona Martínez, al estrenar su  casa en el Barrio Nuevo, sector La María, en Arjona, entregada por la Gobernación de Bolívar.

Petrona nació en San Cayetano en enero 27 de 1939. Recibió dos nominaciones a los Premios Grammy.

Dios ha sido muy grande conmigo y me ha dado la oportunidad de seguirle cantando al mundo”:
Petrona Martínez.

Petrona ha representado a Colombia  en Inglaterra, Canadá, Brasil, Alemania, Francia, Marruecos, Malasia, España, entre otros.

Notas recomendadas
Publicidad
Publicidad
2329 fotos
64166 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese

Comentarios

LECTORES ENTERENSE : EL

LECTORES ENTERENSE : EL UNIVERSAL TIENE TROLERS. EL MAS ESTUPIDO ES JAIME SALCEDO. YA VERAN SUS IGNORANTES COMENTARIOS DESPUES DEL MIO. LUEGO VENDRA NUEVO, BRATHOLD, JERONIMO, ETC...